ENTREVISTA
Internacional 24/01/2021

"Las únicas que han adquirido el 100% de inmunidad son las farmacéuticas"

Peter C Gøtzsche ve racional vacunarse contra el covid-19 pero alerta sobre las imposiciones

Quim Aranda
9 min
Peter C Gøtzsche

LondresPeter C. Gøtzsche, danés, de 71 años de edad, médico e investigador científico, fue nombrado en 2010 catedrático de diseño y análisis de investigaciones clínicas de la Universidad de Copenhague después de una larga trayectoria profesional. En 1975 empezó su carrera en la farmacéutica sueca AstraAB, que en 1999 se fusionaría con la británica Zeneca y formaría la ahora muy conocida AstraZeneca. En 2017, Gøtzsche fue elegido miembro del consejo rector de Cochrane, entidad que analiza y cataloga

El septiembre de 2018, sin embargo, fue expulsado por críticas a la organización, que Gøtzsche consideró que tenía "una En 2019 Gøtzsche fundó un nuevo Instituto para la Libertad Científica, y su objetivo es "preservar la honestidad y la integridad en la ciencia".

En 2013 publicó en versión española el libro Medicamentos que matan y crimen organizado. Y ahora apenas acaba de aparecer la versión, también en castellano, de Vacunas, verdades, mentiras y controversias (Capitán Swing). El texto incluye un capítulo final sobre el covid-19. Con una visión extremadamente racional y científica, algunos de sus planteamientos pueden chocar por su radicalidad.

Si tengo la oportunidad, ¿me tengo que poner la vacuna contra el covid-19?

Desde la perspectiva de la salud pública, es altamente racional vacunarse, generalmente en base al conocimiento que ahora tenemos de las vacunas y las consecuencias devastadoras de la pandemia. En los ensayos clínicos solo uno de los 50 casos graves de covid-19 se ha producido en los grupos de vacunación y ha habido dos muertos en los grupos control. Son resultados impresionantes. Por lo tanto, esperamos que las vacunas reduzcan sustancialmente la mortalidad.

¿Y los niños?

Un argumento habitual es que tendríamos que vacunar a los niños para proteger a la gente mayor. Me parece poco ético, sobre todo porque las vacunas podrían causar daños importantes y daños desconocidos que todavía se tienen que aclarar. El covid-19 no es una enfermedad grave para los niños. Ninguno de los primeros 975 daneses que murieron de coronavirus tenía menos de 30 años. No vacunamos a los niños contra la gripe a pesar de que algunos han muerto durante las pandemias de gripe. Por lo tanto, tampoco lo tenemos que hacer contra el covid-19. Me parece que lo que estamos afrontando es similar a una gripe muy mala. Se han descrito muchas mutaciones del coronavirus, la tasa de infectividad y de mortalidad por casos es similar a la gripe y es probable que la inmunidad adquirida después de la infección sea pobre. Esto sugiere que las vacunas contra el coronavirus podrían ser ineficaces a la larga y que las personas vacunadas podrían infectarse.

¿Nos tiene que preocupar la seguridad y la eficiencia de las vacunas disponibles ahora mismo? ¿Podemos estar seguros de que no se ha ido demasiado deprisa en la aprobación de la EMA, la FDA y la MHRA?

Actualmente, no sabemos absolutamente nada sobre los daños a largo plazo y algunas personas han argumentado que las aprobaciones se otorgaron demasiado rápidamente. Además, los gobiernos de varios países han concedido a los fabricantes de vacunas una protección legal a las empresas contra la demanda de pacientes por daños causados por la vacuna. Por lo tanto, las únicas que han adquirido el 100% de inmunidad son las empresas farmacéuticas.

¿Hay que confiar en los datos proporcionados por estas grandes farmacéuticas?

Los datos nunca son de fiar. En el pasado han manipulado rutinariamente los resultados y a menudo cometieron fraudes directos. Por ejemplo, ocultando al público las muertes y otros daños graves. Es probable, sin embargo, que las vacunas sean muy efectivas. Tienen algunos efectos perjudiciales a muy corto plazo. Estos efectos se documentan mejor para la vacuna de Pfizer/BioNTech. En el informe de la FDA [el regulador de los Estados Unidos] se detallaron algunos de los casos adversos graves para un subconjunto de voluntarios llamado reactogenicidad [reacciones adversas esperadas, especialmente respuestas inmunológicas excesivas y signos y síntomas asociados, incluida fiebre y dolor en el brazo en el lugar de la inyección]. En pacientes de 18 a 55 años, las diferencias entre la vacuna y el placebo después de la segunda dosis fueron del 3,9% para fatiga severa, del 2,5% para el dolor de cabeza intenso y del 2,1% para el dolor muscular intenso. A pesar de que la duración media de estos síntomas fue de un solo día, el informe de la FDA explicaba una historia totalmente diferente de la que publicó la prensa. El número necesario para hacer daño solo era de 26 para fatiga severa, esto quiere decir que por cada 26 personas vacunadas se perjudicaría a una que no hubiera sido pinchada con placebo. Grave significa en este caso que el daño impide las actividades diarias. Por otro lado, no sabemos cuáles son los perjuicios a largo plazo.

