Política 19/01/2021

10 millones de euros: el coste para las arcas del Govern de levantar la suspensión del 14-F

Son los gastos postales y adelantos a los partidos que ha de sufragar esta semana

Mireia Esteve / Quim Bertomeu / Mariona Ferrer I Fornells
3 min
Urna al CEIP Rosa dels Vents, a la Sagrera / FRANCESC MELCION

MadridLa decisión del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) de mantener de momento la convocatoria electoral para el 14 de febrero tiene una consecuencia directa: retomar los preparativos del proceso electoral mientras no haya una decisión del alto tribunal. Según informan fuentes del Congreso al ARA, la Junta Electoral Central ha comunicado la medida cautelarísima a las juntas provinciales justo antes del decreto de suspensión electoral elaborado por el Govern. ¿Y eso qué significa? De entrada, que la Generalitat tendrá que desembolsar 10 millones de euros para retomar por lo menos tres trámites: el envío de papeletas a casa, las notificaciones de los miembros de las mesas electorales y el pago de una parte de las subvenciones a los partidos.

Concretamente, la Generalitat tendrá que gastar 5,2 millones de euros en enviar por primera vez todas las papeletas de los partidos a cada casa, tal y como acodaron el Govern y los partidos antes de Navidad. A estos cinco millones de euros habría que añadir los 3,4 millones que el Govern tendrá que abonar a los partidos políticos para gastos de campaña. La cifra supone un 30% de los 11,6 millones de euros que la Generalitat había previsto para estas subvenciones. Y para llegar hasta los 10 millones que el govern calcula gastar esta semana en trámites electorales hay que sumar las notificaciones que se han de enviar a los miembros de las mesas que hayan sido escogidos por sorteo.

Hasta el viernes pasado, la Generalitat se había gastado un 10% del presupuesto total previsto para la convocatoria electoral del 14 de febrero, que era de 32 millones de euros; es decir, había gastado 3 millones de euros. de hecho, el Govern se había marcado el 15 de enero como fecha límite para decidir si aplazaba las elecciones para no comprometer, precisamente, el grueso del dinero que se tendría que empezar a abonar esta semana.

¿Y qué pasará con todos estos trámites y gastos si finalmente se acaban aplazando las elecciones y son el 30 de mayo? Fuentes de la Generalitat señalan que la respuesta es incierta. Por ejemplo, lo que se pague ahora para enviar citaciones a los miembros de las mesas electorales se perderán sin duda, ya que se tendrían que volver a enviar si finalmente las elecciones se celebran el 30 de mayo. También está en duda si tendrá que volver a pagar el envío de las papeletas o las subvenciones a los partidos. En resumen, un lío que podría comprometer 10 millones de euros.

La proclamación de candidaturas

Por otro lado, las juntas provinciales tendrán que proclamar las candidaturas una vez estén validados los avales presentados y también las posibles irregularidades. Se trata un proceso que se tendría que haber hecho ya este lunes si no se hubiesen aplazado las elecciones, y que las juntas electorales tendrán que completar esta semana. También se tendrá que reactivar el proceso para votar por correo, es decir, que las personas que lo deseen deberán continuar a mandar sus solicitudes hasta el 5 de febrero.

La JEC mueve ficha así a instancias judiciales, puesto que de buena mañana no tenía previsto reunirse ni tomar ninguna decisión, ya que alegaba que no era competencia suya mojarse ante una decisión del Govern que estaba en manos de la justicia. Las mismas fuentes apuntan que ahora mismo no hay ninguna convocatoria prevista para que la JEC se reúna esta semana, pero que muy probablemente podría haber una cita. Lo más habitual es que el ente electoral se reúna en el Congreso de forma semanal a las puertas de unos comicios, pero esta mañana no tenía prevista ninguna reunión puesto que lo que les constaba formalmente es que se habían aplazado los comicios. "Conforme vayan llegando peticiones, si es indispensable se reunirá", apuntan desde el Congreso a este diario, a pesar de que en estos momentos señalan que el grueso de las decisiones está en manos de las juntas provinciales y de zona.

La candidatura Primàries preguntó ayer a la JEC si había que parar todo el proceso electoral para comprobar si avalaba o no la suspensión electoral para el 14-F. Pero esta mañana la Junta tenía previsto desentenderse, señalando que el proceso estaba en manos de la justicia. Las juntas provinciales no proclamaron ayer las candidaturas después de la recogida de firmas. En el caso de Primàries, tenían pendiente saber si se podrían presentar a las elecciones por primera vez.

Pero Primàries también preguntaba a la JEC si los avales que habían presentado quedaban anulados por el aplazamiento electoral. En este caso, el ente electoral también ha respondido ordenando a las juntas provinciales que sigan con el proceso y la proclamación de candidaturas podría estar al caer.

stats