Internacional 19/12/2020

La nueva variante del Reino Unido, un 70% más contagiosa, hace volver a Londres al confinamiento total

Johnson cancela definitivamente la Navidad y reduce a un día el relajamiento de las restricciones

Quim Aranda
2 min
Boris Johnson, durant la conferència de premsa d'aquesta tarda, a Downing Street

LondresLondres y el sudeste del Reino Unido vuelven al confinamiento total. El primer ministro británico, Boris Johnson, ha cancelado definitivamente las fiestas de Navidad de unos 20 millones de personas después de que los científicos que asesoran al gobierno británico hayan advertido que la nueva variante del coronavirus, identificada recientemente, se extiende mucho más rápidamente y está detrás del aumento exponencial de contagios de las últimas dos semanas en la capital británica. "Potencialmente, [la velocidad de contagio es] hasta el 70% más rápida", ha dicho Johnson en una conferencia de prensa que ha celebrado en Downing Street este sábado por la tarde.

El premier, sin embargo, ha comentado que hay todavía "un alto grado de incertidumbre" y que hay que continuar analizando todos los datos para certificar esta propagación tan rápida. En todo caso, "parece que ahora está siendo impulsada por la nueva variante del virus", ha dicho también Boris Johnson. Con todo, ha querido destacar que "no hay pruebas que [la nueva variante] provoque una enfermedad más grave o una mortalidad más alta". El anuncio de Johnson ha tenido lugar casi al mismo tiempo que el gobierno hacía públicas los nuevos datos de contagios diarios (27.052), con los que ya se han superado los dos millones desde el inicio de la pandemia. El número de muertes contabilizadas en las últimas 24 horas es de 534.

A partir de este domingo, pues, el hasta ahora nivel 3 de restricciones se eleva al 4, y vuelven las normas de confinamiento de noviembre. Todas las tiendas no esenciales, los gimnasios, los cines, las peluquerías y otros espacios de ocio se verán obligados a cerrar durante, al menos, las próximas dos semanas. Al mismo tiempo, se pide que los contactos entre miembros de diferentes burbujas se limiten a una sola persona y siempre que sea en espacios exteriores. El resto de Inglaterra también ve como la política de burbujas navideñas, que en principio permitiría reunirse hasta tres de hogares diferentes durante cinco días, del 23 al 27 de diciembre, solo será posible el día de Navidad.

Las nuevas restricciones caen como un cubo de agua fría al sector comercial y el mundo de los espectáculos –toda la restauración ya tuvo que cerrar martes–, que ven como tienen que bajar persianas justo en los días previos a Navidad. La ligera flexibilización de las restricciones después del segundo confinamiento, que empezó el 2 de diciembre, solo ha durado 17 días. Johnson ha querido empatitzar con los millones de personas afectadas: "Sé cuánta emoción siente la gente en esta época del año y la importancia que tiene, por ejemplo, que los abuelos vean a sus nietos y que las familias estén juntas. Así que sé cómo será de decepcionante. Pero hemos dicho a lo largo de esta pandemia que tenemos que guiarnos por la ciencia".

El director científico que asesora al gobierno, Patrick Vallance, que ha acompañado a Johnson en la conferencia de prensa, ha aportado datos muy significativos con los que apoyar a las decisiones tomadas por el gobierno. Así, ha informado que, muy probablemente, "la nueva variante surgió a mediados de septiembre en Londres o Kent" y que es responsable "de más del 60% de las infecciones en la capital". "Avanza rápidamente y se está convirtiendo en la variante dominante", ha concluido.

stats