Economía 10/03/2021

Nokia y Sony siguen a Ericsson y tampoco participarán presencialmente en el Mobile

Las dos compañías dejan la puerta abierta a sumarse de manera virtual

2 min
Imagen de las instalaciones que tenían que acoger el MWC el día que se canceló.

BarcelonaDespués de que ayer la sueca Ericsson abriera la veda , la cancelación de dos empresas más suma un grado de incertidumbre respecto a la celebración el próximo junio del Mobile World Congress (MWC). La finlandesa Nokia y la japonesa Sony han comunicado que tampoco participarán. La primera lo ha decidido después de haber evaluado "cuidadosamente" los riesgos causados por el coronavirus. Ahora bien, el grupo de telecomunicaciones deja abierta la puerta a unirse de manera virtual, según ha explicado en un comunicado: "Entendemos que GSMA [la entidad organizadora] está planeando una serie de actividades virtuales y trabajaremos con ellos para saber cómo podemos participar".

Como en el caso de Ericsson, Nokia insiste en poner por delante la salud de sus empleados, que considera de máxima "importancia". Así pues, prefiere evitar los desplazamientos internacionales hasta Barcelona mientras la campaña de vacunación todavía esté en la etapa inicial. Aun así, igual que la empresa sueca, sí que participó en el Mobile de Shanghai hace algunas semanas e incluso directivos suyos dieron conferencias.

Sony también ha preferido no asistir presencialmente al Mobile, pero ha remarcado en su comunicado que "el mundo cambia cada vez más hacia oportunidades digitales y online para prevenir la propagación del nuevo coronavirus". Ha sugerido, pues, que sus novedades se podrían exponer en el congreso, pero de manera virtual: "Sony Mobile se comunicará de forma que pueda ofrecer noticias importantes sobre sus productos a una audiencia más amplia".

Fecha alternativa este año

Como ya explicó el ARA , varias compañías del sector tecnológico habían presionado a la GSMA para hacer una edición 100% virtual del congreso o al menos retrasar la edición hasta el último trimestre del 2021, cuando las vacunas hayan llegado a una parte más importante de la ciudadanía. En caso de que fuera así, a la industria le preocupa otra consecuencia: la edición quedaría demasiado cerca de la del 2022. Aun así, la patronal de las telecomunicaciones se ha mantenido firme en las fechas previstas y quiere sacar adelante el congreso de este año con presencia física del 28 de junio al 1 de julio. A finales de marzo se reunirá para volver a evaluar la situación, aunque el impacto de nuevas bajas podría adelantar el encuentro. Los organizadores también tienen reservada una fecha alternativa.

Estas primeras cancelaciones llegan pocos días después de que la GSMA anunciara con qué medidas blindaría el MWC de los posibles contagios de covid-19. Los organizadores esperan recibir unos 50.000 asistentes, la mitad de los 100.000 habituales, a los cuales se obligará a someterse a un test de antígenos cada 72 horas. La entidad expresó ayer el "respeto" por la decisión de Ericsson de no asistir y admitió que era consciente de que no todas las empresas podrían participar en el Mobile del 2021.

Es difícil obviar las similitudes con la situación que el congreso vivió hace un año, cuando el goteo de bajas obligó a la GSMA a cancelarlo. Como pasó entonces, tanto la Generalitat como el Ayuntamiento de Barcelona disiparon ayer los rumores de que se repitiera aquel escenario y defendieron que el Mobile se hará en junio.

Cronología de la cancelación
  • 5 de febrero de 2020 La compañía coreana LG fue la primera en anunciar que no participaría en el MWC de 2020 por la incertidumbre ante el coronavirus, que entonces prácticamente no había provocado contagios en Europa.
  • 8 de febrer de 2020 Después de algunas bajas de menor importancia, el grupo de telecomunicaciones sueco Ericsson comunica que no asistirá al congreso y la cascada de cancelaciones se acelera.
  • 12 de febrero de 2020 Tras una reunión muy tensa con las administraciones locales (la GSMA acudió acompañada por un abogado para negociar los términos del comunicado), los organizadores anuncian que se han visto obligados a cancelar el evento por una causa de "fuerza mayor": la pandemia del covid-19.
stats