El Tiempo 31/05/2022

Múltiples récords de temperatura en un mayo que ha parecido junio

En el Tibidabo la media de temperatura de este mes es más alta que la normalidad de junio de hace algunas décadas

3 min
Imagen de la playa de la Barceloneta durante la oleada de calor del mes de mayo.

BarcelonaSe está acabando el mes de mayo más caluroso como mínimo desde el 2009 en Catalunya. La media de temperatura cuando faltan pocas horas para acabar el mes se sitúa en 17 °C, un valor que supera por algunas décimas los 16,6 °C de mayo del 2020. Curiosamente, aquel año el mes de junio fue bastante fresco y la media de temperatura fue solo unas décimas más alta que la de mayo. A estas alturas no hay indicios de que esto se tenga que repetir este año. Si se coge como referencia el periodo 2009-2020, la anomalía de temperatura de este mes ha sido de 2,6 grados. Los mediodías han sido proporcionalmente más calurosos que las noches. La anomalía de las máximas ha llegado a los 3,2 grados, mientras que la de las mínimas se ha quedado en 1,7.

La gran cantidad de días de calma ha favorecido que las noches fueran todavía frescas, a excepción de puntos elevados en que la inversión térmica facilita que la temperatura también sea alta de madrugada. Es el caso del Observatorio Fabra de Barcelona, que ha vivido un mayo de récord con mucha diferencia respecto de los datos de años anteriores. En el Tibidabo la media de temperatura de este mes de mayo ha sido de 20,7 °C, muy por encima del anterior récord del 2020, que era de 19,2. Hay un dato realmente chocante en este sentido: la media de temperatura de junio en el Fabra con datos del periodo 1991-2010 es de 20,8 °C. Es decir, el mes de mayo de este año ha sido casi como un junio normal en el Tibidabo, y esto teniendo en cuenta datos recientes. Si se coge el periodo de referencia 1961-1990, la media de junio es de 19,7 °C, es decir, que este mayo hubiera sido un junio cálido en el contexto de hace algunas décadas. Hay que tener en cuenta que en el centro de Barcelona los datos son un poco diferentes. En el Raval la media de mayo de este año ha sido de 21,2 °C, solo una décima de grado superior al dato del 2020. En el conjunto de Catalunya, como hemos visto, tampoco ha habido tanta diferencia entre el mayo del 2020 y el de este año.

Fabra no es el único observatorio histórico que ha batido su récord de mayo: el Observatorio de l'Ebre de Roquetes también ha superado por una décima el récord del 2020, y es, por lo tanto, otra serie centenaria que ha registrado el mayo más cálido de toda su serie aunque por muy poco. En Lleida la media del mes ha llegado a 21,4 °C, muy por encima del anterior récord de 20,5 del 2020. En el aeropuerto de Reus los 19,5 °C de este año rozan el récord de 19,6 del 2020. En el aeropuerto de Girona este también ha sido el mayo más caluroso desde que hay datos, a pesar de que la diferencia con el del 2020 ha sido aquí también de solo una décima de grado.

A pesar de que la mayoría de días del mes ha habido temperaturas por encima de lo que habría que esperar para la época, el calor fue extraordinario sobre todo el fin de semana del 21 y 22 de mayo, en que un gran número de estaciones batieron su récord de temperatura del mes. En Catellbisbal y en Anglès el termómetro llegó a 38,5 °C, un dato insólito en Catalunya en un mes de mayo. Este fin de semana pasado todavía cayó algún otro récord histórico como el del aeropuerto de Reus, donde el sábado se llegó a 33,4 °C, el dato más alto en un quinto mes del año como mínimo desde el 1953.

stats