Sociedad 11/08/2021

Llega la peor semana en cuanto a peligro de incendios en Catalunya de los últimos 18 años

Una oleada de calor extremo provocará temperaturas de más de 40 grados en varias comarcas

4 min
Voluntaris esperan en un campo para ayudar los bomberos, ayer, en un incendio en la isla griega de Eubea.

BarcelonaCatalunya afronta los próximos días las peores condiciones en cuanto a riesgo de incendio de los últimos 18 años. Así lo afirma el Servicio de Prevención de Incendios de la Generalitat, que ha dado un grito de alerta ante la llegada de una oleada de calor que puede provocar temperaturas récord. Las altas temperaturas sumadas a la falta de lluvias de los últimos meses crean unas condiciones similares a las que han favorecido los incendios de Grecia y Turquía durante los últimos días, según el departamento de Acción Climática. La consellera, Teresa Jordà, ha pedido a la ciudadanía "minimizar la actividad en la montaña" a partir de este miércoles. "Si un incendio quema, lo podemos apagar, pero si son muchos será muy difícil", ha alertado. La afectación principal se espera en un grupo de comarcas de entre Ponent, la Catalunya Central y el prelitoral central, donde se suman más claramente los factores de temperaturas extremas previstas y falta de lluvias.

El departamento de Acción Climática, Alimentación y Agenda Rural ha preparado para este miércoles la activación del nivel 3 del plan Alfa en las principales zonas de riesgo, una medida que permite adoptar restricciones como por ejemplo cerrar los accesos a los parques naturales. Se pararán todas las actividades empresariales e industriales en el espacio forestal y se ha pedido a las entidades agrarias que labren los campos de cereales para limpiar el terreno y dificultar la propagación del fuego. La situación de peligro muy alto está previsto que se alargue hasta el martes.

Oleada de calor extremo

El detonante de esta situación será la entrada de una masa de aire muy cálido que provocará temperaturas extremas a partir de mañana y como mínimo hasta el domingo. Mañana las máximas ya rozarán los 40 grados en Ponent, y entre el jueves y el sábado se espera que los 40 grados se puedan superar con cierta facilidad en comarcas de Ponent y de la Catalunya Central. Las temperaturas más altas del episodio podrían situarse entre los 42 y los 44 grados, unos umbrales extremos que pueden llegar a hacer caer récords históricos. En Lleida, por ejemplo, con datos desde 1956, la temperatura más alta registrada son los 43,4 grados del 29 de junio de 2019, un dato que podría igualarse o superarse los próximos días. Muchos de los récords de estaciones del Meteocat provienen de las oleadas de calor de 2019 y de 2015, unas situaciones de calor extremo que fueron muy parecidas a la que se entrevé para los próximos días. Son temperaturas muy altas que se han repetido varias veces desde 2015, síntoma de que ya no hay que esperarlas cada 20 o 30 años como antes, sino cada 2 o 3. En Lleida, desde 1959 hasta 2014, se había llegado 8 veces a 40 grados. Desde 2015, se ha llegado 14 veces, y todo apunta a que esta semana se llegará tres o cuatro veces más.

Mapa de las comarcas con más peligro de incendio.

En la costa, la temperatura no subirá tanto, pero habrá varias noches en las que no bajará de los 25 grados, sobre todo alrededor de Barcelona. En los mediodías la suma de temperatura y humedad harán aumentar la sensación térmica hasta rozar los 40 grados.

El Meteocat tiene activos avisos de peligro ya para este miércoles, y sobre todo para el jueves y el viernes. Los avisos afectan sobre todo a las comarcas de Ponent, de la Catalunya Central y del Pirineu y Prepirineu: los lugares donde las temperaturas se esperan proporcionalmente más altas y extremas. En el Segrià, el Urgell, el Pla d'Urgell, las Garrigues y la Noguera el peligro se considera muy alto y los avisos para el jueves y viernes son de nivel 5 sobre 6.

Un aspecto muy importante será saber exactamente hasta cuándo se alargarán estas temperaturas tan altas. Sobre esto todavía hay incertidumbre: algunos modelos hacen pensar que hasta el martes no habrá un alivio significativo, otros entrevén ya una bajada de hasta 5 grados de cara al lunes.

En cualquier caso, serán como mínimo 4 o 5 días seguidos de calor muy fuerte y continuada que muy probablemente provocarán sobremortalidad, como suele pasar en estos casos. Sobre este aspecto se han hecho varios estudios en ciudades como Estambul, Viena y también en Suiza, donde se han constatado sobremortalidades de entre el 6% y el 21% en oleadas de calor recientes. En la Columbia Británica, la mortalidad se casi dobló este año durante el episodio que provocó temperaturas de hasta 50 grados.

El episodio de calor llega después de un año que en algunas comarcas ha sido de los más secos de las últimas décadas. Si se cogen los datos de los últimos doce meses, los mapas del estado de sequía del Meteocat dibujan un panorama de sequía extrema en varias regiones de la costa y del prelitoral centrales, de la Catalunya Central y sobre todo en puntos de las comarcas de Girona. Entre el 1 de agosto de 2020 y el 31 de julio de 2021, solo se han acumulado 242 l/ m² en Badalona, 310 en Sant Sadurní d'Anoia y en los Hostalets de Pierola, 323 en Torroella de Montgrí o 335 en Catellbisbal. En algunos casos, es poco más de la mitad de lo que habría que esperar que lloviera en un año normal.

stats