Salario mínimo
Economía 17/09/2021

Yolanda Díaz, a la patronal: "A veces no negociando se pierde"

El presidente de la CEOE atribuye el aumento del SMI a una decisión en "clave política" y "poco seria"

2 min
La ministra de Trabajo con el presidente de la patronal CEOE.

"Esta ministra estuvo dispuesta a negociar una cantidad [del aumento del salario mínimo] más baja. A veces no negociando se pierde". Así se ha dirigido la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, a las patronales a raíz del acuerdo con los sindicatos (UGT y CCOO) para incrementar el salario mínimo interprofesional en 15 euros al mes este 2021 sin haber recibido el de los empresarios. "Espero que [la patronal] se resitúe", ha añadido. La imagen es muy diferente de la del 22 de enero del año pasado, cuando Díaz firmaba con todos los agentes sociales el incremento del SMI hasta 950 euros. "Se inicia una nueva etapa: la del diálogo con mayúsculas", decía entonces.

Quince meses después, y con un puñado de acuerdos en materia laboral logrados, el consenso se ha fragmentado por primera vez. Mientras Díaz apunta a "líneas rojas" de la patronal, "que entró a negociar con 0 y sale con 0", la patronal, y en concreto el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha señalado que "la decisión [del gobierno español] ya estaba tomada" antes. "Se ha tomado en clave política y no como un planteamiento serio", ha dicho en una entrevista en Onda Cero este viernes.

Garamendi ha insistido que la situación económica todavía "no permite" un aumento del SMI. Según la patronal, la decisión de incrementar 15 euros al mes el salario mínimo (hasta 965 euros mensuales en catorce pagas) hará aumentar la economía sumergida y destruirá puestos de trabajo. Ahora bien, no ha cerrado la puerta a sentar a las futuras reuniones para acabar de cerrar el aumento del SMI para los años 2022 y 2023: "En enero estaremos en una posición diferente, ya lo veremos".

El ministerio de Trabajo continúa defendiendo que son los empresarios quienes tienen que explicar por qué "han acordado aumentar un 1,5% el salario de los convenios colectivos y no un 1,6% el salario mínimo", recordaba ayer Yolanda Díaz. Se calcula que el aumento afectará a un millón y medio de trabajadores, en especial del campo y del sector hostelero, que no pueden acogerse a un convenio colectivo.

"Lo tengo que decir abiertamente, estoy más cerca de los postulados de Nadia Calviño", ha reconocido Garamendi cuando se le ha preguntado si con la decisión de subir el SMI la ministra de Economía quedaba "desautorizada". Hasta ahora, el aumento del salario mínimo no solo había generado debate con los agentes sociales, sino también dentro del mismo gobierno español. En especial entre Calviño (PSOE), contraria hasta hace poco a aumentarlo, y Díaz (Unidas Podemos). Las dos ministras tampoco coinciden de entrada en muchas de las medidas laborales que este otoño se tendrán que encarar, lo que puede enredar todavía más la negociación.

stats