Barça
Deportes 29/09/2021

El Barça solo puede gastar 98 millones en salarios; el Madrid, 739

El club azulgrana sufre un nuevo recorte del 71% respecto al límite salarial de la temporada pasada

3 min
El presidente del Barça, Joan Laporta, hablando ayer en rueda de prensa al Auditorio 1899.

BarcelonaLa Liga ha confirmado los problemas económicos que tuvo el Barça en verano para confeccionar la plantilla de esta temporada. Después de unos meses marcados por el concepto "límite salarial", y que entre otros acabó siendo clave para la despedida de Leo Messi, la patronal de clubes ha dado a conocer la cifra máxima de la que dispone actualmente el club azulgrana para pagar a los futbolistas. Son menos de 100 millones. Exactamente, 97,9. Un recorte de más del 70% respecto a la temporada pasada (entonces eran 347 millones de límite). Y, evidentemente, muy por debajo de los 671 del otoño de 2019. Si entonces el Barça era el club que podía invertir más en sueldos deportivos de la Liga, ahora es el séptimo.

Este dato, obtenido a través de un cálculo a partir del presupuesto, el gasto no deportivo y la deuda del club, no afecta a los futbolistas que ya están en la plantilla sino a las nuevas incorporaciones. Así, se explica que el club solo pudiera reforzarse con futbolistas a coste cero (con la carta de libertad) y que trabajara con los jugadores mejor retribuidos para adecuar su sueldo a las posibilidades de una entidad que, si bien ya acumulaba una deuda importante antes del coronavirus, ha estado a un paso de tenerse que declarar en concurso de acreedores con la crisis de la pandemia. De hecho, si no se hubiera llegado a un acuerdo con jugadores como Piqué, justo antes del cierre del mercado, futbolistas como Depay, Eric Garcia, Luuk de Jong y Agüero no se habrían podido inscribir para la competición.

Piqué saludando a Laporta el día que el abogado tomó posesión del cargo como presidente.

La cifra duele con solo mirarla, sobre todo si se compara con lo que podía pagar hace solo un par de años (de los 671 de entonces a los 98 de ahora). Y, también, si se tiene en cuenta que el Real Madrid no solo lidera el ranking de clubes que más pueden gastar, sino que aumenta el margen con 739 millones de límite para gastar, muy por encima de los 473 que tenía asignados en enero del curso pasado. El Madrid lidera la lista, seguido del Sevilla (200), el Atlético de Madrid (172), el Vila-real (159), la Real Sociedad (128) y el Athletic Club (112). El Barça es el séptimo, y el octavo es el Espanyol, con casi 78 millones (77,8).

El Espanyol, a 20 millones del Barça

El dato es sorpresivo, porque el Espanyol, más allá de ser un equipo histórico, acaba de ascender de la Segunda División. Pero es que los cálculos no se basan en el currículum en la Liga, sino en la cuenta de resultados. Y los blanquiazules, que hicieron una ampliación de capital, han podido aumentar el límite gracias a este dinero extra. En cambio, la deuda y los números rojos de la temporada pasada han asfixiado a otras entidades históricas. Además del Barça, sorprende que el Valencia sea el último, con solo 31 millones de límite, un tercio de los 93 que se podía gastar el curso pasado.

Ahora bien, del mismo modo que la revisión del límite salarial ha perjudicado al Barça y lo ha puesto, teóricamente, contra las cuerdas, el club azulgrana confía en que rápidamente podrá remontar y tener más límite de cara a los siguientes ejercicios. Ahora el gasto del Barça en salarios (sueldos y amortizaciones) está muy por encima de los 97,9 que tiene autorizados y, por lo tanto, no podría inscribir a ningún futbolista. Pero en las oficinas del Camp Nou están plenamente convencidos de que podrán hacer una operación de nivel en verano de 2022.

Una situación reversible

Todo se basa en tres conceptos. La formulación de las cuentas de la temporada pasada, en la que se devaluaron algunos jugadores –la parte pendiente de amortizar pasó a considerarse pérdidas–. Después, la rebaja salarial de los jugadores mejor remunerados –con algunas ya completadas–. Y, para acabar, la capacidad que tenga el club de generar más ingresos durante este curso, sea porque se han reabierto las puertas del Camp Nou o bien porque se pueda cerrar algún nuevo acuerdo de patrocinio durante los próximos meses. Así, hay la esperanza de que esta limitación salarial, tan restrictiva en estos momentos, empiece a remontar a media temporada, que es cuando la Liga actualizará los datos una vez se haya cerrado el mercado de invierno.

stats