"Les úniques que han adquirit el 100 % d'immunitat són les farmacèutiques"

Antes del invierno, las autoridades españolas, las del Reino Unido y, en general, de Europa recomendaron a la población más mayor que se pusiera la vacuna contra la gripe. En su libro dice que no la necesitamos. ¿Mantenéis la afirmación incluso en un contexto de pandemia? ¿Por qué creéis que las autoridades lo pidieron? ¿Pasó lo mismo en Dinamarca?

El efecto de las vacunas contra la gripe es bastante bajo. Los grandes ensayos aleatorios no han demostrado ningún efecto sobre los resultados realmente importantes, como por ejemplo la transmisión a otras personas, el ingreso hospitalario, la infección bacteriana pulmonar o la mortalidad. La cobertura entre adultos en Dinamarca es solo del 4% para personas de entre 15 y 64 años. En personas de 65 años o más la cobertura es del 47%. Pero en este grupo de edad se les ofrece la vacuna; no se les obliga a ponérsela. Y no hemos cambiado la recomendación durante la pandemia. Nadie lo tendría que hacer, pero muchos países lo han hecho y algunos estados norteamericanos incluso han obligado a gente a ponerse las vacunas contra la gripe, cosa que supone una horrible violación de los derechos humanos.

Como contribuyentes, ¿tenemos derecho a conocer el coste de toda la cartera de vacunas que ha comprado la UE (2.300 millones de dosis)? ¿Por qué esta falta de transparencia? ¿Se ha sacrificado la democracia y la transparencia debido a la pandemia en Europa?

Sí. La epidemia de coronavirus no solo ha matado a personas, también a nuestras normas éticas.

En términos generales, en su libro usted es muy crítico con la manera como la primera oleada de la pandemia se ha gestionado por los gobiernos occidentales, especialmente sobre las restricciones draconianas impuestas a la población y la economía. ¿Todavía lo cree o ha cambiado de enfoque atendida la gravedad de la situación?

En octubre el Banco Mundial estimó que la pandemia de coronavirus había provocado un aumento de unos 100 millones de personas viviendo en situación de pobreza extrema. Después de que India introdujera el confinamiento, los trabajadores migrantes temían que el hambre les matara antes de que lo hiciera el coronavirus. Mi estimación superficial de un coste de 8 millones de euros por cada persona de 82 años la vida de la cual se alarga gracias a nuestras draconianas medidas contra el coronavirus es probablemente demasiado optimista. Mirando al mundo entero, es probable que hayamos perdido muchos más años de vida de los que hemos ganado.

¿No es contradictorio combatir una pandemia probablemente generada por el efecto del ser humano sobre el medio ambiente, como sostiene Andreas Malm en el libro Corona, climate, chronic emergency

La pandemia de covid-19 no ha sido causada por el cambio climático. Somos demasiadas personas en este planeta, esto es a causa del cambio climático, y también aumenta el riesgo de pandemias.

Desde el punto de vista científico, ¿cómo puede afectar la enorme inversión hecha para desarrollar rápidamente las vacunas al progreso científico en el futuro inmediato? ¿Podríamos decir que gracias a un año de pandemia de covid hemos avanzado lo que habríamos avanzado en diez sin covid?

Los estándares científicos se han rebajado y las empresas no pueden ser demandadas por pacientes perjudicados por las vacunas. Esto es muy preocupante para futuras pandemias. Sin embargo, en todo caso, la notable rapidez con la que se han desarrollado las vacunas muestra qué se puede obtener cuando los gobiernos invierten mucho en la ciencia. Me gustaría ver un compromiso similar con el desarrollo de una vacuna eficaz contra la tuberculosis, que mata a millones de personas. Un tercio de la población mundial alberga bacilos tuberculosos. Es muy impactante. ¿Por qué nuestros gobiernos no intentan seriamente erradicar esta horrible enfermedad? Porque es una enfermedad del hombre pobre en el mundo en desarrollo. Esto es vergonzoso.

¿Podemos decir que la carrera mundial por la vacuna también ha tenido un componente no solo de desafío científico, sino también elementos de propaganda política?

La tragedia de la pandemia seguramente ha sido manipulada con finalidades políticas y se han vulnerado nuestros derechos humanos básicos. Es un camino peligroso para nuestras democracias cuando viola los derechos humanos. La historia ha demostrado que los líderes que nos aseguran que la situación es tan grave que tenemos que renunciar a nuestra libertad o a nuestros principios éticos, o a los dos, para obtener seguridad contra un peligro interno o externo, normalmente no nos dan ni libertad ni seguridad, sino que se perpetúan ellos mismos en el poder absoluto. En el Reino Unido, se ha demostrado una gran cantidad de corrupción relacionada con el covid-19.

