Sociedad 06/04/2021

Sánchez anuncia el fin del estado de alarma el 9 de mayo y promete 33 millones de vacunados en agosto

Detalla el calendario de inmunización por semanas: 5 millones de españoles a principios de mayo, 10 a principios de junio y 25 antes del verano

3 min
El presidente español, Pedro Sánchez, ha comparecido desde la Moncloa para anunciar el plan de vacunación de este segundo trimestre del 2021.

MadridPedro Sánchez ha dado el pistoletazo de salida al segundo trimestre del 2021 con el anuncio de una lluvia de millones de vacunas contra el coronavirus para intentar cambiar el incumplimiento de los objetivos a finales de marzo, cuando estaba previsto que un 80% de las personas de más de 80 años estuvieran vacunadas, una promesa que tampoco se ha cumplido en Catalunya, por ejemplo.

Ante la perspectiva de una cuarta oleada, el presidente español ha respondido con un mensaje de optimismo. En primer lugar, anunciando el fin del estado de alarma, es decir, del toque de queda nocturno y de los confinamientos perimetrales, a partir del 9 de mayo. "Queremos que el 9 de mayo sea el punto final del estado de alarma, y en esto estamos trabajando", ha señalado, y ha apuntado que confía en que en las próximas restricciones las decida el consejo interterritorial de salud, que reúne a la ministra de Sanidad con los consejeros autonómicos del ramo.

Según los pronósticos "más prudentes y conservadores", la Moncloa cree que es posible llegar a los 33 millones de españoles vacunados a finales del verano, es decir, a la promesa de tener inmunizada a un 70% de la población. En este sentido, ha marcado un calendario muy claro: 5 millones de vacunados con la pauta completa la semana del 3 de mayo y el doble –10 millones– a principios de junio también con la pauta completa. Justo al cabo de una semana, la del 14 de junio, ya se prevén 15 millones de vacunados, y la siguiente, justo antes del inicio del verano, 25 millones de personas inmunizadas.

Sánchez ha detallado que España tiene una capacidad de administración semanal de hasta 3,5 millones de dosis y que esto se hará efectivo sobre todo este segundo trimestre, cuando lleguen un total de 38 millones de vacunas, según el compromiso que tiene el Estado con un total de cuatro farmacéuticas: Pfizer, Moderna, AstraZeneca y Janssen, que empezará a hacer envíos a partir del 14 de abril.

La Moncloa lo fía todo a esta última farmacéutica, puesto que con una sola dosis de la vacuna basta para la inmunización y, por lo tanto, el ritmo para conseguir la pauta completa será mucho más alto. De hecho, se administrará también en la franja de edad de entre 70 y 79 años, según ha detallado Sánchez.

3,5 veces más vacunas que el primer trimestre

Durante el trimestre estival es cuando España confía recibir más vacunas, puesto que entonces está previsto que la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) avale la vacuna de la farmacéutica alemana Curevac. En total, Sánchez ha anunciado 47 millones de dosis entre julio y septiembre, cosa que eleva la cifra desde abril a un total de 87. De hecho, solo este trimestre, según los cálculos de Sánchez, se recibirán 3,5 veces más vacunas que durante el anterior.

Preguntado sobre qué ha fallado para que el ritmo de vacunación en Europa sea inferior al de países como los Estados Unidos, Sánchez ha apuntado a un solo culpable: los incumplimientos reiterados de la llegada de vacunas de AstraZeneca. Por eso ha defendido que la política del gobierno español haya sido diversificar al máximo la compra de vacunas y no centrarse en un solo proveedor, como han hecho otros estados europeos.

¿Qué restricciones habrá en verano?

El fin del estado de alarma abre un nuevo periodo de incertidumbre en cuanto a las restricciones de cara al final de la primavera y el principio del verano. De hecho, casi se repite el escenario del año pasado. Sánchez confía en tener los indicadores epidemiológicos a favor y un ritmo más elevado de vacunación, y no quiere tener que enfrentarse al reto de intentar reunir apoyos en el Congreso a las puertas de las elecciones madrileñas previstas para el 4 de mayo.

El tema es hasta qué punto el consejo interterritorial de salud puede tener aval jurídico para obligar a todas las comunidades a cumplir las medidas que se acuerden. Una vez se levante el estado de alarma, los gobiernos autonómicos tendrán legitimidad para cerrar o limitar la apertura de comercios y hostelería, pero no para el toque de queda ni para efectuar confinamientos perimetrales –como los confinamientos municipal, comarcal y autonómico.

stats