Mercado de fichajes
Deportes  /  Barça 28/08/2022

Laporta y Olivé avalan 11 millones para poder inscribir a Kounde en la Liga

El Barça se acoge a un artículo de la Liga que permite avanzar ingresos a través de garantías depositadas por accionistas o terceros

3 min
Joan Laporta poniendo con Jules Koundé.

BarcelonaLa Liga vuelve al Camp Nou este domingo con el partido que el Barça disputará con el Valladolid. Los de Xavi Hernández juegan contra un rival que acaba de volver a Primera División y el técnico culé podrá contar con Jules Kounde, el último de los nuevos fichajes que quedaba para ser inscrito. Y no será porque el club haya cerrado las salidas de Pierre-Emerick Aubameyang y/o Memphis Depay, que era la receta que tenían en el área deportiva registrar el central francés, sino porque la Liga ha reinterpretado el cálculo del fair play financiero después de revisar toda la documentación aportada en los últimos días desde los despachos de Arístides Maillol. "La clave es la cuantificación de los ingresos para resituar el tope real de masa salarial que se permite. Y todo esto, junto con una revisión realista de algunos variables de ciertos jugadores, permite incluir Kounde, decían al ARA desde el Barça.

Kounde jugó contra el City miércoles

Esta reinterpretación de los ingresos esencialmente es causada por el aval personal que el presidente ejecutivo del Barça, Joan Laporta, y el tesorero del club, Ferran Olivé, han depositado por valor de 11 millones. Amparados por el artículo 92 del reglamento de la Liga, los dirigentes han actuado de facto como los accionistas de una sociedad anónima o terceros. La norma dice así: "Existe la opción de incrementar la capacidad de inscripción anticipante la consecución de ingresos o beneficios (...) Es una medida de carácter estrictamente transitorio, con el compromiso por parte del club de restablecer la situación previa durante la misma temporada. Para ello se tienen que prestar unas garantías a través de un aval bancario (...) En este sentido, en caso de no restablecerse la situación, la garantía quedará registrada en el balance del club como patrimonio neto no reintegrable". Es decir, si el Barça no genera los recursos necesarios las próximas semanas, Laporta y Olivé, que fueron dos de los directivos con más músculo financiero para avalar la candidatura antes de la toma de posesión de hace un año y medio, pueden perder el dinero. Fuentes del club confirman la información avanzada por La Vanguardia y amplían que la operación se trabajó el sábado hasta después de comer, cuando el papeleo se pudo enviar a Madrid.

La inscripción de Kounde necesitaba más de 21 millones entre la ficha anual y la amortización prevista para esta temporada. Con la reinterpretación de las últimas horas, el club no ha necesitado vender Aubameyang y cerrar la salida de Memphis, pero esto no significa que el Barça lo descarte ahora. Todo el contrario: las bajas son más perentorias que nunca porque hay una presión específica sobre el patrimonio de Laporta y Olivé. Generar ahorros las próximas semanas será imprescindible. Auba tiene una buena oferta del Chelsea y podría dejar una plusvalía interesante a las arcas azulgranas si sale traspasado. Cerrar esta operación no solo enjugaría el aval, también ayudaría a plantearse las llegadas de Marcos Alonso o Foyth para los laterales y a avanzar con la renovación de Gavi y el registro del nuevo contrato de Araujo.

Deberes pendientes con el 'fair play'

En la Liga también han reconocido dos movimientos de apenas esta semana. Uno es la cesión sin opción de compra de Samuel Umtiti al Lecce italiano, que libera una pequeña parte del salario del futbolista y pone en manos del club de la Puglia ciertos pluses vinculados a su rendimiento. Y el otro es la gestión de Pablo Torre, un futbolista que ahora mismo no es seleccionable para el primer equipo porque el club le ha retirado el permiso que se prevé para jugadores que suben y bajan del filial. Con este movimiento temporal, el Barça genera un espacio de casi tres millones entre el salario y la amortización. A cambio, Torre queda en una situación incierta, puesto que ha transmitido internamente sus dudas ante la posibilidad de competir con el Barça Atlético. Con todo, el mismo Xavi, que hace una semana no descartaba una cesión del centrocampista cántabro, dice ahora que la mejor opción será que se quede bajo su disciplina y juegue con el filial cuando no lo pueda hacer al primer equipo.

stats