Deportes 07/04/2021

Laporta, a punto de reclutar al número dos de los Mossos como jefe de seguridad del Barça

El comisario Ferran López sustituyó al mayor Josep Lluís Trapero durante la aplicación del artículo 155

2 min
Ferran López
Disponible en:

BarcelonaJoan Laporta está a punto de nombrar al comisario Ferran López, el número dos de los Mossos d'Esquadra, como nuevo jefe de seguridad del Barça. Según ha avanzado La Vanguardia y ha podido confirmar el ARA, el que fue sustituto del mayor Josep Lluís Trapero en la policía catalana cuando se aplicó el artículo 155 después del 1-O es la opción favorita del nuevo presidente azulgrana para llenar una posición vacante. Fuentes del Barça admiten que este es el nombre en el que trabaja la junta para hacer esta función, a pesar de que insisten en que no es el único. Otras fuentes cercanas a Laporta certifican "al 100%" que López, con casi tres décadas de experiencia en el cuerpo policial, será el nuevo responsable de seguridad del Barça.

Fuentes próximas a la cúpula de los Mossos han explicado que López había comunicado hacía días que estaba en conversaciones con el Barça por la oferta que había recibido. Desde el cuerpo se había llevado con discreción su posible marcha a la espera de las negociaciones. Oficialmente ni los Mossos ni el departamento de Interior se han pronunciado hasta ahora sobre el anuncio de que López abandonará la policía. Su salida tendrá un impacto en la Jefatura de los Mossos, la dirección operativa, porque cuando Trapero volvió a liderar el cuerpo hace cinco meses una de las primeras decisiones que tomó fue restituir la cúpula del 1-O. El mayor recuperó a López como número dos y lo situó en una posición más elevada, como responsable de la dirección operativa.

No sería la primera vez que Laporta apuesta por un mosso para liderar este departamento en el Barça. De hecho, en su primer mandato, el presidente nombró a Elies Frade, exjefe de la brigada móvil de la policía catalana, para que lo ayudara a acabar con la influencia de los Boixos Nois en la grada del Camp Nou y en el día a día de la entidad. En colaboración con los Mossos, Frade consiguió desalojar a este grupo de aficionados del Gol Nord del estadio, pero a cambio tuvo que gestionar el hecho de estar en el punto de mira de los Casuals, una escisión todavía más violenta que incluso planificó el secuestro de Laporta como represalia por sus iniciativas con los grupos radicales de apoyo azulgrana.

La incorporación de López en el cuerpo ejecutivo de Laporta llega en el marco de reestructuración que el mandatario azulgrana inició cuando tomó posesión de la gestión del club. La nueva junta ya ha decidido que Ferran Reverter será el nuevo CEO del Barça y que Àlex Barbany se incorporará como responsable de una área de nuevos ingresos. Así mismo, ha nombrado a Mateu Alemany como director de fútbol, una figura que está por encima de la secretaría técnica, que todavía sigue en manos de Ramon Planes. En el área jurídica, Román Gómez Ponti, imputado por el Barçagate, ya ha sido despedido como responsable. Los movimientos se seguirán produciendo durante las próximas semanas.

stats