Política 28/01/2021

Los comunes aspiran a condicionar un cambio de alianzas en la Generalitat

Albiach, Colau y Lluch abren la campaña electoral ante el Hospital Clínic de Barcelona

3 min
Ada Colau, Jéssica Albiach y Rosa Lluch, en el acto de inicio de campaña de los comunes en Barcelona

BarcelonaEl 14-F es para los comunes la oportunidad para un cambio de alianzas de gobierno. El partido no solo aspira a revalidar, e incluso aumentar, los diputados que tiene actualmente en el Parlamento (8), sino que su objetivo es tener la clave de la gobernabilidad de la Generalitat. Por eso desde hace tiempo repiten que no es tan importante quién gana las elecciones, sino los futuros pactos que se puedan formar después del 14-F. En Comú Podem busca tejer un gobierno de izquierdas con ERC y el PSC, pero el reto no será fácil porque estas dos formaciones se vetan mutuamente de puertas afuera. Pero los comunes se han empecinado. Por eso el mensaje que lanzaba esta tarde su candidata, Jéssica Albiach, en el acto de inicio de campaña iba en esta línea: "El desgobierno de JxCat y ERC no ha funcionado, forma parte del pasado y necesitamos un cambio. La alternativa pasa por que En común Podem sea fuerte y esté en el gobierno de la Generalitat".

En este sentido, Albiach ha cargado contra la candidata de JxCat, Laura Borràs, después de que llamara a votar para evitar un arco parlamentario "desnaturalizado". "Tan natural es que ellos estén en el Govern, donde lo han hecho mal, como que estemos nosotros", ha contestado la cabeza de lista de los comunes. El ejemplo del cambio de alianzas, sin embargo, lo ha puesto la alcaldesa de Barcelona y líder de los comunes, Ada Colau, recordando que un pacto de izquierdas gobierna el Ayuntamiento de Barcelona y también el gobierno español. "La única mayoría alternativa a JxCat y ERC es que las izquierdas nos pongamos de acuerdo. Como estamos haciendo en Barcelona y en el gobierno del Estado ", ha añadido. Colau ha abierto el primer acto de campaña, que los comunes han hecho en el Hospital Clínico de Barcelona. El lugar no lo han elegido al azar, sino que representa uno de los ejes principales de su campaña: las políticas sociales y económicas para salir de la crisis provocada por la pandemia. Los comunes, de hecho, quieren romper el paradigma de estos últimos años que ha girado alrededor del Procés y centrar su campaña al proponer políticas de izquierdas para salir de la crisis económica sin dejar de lado, sin embargo, la resolución del conflicto catalán. Ahora bien, lo cierto es que en este primer acto electoral tanto Colau como Albiach han pasado de puntillas. La candidata por Barcelona ha arreciado su apuesta por el diálogo, mientras que Rosa Lluch, la candidata de los comunes por Girona, ha defendido la "diversidad" de Catalunya: "Es lo que nos hace fuertes".

Ada Colau, Rosa Lluch, Jéssica Albiach y Joan Carles Gallego antes del acto de inicio de campaña de los comunes

El hecho de que en este primer acto de campaña ya haya participado la hija del exministro socialista asesinado por ETA Ernest Lluch es sintomático. Uno de los objetivos del partido de cara al 14-F es recuperar el escaño de Girona que perdieron en las últimas elecciones catalanas, las del 21 de diciembre del 2017. Y la apuesta del partido que pilota Ada Colau pasa por Rosa Lluch. Pero los comunes no solo confían en que Lluch entre en el Parlament, sino que también quieren explotar su perfil para intentar arañar votos al PSC. Por eso, la candidata por Girona no solo hará campaña para estas comarcas, sino que participará en buena parte de los actos centrales que los comunes han preparado a lo largo de estas dos semanas. Como Ada Colau, que participará en al menos seis mítines, o los ministros de Podemos del gobierno español: estarán en Catalunya para implicarse en la campaña del 14-F Pablo Iglesias, Irene Montero, Yolanda Díaz, Manuel Castells y Alberto Garzón. Los comunes quieren sacar toda la artillería política para intentar que los resultados del 14-F pongan las bases de un cambio de alianzas también en la Generalitat.

stats