Viruela del mono
Sociedad  /  Salud 21/07/2022

"La viruela del mono no es un virus de gays y la vacuna no tiene que ser un estigma"

El BCN Checkpoint empieza a inocular las primeras 700 dosis y alerta que ya atiende ocho casos sospechosos de infección al día

3 min
Un hombre recibiendo una de las primeras dosis de la vacuna de la viruela en el BCN Checkpoint, uno de los tres centros autorizados por Salud  para administrar las dosis.

BarcelonaDesde que surgieron los primeros casos de la viruela del mono en Madrid, el virus aparece en todas las conversaciones entre H. y sus amigos. "Y me consta que es el caso de otros muchos hombres que tienen sexo con otros hombres. Las noticias sobre la infección no pasan desapercibidas y creo que nos tenemos que preocupar, pero sobre todo usarlas para protegernos", explica el joven antes de pasar a un box y remangarse la camiseta hasta el hombro. Forma parte de la treintena de hombres que han recibido la vacuna de la viruela del mono en el BCN Checkpoint, el centro comunitario de detección y control del VIH y otras infecciones de transmisión sexual (ITS) para hombres gays y bisexuales y uno de los tres espacios en Catalunya autorizados para administrar las vacunas.

H. ha sido uno de los primeros en recibir la primera dosis porque cumple los criterios de priorización fijados por las autoridades sanitarias: es menor de 45 años, no se ha contagiado de la viruela anteriormente, tiene relaciones sexuales frecuentes y toma la pastilla que evita la infección del VIH, la profilaxis de preexposición (PrEP). La previsión del centro es ir contactando con los usuarios para programarles la hora de vacunación y que el viernes también se vacunen una treintena más de personas hasta que, de aquí a dos semanas, se inoculen todas las dosis.

A pesar de que la viruela del mono no es una ITS estrictamente, sí que es un virus transmisible sexualmente porque se propaga mediante el contacto estrecho íntimo: con la saliva, los fluidos corporales y los materiales contaminados como sábanas o juguetes sexuales. Prácticamente, el 95% de los casos que se han detectado en Catalunya, más de un millar, se han dado entre hombres de entre 20 y 60 años con una vida sexual activa con otros hombres. Por eso, las autoridades sanitarias han decidido que los primeros beneficiados de la vacuna sean los hombres del colectivo homosexual y bisexual, especialmente los que tienen relaciones sexuales de riesgo (en grupo, usando drogas o sin ningún tipo de protección con múltiples parejas), que tomen la PrEP o que sean VIH positivos.

Los viales de la vacuna contra la viruela del mono que se administran desde este jueves a hombres que tienen sexo con hombres.

El director del BCN Checkpoint, Ferran Pujol, asegura que la viruela del mono se tiene que abordar como un problema de salud pública que todavía se agravará más. En el centro se han duplicado las sospechas de infección en cuestión de semanas y, diariamente, ya se atienden entre ocho y nueve. "Ahora el brote se está dando en hombres gays y bisexuales, que es un grupo cerrado y pequeño y la transmisión está muy concentrada. Si damos esta información es para llegar a las personas de alto riesgo de contagio, no para emitir juicios morales o cuestionar la sexualidad de nadie", aclara Pujol. "Mediáticamente, es muy sencillo simplificarlo todo, pero la viruela del mono no es un virus de gays. Ahora bien, como nos está afectando especialmente, que nos ofrezcan la vacuna no tiene que ser un estigma, sino una oportunidad para protegernos, evitar nuevos casos y que la infección se propague al resto de la población", coincide H.

"Esperamos más dosis en agosto"

El ministerio de Sanidad ha repartido las primeras (y únicas) 5.300 vacunas que le corresponden de la compra conjunta europea, que solo ha podido acceder a 110.000 dosis y que las tiene que distribuir entre los diferentes estados miembro. Esta escasez de dosis ha hecho que en Catalunya solo hayan tocado unas 1.600, que, a pesar de que representan un tercio de las dosis, son insuficientes para cubrir la demanda. "Hacía semanas que nos llegaban los usuarios preguntando cuándo podrían vacunarse y el primer balance es positivo, porque la gente empieza a acceder a las dosis, pero el alcance es muy limitado", explica el director médico del BCN Checkpoint e investigador del IrsiCaixa, Pep Coll.

Para el médico, la priorización que se tiene que seguir no deja de ser un filtro necesario por la baja producción de vacunas, pero que excluye a muchas personas en una situación de alto riesgo de contagio. "En Catalunya hay unas 6.000 personas haciendo la PrEP, 2.500 solo en el Checkpoint, y otras muchas que tienen VIH y que tienen que poder acceder para conseguir que las infecciones sean leves", ejemplifica. Y también hay muchas personas con sexualidades más fluidas que también se pueden beneficiar, independientemente del género o del sexo. "Esto es complicado de explicar a muchos usuarios. Esperamos que sea una situación momentánea y que en agosto nos lleguen más dosis", dice Pujol, que defiende que si la Organización Mundial de la Salud (OMS) declara la emergencia internacional este jueves los reguladores podrían forzar la compañía productora, Bavarian Nordic, a licenciar otros laboratorios para fabricar más vacunas.

stats