Sociedad 16/04/2021

Dos muertos en un incendio en los bajos de un bloque de pisos en Cassà de la Selva

El fuego se podría haber originado por una manipulación eléctrica

Ara
3 min
Los bajos que quedaron quemados por culpa del incendio
Disponible en:

BarcelonaDos personas han muerto en un incendio en los bajos de un bloque de pisos en Cassà de la Selva, según han informado los Bomberos de la Generalitat. El fuego se ha originado hacia las 8.42 en el número 51 de la calle del Raval, un edificio de planta baja más cuatro pisos, y ha afectado parcialmente a una vivienda situada en los bajos. Los Bomberos han ido con diez dotaciones. El piso donde se ha originado el fuego estaba ocupado, según ha podido saber la ACN. El incendio ya está apagado y los vecinos que habían salido por su propio pie ya han podido volver a casa. El Sistema de Emergencias Médicas (SEM) ha atendido a cuatro heridos. Se desconocen las causas del incendio, que se están investigando. El conseller de Interior, Miquel Sàmper, durante la rueda de prensa de esta mañana para explicar los acuerdos del Procicat, ha avanzado que las llamas se podrían haber originado por "una manipulación eléctrica".

Tres de los heridos han sido trasladados al Hospital Santa Caterina de Salt y la cuarta persona ha sido dada de alta en el mismo lugar del incendio. El SEM ha enviado cuatro unidades y los Mossos d'Esquadra tres de seguridad ciudadana y una de investigación. Según ha informado el jefe territorial de la región de emergencias de Girona de los Bomberos, Miquel València, han recibido el aviso a las 8.42 de la mañana y se han enviado en total diez dotaciones: "Nuestra tarea se ha centrado en la búsqueda de víctimas en el edificio afectado y el adyacente y el control y la extinción del incendio".

El fuego ha afectado la planta baja del inmueble y una habitación del piso se ha calcinado totalmente. Los Bomberos comprueban si el incendio ha causado daños estructurales que afecten al bloque con el objetivo de restablecer "la normalidad", pero parece que las llamas no habrían afectado a la estructura.

Según fuentes próximas al caso, los cuerpos de las víctimas mortales se han localizado en una zona cerca de un patio de luces. "Asumimos la investigación de este incendio en el que, desgraciadamente, dos personas han perdido la vida. Empezamos las tareas para averiguar los motivos del incendio y para poder identificar a las víctimas", ha explicado el jefe de la ABP Gironès Pla de l'Estany, el inspector Xavier Domènech.

Domènech ha concretado que los cuerpos de las dos personas que han muerto estaban en muy mal estado y que seguramente habrá que recurrir al ADN para poder confirmar su identidad. A las once de la mañana ha llegado la forense para hacer el levantamiento de los cadáveres. "Ya hemos informado al juzgado de guardia y trabajamos conjuntamente siguiendo sus directrices para determinar las causas del incendio", ha añadido Domènech. La unidad de investigación de la ABP y la policía científica han empezado a inspeccionar el piso afectado para determinar dónde y por qué se ha originado el incendio. "La investigación está abierta y, de momento, desconocemos cómo se ha iniciado el fuego. Según comenta el Ayuntamiento, es un piso donde se tendría la luz pinchada y la compañía eléctrica está haciendo gestiones en este sentido", ha explicado el inspector.

Un piso ocupado

"Lo que ha pasado hoy es una desgracia, pero era previsible", ha afirmado el alcalde de Cassà de la Selva, Robert Mundet. Ha concretado que en la población tienen "un problema con los pisos ocupados": "Un problema que muchas veces acaba mal, como por desgracia ha pasado hoy", ha dicho en declaraciones a la ACN. Mundet ha explicado que en este bloque estaba ocupado el piso de los bajos donde ha habido el incendio y que en el edificio vecino hay ocho pisos más con ocupas. Según el alcalde, la Policía Local hace "semanas" que sigue la situación porque ha generado quejas y conflictividad con los vecinos. El alcalde ha explicado que hace dos semanas cortaron la luz en el piso donde ha habido el fuego. "Tanto en este bloque como en el vecino, la Policía Local hace un seguimiento exhaustivo. Cortamos la luz y, al parecer, han vuelto a conectarse de manera fraudulenta", ha dicho Mundet.

En los pisos ocupados, las compañías eléctricas no dan servicio porque no hay ningún contrato. Esta situación obliga a las personas que ocupan "a pinchar la luz o vivir con velas", según lamenta Maria Campuzano, portavoz de la Alianza Contra la Pobreza Energética. Para mejorar estas condiciones, la Generalitat y la compañía Endesa firmaron un acuerdo el 29 de marzo para instalar contadores temporales en este tipo de familias, siempre que estén empadronadas y tengan un informe de vulnerabilidad al día. El objetivo era, precisamente, evitar que pincharan la luz y que se produjeran accidentes como el de Cassà de la Selva. "En lugar de cortarles la luz, lo que habrían tenido que hacer es ofrecerles una solución", ha denunciado Campuzano, que ha recordado que la Generalitat también tiene responsabilidades porque tendría que "difundir el nuevo protocolo a los ayuntamientos".

stats