Economia 22/01/2021

Hacienda cambiará el reglamento de la comisión sobre los fondos europeos con las autonomías

La modificación se aprobará en la próxima reunión y pondrá fin al "voto de gloria" del ministerio

Núria Rius Montaner
3 min
La portaveu del govern espanyol, Maria Jesús Montero, en roda de premsa posterior al consell de ministres d'aquest dimarts.

MadridLa relación entre las comunidades autónomas y el gobierno español sobre la gestión de los fondos europeos no vive el mejor momento. Muchas comunidades han pedido al Ejecutivo más transparencia y "mejorar la cogobernabilidad" a la hora de repartir los fondos. De hecho, el malestar se trasladó por última vez este jueves, en el marco de la constitución de la comisión sectorial sobre los fondos europeos entre el ministerio de Hacienda y las autonomías. La comisión terminó con el "compromiso" del ministerio de Hacienda de cambiar el reglamento interno (el mismo que regula el Consejo de Política Fiscal y Financiera, CPFF), en concreto el artículo 13, que da un voto de gloria al ministerio y, por tanto, más peso. Finalmente, la modificación del reglamento se aprobará en la próxima reunión (aunque sin fecha fijada), según confirmaron fuentes del ministerio de Hacienda al ARA.

La demanda la trasladaron varias comunidades, entre las cuales Catalunya a través del vicepresidente del Govern, Pere Aragonès, que participó telemáticamente en una reunión que duró casi cuatro horas. Criticaban que el reglamento del CPFF, y en concreto este artículo, da más peso al ministerio a la hora de tomar decisiones. En concreto, el ministerio tiene 19 votos, como las comunidades y ciudades autónomas, pero el reglamento le otorga un voto de calidad que prevalece.

"El tema [del reglamento] se resolvió en diez minutos", apuntaron fuentes del ministerio al ARA. No es un cambio importante. Primero, porque la comisión sectorial entre Hacienda y las comunidades es una comisión de "coordinación", pero no de reparto directo del dinero. Además, los criterios de distribución del primer paquete de ayudas del fondo React-EU (10.000 millones para las comunidades autónomas) ya se establecieron en diciembre por parte de Hacienda. Concretamente, son tres: la caída de la actividad económica, la tasa de desempleo y el incremento del desempleo y, finalmente, el paro entre la población más joven. De hecho, el reparto de este dinero ya se ha hecho y Catalunya será la segunda comunidad, después de Andalucía, que más dinero recibirá: 1.706 millones destinados a educación, sanidad y servicios sociales. La elección de los criterios no ha estado exenta de críticas. Comunidades gobernadas por el PP (Andalucía, Castilla y León, Galicia, Madrid y Murcia) acusaron al ejecutivo español de "poca transparencia". Los criterios, sin embargo, están alineados con los que ha establecido la Comisión Europea en relación con los estados miembros. Es por eso que por ejemplo España recibirá, hoy por hoy, 10.500 millones más porque ha actualizado, negativamente, las previsiones económicas del otoño. El plan de recuperación está pensado para ayudar a los países más maltratados por la pandemia y España es uno de ellos por su dependencia del sector de los servicios y del turístico, dos de los más afectados por las medidas de confinamiento.

Tranquilidad autonómica

En medio de este panorama, el presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, volvió a exponer ayer el plan de recuperación presentado en octubre. La primera vez lo hizo en Valencia. Ayer fue el turno de Zaragoza, con el objetivo de abrir los fondos europeos a los gobiernos comunitarios y buscar su tranquilidad. El volumen de dinero que el Estado ha prometido movilizar, 72.000 millones en tres años, y la falta de concreción sobre su ejecución son ingredientes que alimentan la preocupación de las comunidades, que temen no tener capacidad de gestión frente el maná europeo.

stats