Sociedad 24/06/2021

Un estudio en la UB detecta un 15% de infectados en febrero y certifica que las universidades no eran focos de contagio

El virus, que afectaba algo más a los estudiantes, se comportaba en las facultades igual que a nivel comunitario

2 min
Un profesional sanitario haciendo una PCR a un alumno de una universidad.

En febrero no había clases presenciales en las universidades catalanas debido a las restricciones para frenar el coronavirus y, según han concluido la Universitat de Barcelona y el Hospital de Bellvitge, la medida era "adecuada". Lo han asegurado cuatro meses después al hacer públicos los resultados del primer cribado en una universidad española, que han revelado que el porcentaje de positivos era muy parecido a la media entre la población general y que, por lo tanto, el comportamiento del virus en la universidad no era diferente al que tenía entre el resto de la sociedad. Según han explicado los responsables del estudio, entre las pruebas PCR y las pruebas serológicas hechas en febrero se detectó que un 15% de los miembros de la comunidad universitaria tenían o habían pasado el covid-19.

En concreto, de las 2.784 muestras que se tomaron entre estudiantes, personal docente investigador y de administración y servicios, un 1,6% salieron positivas en PCR (las personas tenían el virus en el momento de la prueba) y un 12,8% salieron positivas en las muestras de serología en la sangre (las personas ya habían pasado el virus y tenían anticuerpos). Solo seis personas (el 0,22% del total) dieron positivo en las dos pruebas, y se consideran una "infección precoz". "Estos individuos, presintomáticos y probablemente con cargas virales elevadas, son el perfil de transmisores potenciales", ha explicado Francisco Ciruela, catedrático de farmacología de la UB y coordinador del proyecto.

Más presencia del virus entre los estudiantes

Los resultados, que han sido publicados en la revista International Journal of Environmental Research and Public Health, también detectan una presencia del virus algo más alta entre los estudiantes: de las 1.206 pruebas, salieron positivas un 2,8% de las PCR y un 15,4% de las serológicas. En total el 65% de los participantes en el estudio eran mujeres. Participaron 3.243 personas, pero no todas las muestras fueron viables.

El estudio descarta, pues, las teorías que señalaban la universidad como foco de contagio del virus. "Los resultados obtenidos van en la línea de lo que pasaba en la sociedad y evidencian unos niveles de infección muy bajos", ha señalado Ángeles Domínguez, profesora de la UB y directora del servicio de microbiología de Bellvitge. Es por eso que, según Sebastià Videla, profesor de farmacología de la UB y primer autor del artículo, "era desaconsejable una desescalada". "Les medidas adoptadas para controlar el virus y evitar su progresión en la universidad eran las acertadas", ha sentenciado.

stats