Futbol
Deportes 21/04/2021

Madrid y Barça se quedan solos con la Superliga

A la renuncia de este martes de los seis clubes ingleses se han sumado hoy Atlético, Inter, Milan y Juve

5 min
Rebuig de los forofos del Chelsea a la Superlliga

BarcelonaEl Atlético de Madrid se ha convertido en el primero de los tres clubes de la liga española que abandona la Superliga. En un comunicado, el conjunto madrileño ha argumentado que con el cambio de circunstancias en el proyecto consideran que lo mejor es desvincularse de él. El Atlético ha sido el primero en seguir el camino que emprendieron ayer los seis clubes ingleses y que hoy también ha contado con las renuncias oficiales de los tres clubes italianos: Inter, Milan y Juve.

Ayer, la presión de los jugadores, los técnicos, los aficionados y las principales organizaciones del fútbol inglés (FA), europeo (UEFA) y mundial (FIFA) ha provocado una desbandada entre los partidarios de la Superliga en Inglaterra. Los seis clubes fundadores se han echado atrás del proyecto. Dos días después de ser anunciada, la nueva competición continental que tenía que presidir Florentino Pérez puede quedar vista para sentencia. La renuncia del Manchester City fue la primera en hacerse oficial el martes por la noche: "Podemos confirmar que hemos iniciado los procedimientos para retirarnos del grupo que desarrolla planes para una Superliga". Las del Manchester United, el Arsenal, el Tottenham, el Chelsea y el Liverpool se publicaron a la vez poco después de las doce de la madrugada del miércoles. La de los gunners es especialmente dura: "Nos retiramos de la Superliga propuesta. Hemos cometido un error y pedimos disculpas".

A pesar de las noticias que llegaban desde Inglaterra, los seis supervivientes de la iniciativa –tres italianos y tres españoles– no la dieron por muerta. Con un comunicado emitido pocos minutos antes de las dos de la madrugada, expresaron: "La Superliga europea está convencida de que el actual statu quo del fútbol europeo tiene que cambiar. Proponemos una nueva competición europea porque el sistema existente no funciona. Nuestra propuesta tiene que permitir que el deporte evolucione mientras genera recursos y estabilidad para toda la pirámide del fútbol, incluyendo ayudas para superar las dificultades financieras experimentadas por toda la comunidad debido a la pandemia [...]. A pesar de la marcha de los clubes ingleses por las presiones que han recibido, creemos que nuestra idea está en sintonía con la ley europea y las regulaciones tal como demuestra la decisión de un tribunal que ha protegido a la Superliga de decisiones de terceros. Dadas las circunstancias, tenemos que reconsiderar los pasos más apropiados para remodelar el proyecto, siempre teniendo en mente ofrecer a nuestros fans la mejor experiencia posible". Al final, ha quedado en papel mojado.

Dimisión del presidente del Manchester United

Además de renunciar a la competición, el Manchester United anunció que su presidente, Ed Woodward, abandonará el cargo a finales de año ante las presiones de jugadores, técnicos, aficionados y estamentos contrarios a la Superliga. El dirigente red devil era uno de los principales defensores de la iniciativa. En Italia también salieron informaciones sobre el posible cese de Andrea Agnelli, máximo mandatario del Juventus, con motivo de toda la polémica. Aun así, ninguna de las principales cabeceras transalpinas confirmó la noticia.

Mientras tanto, en Liverpool, el capitán del equipo, Jordan Henderson, publicó un breve comunicado firmado por todos los jugadores de la plantilla para criticar los planes de la Superliga: "No nos gusta, esta es nuestra posición colectiva. Nuestro compromiso con este club de fútbol y sus aficionados es absoluto e incondicional". Previamente, Henderson se había reunido con los capitanes de los 20 equipos de la Premier League. Estará contento, pues, con la reacción del club que le paga el sueldo.

Después de ver la desbandada de los clubes ingleses, Gerard Piqué hizo la primera declaración en clave Barça sobre todo el lío. El central catalán tuiteó en inglés, lisa y llanamente, pero contundente: "El fútbol pertenece a los aficionados. Hoy más que nunca". Posteriormente, en castellano, Piqué contestó al editorial de El Chiringuito, el programa en el que Florentino Pérez defendió el lunes la Superliga: "Ayer una fiesta, hoy hundidos. El Chiringuito de Florentino".

En unas declaraciones que recogía el martes el diario El Équipe, a Pérez le preguntaban si le preocupaba el abandono en bloque de los clubes ingleses. "No me preocupa. La situación del fútbol actual es tan grave que todos están de acuerdo en llevar a cabo este proyecto y buscar una solución. Nadie ha sido presionado para formar parte de él", dijo el presidente del Madrid, que tenía una entrevista pactada en El larguero de la Cadena SER y la tuvo que cancelar.

Guardiola, crítico con la Superliga

Antes de que se precipitaran todos este acontecimientos, a mediodía Pep Guardiola criticó con contundencia a la Superliga por el hecho de que haya unos equipos que tengan garantizada la participación siempre, independientemente del rendimiento: "No es un deporte cuando la relación entre el esfuerzo y el éxito, entre el esfuerzo y la recompensa, no existe. No es deporte. No es un deporte cuando el éxito está garantizado de entrada. No es un deporte si no importa si pierdes. Lo he dicho muchas veces, quiero la mejor competición, y tan dura como sea posible, especialmente la Premier League, y no es justo cuando un equipo lucha, lucha y lucha y llega arriba de todo y no se clasifica porque el éxito está solo garantizado a unos pocos clubes. En la declaración [en la que se ha anunciado la creación de la Superliga] es lo que percibo. No sé si esto cambiará y la gente dirá otra cosa".

Ante las amenazas de la UEFA de expulsar de la presente edición de la Champions a los clubes miembros de la Superliga –afectaría al City, al Madrid y al Chelsea–, el entrenador catalán fue tajante: “Jugaremos la Champions la próxima semana y trataremos de llegar a la final, y la próxima campaña jugaremos competiciones europeas porque lo merecemos, porque nos lo hemos ganado en el terreno de juego”. El otro equipo clasificado para las semifinales de la Champions es el PSG, desvinculado del proyecto. “Creemos que toda propuesta sin apoyo de la UEFA no resuelve los problemas que hay en la comunidad del fútbol. La Superliga responde a intereses personales. El PSG seguirá trabajando con el ECA y la UEFA”, dijo el presidente del club francés, Nasser al-Khelaifi.

Bayern y el Borussia Dortmund también se han desmarcado del proyecto. De hecho, la Federación Alemania de Fútbol pidió el lunes por la mañana, alineándose con la UEFA, que los doce clubes fundadores de la Superliga –Madrid, Barça, Atlético de Madrid, Juventus, Inter, Milan, Manchester United, Liverpool, Manchester City, Tottenham, Arsenal y Chelsea– fueran excluidos de todas las competiciones.

El Barça lo sometería a votación

El apoyo que el Barça da como miembro fundador a la creación de la Superliga queda supeditado a la aprobación por parte de la asamblea de compromisarios. A pesar de que por estatutos la directiva azulgrana no estaría obligada a hacerlo, si la asamblea decide no formar parte de esta nueva competición, el Barça, que a través de Laporta ha mostrado un apoyo muy tibio a la iniciativa, se echaría para atrás. Los azulgranas aún no se han pronunciado públicamente al respecto y solo quedan Barça y Madrid apoyando la Superliga.

stats