El ataque ruso en Ucrania
Internacional  /  Rusia 17/11/2022

Un francotirador ucraniano mata a un soldado ruso a 2,7 kilómetros de distancia

En la invasión de Ucrania los francotiradores tienen un papel clave, como en otras guerras anteriores

Laia Berenguer Lumbierres
2 min
Echar a matar: la mente de un francotirador militar en guerra

BarcelonaUn francotirador ucraniano ha abatido a un soldado ruso desde 2.710 metros, según afirman las autoridades de Kiev. Que se sepa, esta distancia solo la había superado un francotirador canadiense desde 2017, cuando mató a un militante del Estado Islámico en Irak a una distancia de 3.540 metros. Este hecho, que la Oficina de Comunicación Estratégica del ejército ucraniano ha utilizado en un ejercicio propagandístico, compartiendo el vídeo de la caída del soldado a través de su canal de Telegram, muestra la importancia de los francotiradores en tiempos de guerra.

En la invasión de Ucrania, la figura del francotirador está teniendo la misma importancia que en otras guerras. La definición tradicional del término corresponde al francés franco-tireur, pero los orígenes de la práctica se remontan a la Guerra de la Independencia de los Estados Unidos (1775-1783), durante la que los colonos americanos disparaban contra los oficiales británicos desde los árboles. También se tienen registros de su presencia en el ejército británico durante las Guerras Napoleónicas (1803-1815).

A lo largo de la historia, los objetivos de los francotiradores siempre han sido cubrir las fuerzas atacantes, retrasar al adversario y causar bajas entre objetivos de valor, como por ejemplo oficiales y operadores de radio, según explica Molas. Operan desde una posición oculta y a una distancia superior a la capacidad de detección del enemigo. Si bien su función es importante dentro del ejército, el analista afirma que "un francotirador no puede ganar la guerra por sí solo", puesto que "forma parte de un conjunto".

Los soldados que se dedican a esta tarea dentro de una infantería tienen que ser tiradores de élite y expertos en camuflaje. Es fundamental que su posición no le suponga un peligro –es decir, que no lo puedan atacar por detrás– y que el blanco seleccionado no sea consciente de su presencia hasta, como mínimo, antes de abrir fuego. Los arbustos densos suelen ser un escondrijo recurrente para los francotiradores, puesto que los cubren y disimulan bien la silueta para que el enemigo no pueda localizarlos.

¿Hasta dónde puede llegar un francotirador?

La identidad del soldado ucraniano se mantiene en el anonimato. Hasta ahora el segundo disparo letal más distante lo había efectuado el francotirador británico Craig Harrison en 2009, cuando mató a dos soldados talibanes a una distancia de 2.475 metros en la provincia de Helmand, en Afganistán. El alcance al que pueda llegar el tiro no solo depende del tipo de fusil utilizado y de los sensores térmicos –que captan el calor desprendido por los cuerpos situados en el punto de mira–, sino que la óptica, la experiencia y el entrenamiento del tirador también son elementos clave. En este caso, el arma empleada por el francotirador ucraniano correspondería a un calibre más grande del habitual. Pol Molas, director de la Societat d'Estudis Militars de Catalunya, considera que podría tratarse de un fusil norteamericano, como el Barrett Model 98B, o uno de fabricación soviética con un calibre de 14,5 milímetros.

stats