Economía 14/04/2022

Elon Musk y el poder de los 280 caracteres

El nuevo accionista mayoritario de Twitter ha conseguido en varias ocasiones modificar el mercado a partir de tuits

Pol Casaponsa Sarabia
3 min
Elon Musk esta semana inaugurando la 'gigafactoria' de Tesla en Texas.

Era una verdadera estrella de Twitter y ahora es su principal propietario. Es el paso que ha hecho esta semana el fundador de Tesla, Elon Musk, que ha comprado un 9,2% de la red social Twitter, cosa que lo ha convertido en el máximo accionista de la compañía. Ha conseguido este rol después de años de polémicas en la red que lo han convertido en uno de los tuiteros más seguidos del planeta. Recordamos algunas de las más sonadas.

El huracán del Bitcoin

Musk ha cambiado el valor de las criptomonedas  

“Se quiere saltar las reglas del juego”, afirma el profesor de economía de la Universitat Pompeu Fabra y especialista en bolsa Xavier Brun. En más de una ocasión, Musk ha modificado las tendencias del mercado con sus tuits. Por ejemplo, el empresario no ha escondido sus amores y desamores con las criptomonedas. El fundador de Tesla se puso en la descripción de su perfil la palabra “bitcoin” y Tesla anunció que lo aceptaría como forma de pago. Sin embargo, finalmente cambió de opinión respecto a la moneda virtual, puesto que varios estudios informaron sobre la contaminación que provoca la “minería”. Estas dos publicaciones tuvieron una repercusión directa en el valor de la moneda: en primera instancia subió un 6,5% su valor y con el segundo tuit perdió un 11%.

Musk también ha declarado en varias ocasiones su simpatía por el dogecoin, la primera de las ahora conocidas como memecoin —caracterizadas por tener como logo algún dibujo gracioso, en su caso un perro de la raza shiba inu—. El fundador de Tesla, al hacer diferentes tuits como “Una palabra: doge” o deseando unas felices fiestas de Navidad con una imagen en que aparecía la mascota de la moneda, hizo que durante el inicio del 2021 su valor se multiplicara por 136.

El anarquista bursátil

El valor de Tesla también en el punto de mira

Sus intervenciones en el mercado no se limitan a las monedas virtuales. El hombre más rico del mundo también ha jugado en algunas ocasiones con las acciones de su empresa. El año 2018 Musk dijo por Twitter que estaba pensando lanzar a bolsa Tesla con las acciones a 420 dólares. En aquel momento, el valor de la compañía empezó a aumentar rápidamente. El regulador de la bolsa en los Estados Unidos —la SEC—, de la cual se burló denominándola “Comisión de Enriquecimiento de Vendedores a Corto”, sancionó al multimillonario con una multa de 20 millones de dólares y la obligación de dejar la presidencia de su empresa. Según Brun, esta sanción respondía al hecho de que “un empresario no puede interferir en el mercado en su propio interés” y destaca que su anuncio pretendía “modificar la tendencia del mercado”.

El 1 de mayo del 2020, el excéntrico emprendedor volvió a interferir en las acciones de Tesla de una manera poco habitual. Musk tuiteó que en su opinión las acciones de su compañía estaban “demasiado altas”.

Este tuit trajo a la automovilística a una bajada del precio de las participaciones. Xavier Brun cree que lo podía haber hecho para "estabilizar" de una manera controlada el valor a bolsa de la empresa y destaca que esta manipulación del mercado vuelve a estar “fuera de las normas establecidas”.

La carrera espacial

Uno de sus próximos objetivos: pisar Marte

Si durante la Guerra Fría tuvo lugar una carrera espacial entre los EE.UU. y la Unión Soviética, durante estos últimos años Elon Musk y el fundador de Amazon, Jeff Bezos, luchan por ser los primeros en llegar a Marte. En varias ocasiones, Musk ha defendido que hay que lanzar explosivos al planeta vecino para crear un efecto invernadero que permita evaporizar el hielo del planeta. El empresario hizo un tuit con una imagen en que se leía “Ocupemos Marte” acompañada de una fotografía de una luna llena en un eclipse solar. Más tarde reconoció que se había confundido. 

El poder por el pueblo

Un habitual de las encuestas preguntando a los seguidores

Una de las peculiaridades de Musk es la de lanzar encuestas sobre decisiones empresariales. Al saberse que había comprado el 9,2% de Twitter, Musk preguntó a sus seguidores si querían que la red social incluyera una opción para editar los tuits. 

A finales del año pasado, el empresario también encuestó los usuarios de la plataforma sobre si querían que vendiera un 10% de sus acciones a Tesla, puesto que, según Musk, se estaba “relacionando las ganancias de las inversiones con una forma de evasión fiscal”. El 58% respondió afirmativamente y él aseguró que “acataría los resultados”. Y después de la venta de diferentes paquetes, ya casi ha cumplido la promesa.

stats