Sociedad 17/07/2021

Objetivo de los bomberos: que las cerca de 500 hectáreas quemadas en el Port de la Selva no acaben siendo mil

El gobierno ha pedido al ministerio que solicite la ayuda de los efectivos franceses

5 min
Los bomberos siguen trabajando en las tareas de extinción d el'incendio de Llançà

LanzóNueva jornada de lucha contra el incendio que se declaró ayer entre Llançà y el Port de la Selva . Después de una noche muy complicada con un fuego que no ha dado tregua, los bomberos continúan trabajando para extinguir las llamas que ya han calcinado entre 400 y 500 hectáreas, según ha indicado el jefe de la región de emergencias de Girona, Jordi Martín. Con la luz del día, se han vuelto a reincorporar los medios aéreos que son clave para apagar las llamas: toda la zona es de difícil acceso terrestre y se necesitan grandes descargas de agua para parar el avance. Martín ha recalcado que el objetivo del día es que no se llegue al millar de hectáreas quemadas, a pesar de que no tendrán las mejores condiciones: “Hoy volveremos a tener tramuntana, altas temperaturas y baja humedad”. 

En estos momentos, el incendio continúa activo. Según ha detallado el jefe de intervención de bomberos, Santi Lleonart, tienen buena parte de perímetro "en vías de estabilización" y la cabeza activa. "El perímetro es muy inestable y la previsión metereológica que podemos tener por la tarde en el flanco derecho o en la cabeza, puede hacer que se reavive y se pueda complicar mucho la extinción", ha recalcado.

Las llamas queman por diferentes frentes. Por un lado, la cola del fuego está en la zona de Llançà, en el flanco derecho de la sierra de Rodes –a la zona del monasterio de Sant Pere de Rodes–, “con una alineación directa de la tramuntana y que, por lo tanto, es un lugar muy crítico”, según el jefe de la región de emergencias. El flanco izquierdo avanza paralelo a la carretera que une el Port de la Selva y Llançà –“Donde ha habido más afectación en la interfaz urbana y donde haremos este trabajo más intenso por la mañana”, según Martín–; y la cabeza está bajando por el valle de Santa Creu. 

Los bomberos están usando todo tipo de técnicas para apagarlo: desde tirar líneas de agua, hasta fuegos técnicos para parar el avance. En total hay alrededor de noventa dotaciones terrestres y una quincena aéreas trabajando sobre el terreno.

Aspecto del incendio forestal entre Llançà y Port de la Selva

Entre ayer por la tarde y esta noche se han evacuado, por precaución, unas 350 personas de las diferentes urbanizaciones cercanas a las llamas; y también se ha pedido el confinamiento de las urbanizaciones de Fener de Dalt, la Selva de Mar, Mas d'Estela y Mas Fumats. Hasta el momento, hay cinco personas heridas de carácter leve: cuatro bomberos y un voluntario de las agrupaciones de defensa forestal. 

El fuego empezó ayer a la una y media del mediodía en la carretera entre Port de la Selva y Llançà. Según destacaron los Agentes Rurales, la principal hipótesis es que el incendio fuera causado por una colilla lanzada cerca de la vía, junto a la urbanización de Fener. La policía científica se llevó el resto de pitillo para analizar el ADN e intentar identificar a la persona que la habría tirado. Precisamente, este también fue el origen del fuego de 2012 en el Alt Empordà, que afectó unas 10.000 hectáreas de 18 municipios, causó dos muertos y quemó durante seis días. 

El conseller de Interior, Joan Ignasi Elena, ha lamentado que, en los últimos diez años, se han incendiado más de 12.000 hectáreas debido a colillas. Por eso ha hecho un llamamiento a la prudencia y la responsabilidad: "Que hayamos de ver todo esto [el incendio] por esta imprudencia es indignante", ha reprochado.

Los Mossos d'Esquadra han desviado el tráfico en la zona cercana al incendio
Las llamas se ven desde el punto de control de los bomberos

A la espera de la ayuda francesa

El director general de prevención y extinción de incendios, Joan Delort, ha indicado que han pedido al Ministerio de Defensa que incorpore más hidroaviones de gran capacidad Canadair -que se conocen popularmente como “focas”- y han solicitado al gobierno español que pida a Francia que incorpore medios aéreos para ayudar en las tareas de extinción. “Necesitamos mojar toda la zona. La clave la tiene el ministerio y esperamos que la respuesta sea afirmativa”, ha admitido Delort.

En este sentido, Elena no ha querido contestar si ya habían recibido respuesta por parte del ejecutivo de Pedro Sánchez: "Hablaremos de todo esto cuando haya acabado el incendio".

Las tres carreteras que unen Port de la Selva con Llançà, Perafita y Sant Pere de Rodes están cortadas y solo se permite la circulación de trabajadores y los vecinos que tengan una causa justificada, pero no podrán pasar los que tienen segunda residencia. “Se tiene que garantizar la seguridad de las personas pero también se tiene que poder facilitar las operaciones que se están llevando a cabo”, ha señalado el director general que también ha añadido que tienen trabajo “para hoy y mañana”.

Medios aéreos trabajando en tareas de extinción del incendio de Llançà, el 17 de julio de 2021.

Investigar el origen del fuego

El inspector en jefe de los Agentes Rurales, Toni Mur, ha señalado que la principal hipótesis

Según los cuerpos de emergencias, la noche ha sido muy complicada. A última hora cambió el viento, con componente oeste, y abrió el flanco derecho hacia la sierra, en dirección al Monasterio de Sant Pere de Rodes. El perímetro fue muy inestable y el fuego generó varios focos secundarios. Uno de estos, de madrugada, ha abierto el flanco izquierda después de saltar unos 1000 metros fuera del perímetro. Por eso tuvieron que hacer nuevas evacuaciones de las urbanizaciones de Valle de Santa Creu, Beleser y Santa Isabel y del Monasterio de Sant Pere de Rodes; además de la primera línea de casas de las urbanizaciones Mora Dos, Perebeua y Barlovent. También se desalojaron 120 personas del camping Port de la Vall.

El incendio de Llançà visto desde Port de la Selva

Durant la noche la tramuntana ha soplado con menos intensidad que ayer por la tarde en la zona del incendio. Aun así, al final de la madrugada se ha vuelto a reforzar. A lo largo del día continuará soplando moderada con rachas que pueden superar los 50 km/h. Esto hará que la humedad relativa vuelva a bajar por debajo del 40%, mientras que la temperatura durante las horas centrales del día llegará a los 29ºC o 30 ºC. El episodio de tramuntana todavía se alargará todo mañana y hasta lunes a mediodía, según informa Oriol Rodríguez.

stats