Sociedad 01/01/2021

Ya es oficial: el 2020 ha sido el año más cálido de los últimos 70 en Catalunya

En Barcelona es donde la anomalía de temperatura ha vuelto a ser más marcada

Miquel Bernis
4 min
La primera albada de l'any 2021 des del Tibidabo

BarcelonaEl Meteocat ha hecho oficial esta mañana lo que ya os avanzábamos hace algunos días: el 2020 ha sido el año más cálido en Catalunya como mínimo desde el 1950. La anomalía de temperatura ha superado por más de un grado la media del periodo 1981-2010. En 15 de las 20 series que el Meteocat usa para construir la media global del territorio, el 2020 se ha situado entre los 4 años más cálidos de los últimos 71 años, y se ha batido el récord en Viella, Igualada-Òdena, Girona, Caldes de Montbui y Barcelona.

Casi todos los meses del año pasado fueron cálidos, con la excepción de octubre, que no solo fue frío sino que fue uno de los más fríos de las últimas décadas. El invierno y la primavera fueron estaciones cálidas, y el febrero excepcionalmente cálido. En la ciudad de Barcelona es donde ha habido por cuarto año consecutivo el valor más alto de anomalía, que supera los +2 °C, resultado de la influencia de la isla de calor urbano.

La temperatura media en Catalunya se ha situado este año en 13,3 grados, la más alta como mínimo desde el 2009, según cálculos hechos por el ARA con datos de más de 80 estaciones del Meteocat. Los datos abiertos del Servicio Meteorológico de Catalunya no llegan más allá del 2009, pero el único año anterior que podía haber igualado este dato sería el 2006. Siguiendo este cálculo, el 2011, el 2015 y el 2019 fueron también años muy cálidos en Catalunya, con una media de 13,1 grados.

Son muchas las estaciones a título individual que han registrado la media más alta desde el 2009, por ejemplo el observatorio del Raval de Barcelona, que ha tenido una media de 18,6 grados, superior a los 18,5 del 2015 y del 2018. También Girona, donde los 15,4 grados del 2020 superan los 15,3 del 2014 y del 2015. Las estaciones que más claramente han superado la temperatura de años anteriores son las de alta montaña, por ejemplo la de Certascan, ubicada a 2.400 metros, donde los 4,1 grados del 2020 superan los 3,9 del 2015 y del 2011. También las del Port de la Bonaigua, el Lac Redon y Ulldeter han superado todos los datos de la última década.

El Observatorio Fabra de Barcelona ha registrado este 2020 el año más cálido de su historia. Con datos desde el 1914, nunca antes la temperatura media anual había llegado a los 16,8 grados de este año. Se supera así el anterior récord de este mítico observatorio del Tibidabo, que databa de los años 2006 y 2015, cuando la media anual fue de 16,6 grados. Los 16,8 grados de este año suponen una temperatura 1,4 grados por encima de la media climática del periodo 1981-2010, según datos de los observadores de Fabra.

Otro observatorio histórico es el del Ebre, donde la media del 2020 ha sido de 18,7 grados, una décima por debajo del récord, que data precisamente de los últimos tres años seguidos. Los últimos cinco años, en este observatorio de Roquetes, han sido tan o más cálidos que cualquiera de los anteriores. Desde el 2016 la media anual ha sido de 18,7 o 18,8 grados cada año. Antes del 2016 solo había habido dos años con una temperatura media tan alta, y los dos son igualmente de la última década (2011 y 2014).

Los días de más calor del año fueron el 31 de julio y el 1 de agosto, momento en el cual en el conjunto de Catalunya la temperatura media llegó a 25,9 y a 26 grados, respectivamente. Esos días el termómetro escaló hasta los 41 grados en Lleida y hasta los 40 en Tàrrega. Ninguna de las situaciones de calor de este año, sin embargo, fue tan dura como la de finales de junio del año pasado.

En cuanto a la precipitación el 2020 ha sido un año lluvioso en la mayor parte del territorio. En la mayoría de comarcas la precipitación ha sido más de un 10% más alta que la media climática 1961-1990. Destaca especialmente el acumulado total de la estación del Parc Natural dels Ports, donde este 2020 se han acumulado 1.923 l/m(2), un dato que supera al del Pirineu, donde suele darse el máximo pluviométrico anual. En el conjunto de Catalunya este 2020 se puede considerar el segundo año más lluvioso de la década, por detrás del 2018.

stats