¿Por qué los negacionistas , como dice usted de los anti-vaxxers

Tendríamos que olvidarnos de las teorías de la conspiración. Ni siquiera son teorías, sino fragmentos de la imaginación en comunidades anti-vaxxer, donde las personas son totalmente irracionales y poco científicas. Pero la influencia de Gates sobre la OMS es demasiado grande y ha sido criticada por personas racionales. En mi libro he escrito sobre esto. El fundador de Microsoft, Bill Gates, aporta casi 500 millones de dólares anuales a la OMS, o lo que es igual, más de una quinta parte de las donaciones, mediante la Fundación Bill y Melinda Gates y la Alianza Gavi. Uno de los objetivos es recoger donaciones de países ricos para ayudar a los gobiernos del tercer mundo a adquirir vacunas. Estas iniciativas tienen efectos secundarios. El hecho de centrarse en la vacunación puede restar atención a otros problemas de salud importantes como la contaminación, el agua contaminada, la falta de alcantarillado y la pobreza. En 2008 el director del programa de la OMS contra la malaria se dirigió al director general de la OMS para denunciar las "enormes consecuencias indeseables" que la financiación de Gates tuvo en su área de investigación. Los científicos fueron encorsetados en un cártel de financiación que hacía que las revisiones independientes de los estudios cada vez fueran más difíciles. Y advirtió que la determinación de la fundación de usar su investigación para guiar sus recomendaciones podría tener consecuencias negativas para el proceso de formulación de políticas. Bill Gates es conocido por ser muy respetuoso con la industria y apoyar las patentes. Médicos Sin Fronteras ha criticado el enfoque de Gates porque se centra en introducir nuevas vacunas costosas, en lugar de poner el énfasis en mejorar los servicios básicos de salud y las vacunaciones con vacunas baratas.

¿Por qué creéis que ha habido una aproximación completamente diferente de Pfizer/BioNTech y Moderna (mucho más comercial, enfocada al negocio) y de AstraZeneca, adoptando un enfoque mucho más altruista?

Porque los investigadores que desarrollaron la vacuna de la Universidad de Oxford insistieron que tendría que ser asequible. La Universidad negoció por primera vez con Merck, pero abandonó y firmó un acuerdo con AstraZeneca que era más razonable. La vacuna de Oxford es mucho más barata que las otras. Una ministra belga hizo un tweet sobre los precios como parte de un debate sobre los gastos del gobierno, pero su tweet fue eliminado a la velocidad de la luz. Pfizer fue la primera en criticarla, pero gracias a su coraje sabemos cuáles son los precios de una dosis de vacunas: Oxford/AstraZeneca, 1,78 euros; Johnson & Johnson, 7,00 €; Sanofi/GlaxoSmithKline, 7,56 euros; Curevac, 10 €; Pfizer/BioNTech, 12, y NIH-Moderna, 14,75.

¿Creen, como lo piden India y Suráfrica, que la patente de las vacunas tiene que ser gratuita?

Sí. He argumentado bastante por qué los pacientes tienen que pasar por delante de las patentes.

Usted dice en su libro que la vacuna contra el sarampión tendría que ser más o menos obligatoria para todo el mundo. ¿El estado también tendría que obligar a sus ciudadanos a recibir la vacuna contra el covid-19? ¿Si lo rechazan sin motivos médicos, se les tendría que prohibir cualquier interacción social?

Esto no es correcto. Yo he recomendado que todo el mundo se la ponga. Pero tengo un capítulo entero que explica por qué la vacunación obligatoria es una mala idea. Las personas que no se pongan la vacuna contra el covid-19 no tendrían que ser tratadas de manera diferente de las otras personas. No tendríamos que permitir ningún tipo de discriminación, por raza, género, estado de vacunación, etc. Si os tenéis que vacunar o no depende de la edad, otros factores de riesgo y, sobre todo, del lugar donde vivís, puesto que el riesgo de muerte varía más de 3.000 veces entre países. Si vives en Taiwán, no veo ninguna buena razón para vacunarme: solo 7 personas han muerto, de una población de 23 millones de habitantes; han controlado la epidemia mucho mejor que otros países. Pero supongamos que vives en Dinamarca y que tienes entre 50 y 59 años. En 2020, 36 personas de este grupo de edad murieron debido al covid-19, que es el 1,1% de todas las defunciones por covid. Por lo tanto, el riesgo de morir de esta enfermedad es solo del 1% del riesgo total de morir. Nadie tiene derecho a preguntarle a otra persona si se ha vacunado o no.

stats