06/08/2021

Una serie para escuchar

2 min

Si sois aficionados a la música moderna e incluso sois de los que se miran mucho a la hora de escoger en qué condiciones escucháis música, si os preocupáis de tener unos equipos de sonido de calidad y os fijáis en los elementos sonoros de las producciones, hay una serie documental en AppleTV+ que os atrapará. Incluso si sois neófitos en música que sencillamente os engancháis a los grandes éxitos, funciona, siempre que hayáis desarrollado cierta curiosidad vital, claro. Se trata de El arte del sonido cono Mark Ronson (Watch the sound with Mark Ronson). El productor musical y compositor, coautor de Shallow de Lady Gaga entre otros, ganador de un Oscar y varios Grammys, se dedica a estudiar la creación del sonido y analizar el sonido de las canciones, la evolución de su sonoridad, las particularidades de los widgets electrónicos que permiten modificarlas y cómo se trabajan las canciones. Cada episodio profundiza en un aspecto de la producción musical: el auto-tune, el sampleo, la reverberación, los sintetizadores, la caja de ritmos y la distorsión. Ronson va investigando cada aspecto a través de grandes éxitos musicales, entrevistando a los autores, consultando a especialistas del mundo de la música y algunos de los creadores de los aparatos tecnológicos que han revolucionado el panorama musical. Es una especie de how-to que sirve para radiografiar la música y entender cómo se arreglan algunos aspectos sonoros en los cuales la mayoría de mortales ni siquiera acostumbramos a fijarnos. En el primer capítulo del auto-tune, por ejemplo, nos explican como nació este sistema informático, que permite evitar que los cantantes desafinen. Pero a la vez, expone cómo su abuso ha llevado a nuevas maneras de creación musical que a su vez han influido en nuevas maneras de cantar. Hay jóvenes artistas que cuando cantan imitan la voz pasada por el auto-tune de otros cantantes y esto ha desembocado en la experimentación musical y, por lo tanto, en la evolución del género.

Ronson usa su experiencia con estrellas como Lady Gaga, Amy Winehouse, Bruno Mars, Miley Cyrus o Robbie Williams para explicar algunos procesos creativos. Habla con Paul McCartney para saber qué opina del progreso de la tecnología musical y cómo habría influido en los Beatles si hubieran dispuesto de estos nuevos aparatos de creación. También habla con el rapero T-Pain, el ex Nirvana Dave Grohl y otros artistas sobre canciones y procesos creativos. Todo de una manera bastante informal pero con habilidad para el análisis. Y con algunos de ellos incluso se atreve a llevar a cabo alguna experimentación para mostrar a los espectadores el resultado.

Solo una recomendación: es una serie donde el sonido es tan importante que incluso es mejor verla con unos buenos auriculares puestos –no de los que regalan en la Renfe– para percibir los matices de algunos aspectos que nos explica Mark Ronson. Se trata de una serie en la que, de hecho, es más importante escuchar que ver.