Política 30/09/2021

La biógrafa de Juan Carlos I: "Es un rey caído, pero sobre todo es un padre repudiado"

El rey emérito confiesa su ruptura con Felipe VI en un libro de Laurence Debray que se publicará el 6 de octubre

2 min
Joan Carles I y felip VINO en una imagen de archivo.

ParísEl rey emérito rompe su silencio. Por primera vez desde su fuga a Abu Dhabi, Juan Carlos I reflexiona sobre su vida y su salida de España en una larga y jugosa conversación en forma de biografía con la escritora y directora de documentales francesa Laurence Debray. La revista Paris Match avanza este jueves en exclusiva una conversación con la autora y una parte del contenido del libro, que se publicará en Francia el 6 de octubre con el título de Mon roi déchu (Mi rey caído). Debray, en un relato de gran condescendencia, afirma que Felipe VI ha roto todos los vínculos con su padre para poder salvar la Corona y revela que cuando Juan Carlos cumplió 83 años, el 5 de enero, su hijo no lo llamó. "Felipe VI está trabajando para reparar el legado de Juan Carlos haciendo de la Corona una institución inexpugnable", afirma Debray, que lo califica de "parricidio en nombre de los intereses del trono".

En una de las conversaciones con Debray, con la que según Paris Match el rey emérito ha creado fuertes vínculos, Juan Carlos alude a la posibilidad de volver a España y asegura que se marchó después de recibir "muchas presiones", a pesar de que no precisa por parte de quién. "¿No se siente solo?", le pregunta la escritora. "Aquí tengo buenos amigos", responde Juan Carlos. "¿Volverá pronto?", le pregunta. "No lo sé. Algunos están muy contentos de que me haya marchado", afirma Juan Carlos I. El rey emérito también explica que quería marcharse a Portugal pero que era un país demasiado cercano a España. La escritora francesa asegura a Paris Match que "mucha gente ha dado la espalda" al rey emérito y que se pasa el día pensando en un hipotético regreso a España. "¡Solo tendría que coger un avión!", exclama Juan Carlos I.

El rey emérito, de 83 años, anda con la ayuda de muletas y vive en una casa "sin pretensiones" –asegura la autora– junto al mar. "No hay ningún glamur asociado a Juan Carlos: no hay castillo majestuoso ni ceremonias fabulosas", apunta. Debray explica que el monarca español está acompañado de cuatro guardaespaldas que "le hacen compañía" y lo ayudan a andar. Además, una pareja de filipinos se encargan de la casa. La escritora revela todo tipo de detalles de su día a día: Juan Carlos se va a dormir pronto, se levanta a las 7 cada día, lee diarios españoles con la tablet, tiene conversaciones "interminables" con sus abogados o "con los pocos amigos que le quedan", y echa de menos la comida española, como el jamón ibérico.

stats