Política 24/01/2021

La CUP hará cambios en la campaña después del aviso de su consejo político

Reguant reivindica el carácter "descomplejadamente asambleario" del partido

2 min
Cup Eulàlia Reguant
Disponible en:

La campaña de la CUP a las elecciones catalanas experimentará cambios, después de que el consejo político del partido este sábado decidiera "enmendar" algunas cuestiones. Así lo ha explicado este domingo la número tres de la lista, Eulàlia Reguant, que no ha precisado qué alcance tendrán estas modificaciones. Reguant ha defendido que estos cambios se tienen que hacer porque la CUP es una formación "desacomplejadamente asamblearia" en la que su gente "decide colectivamente".

El punto de partida de la situación actual es que la CUP decidió en diciembre pasado presentarse a estas elecciones con Guanyem, un pacto que situó a la exalcaldessa de Badalona Dolors Sabater como cabeza de cartel y que no fue fácil gestar por la reticencias de algunos sectores cuperos. Una de las aportaciones que hizo Sabater en sus primeros discursos fue el hecho de proponer que, por primera vez desde que la CUP tiene representación en el Parlament, se tendría que plantear entrar en un futuro gobierno. ERC, por ejemplo, ya hace tiempo que propone a los cuperos que se involucren en la gobernabilidad catalana desde dentro del ejecutivo. Sabater, además, ha centrado casi todos los focos de la candidatura, fruto de la expectativa que genera su salto a la política catalana, después de su paso por el Ayuntamiento de Badalona, marcado por la rivalidad con Xavier García Albiol (PP).

Pues bien, las alarmas saltaron este sábado con uno de los documento aprobados en el consejo político de la CUP que rehúsa cualquier posibilidad de entrar a formar parte del próximo Govern. "Responsabilidad no quiere decir ni entrar en ningún gobierno ni apoyarlo desde fuera con ningún pacto de estabilidad", se puede leer. Así, el consejo político considera que lo que tendría que hacer la formación con sus escaños es seguir marcando distancias con JxCat y ERC, como ya ha hecho en los últimos años: "Plantar cara a los gobiernos de la austeridad y de las renuncias a nivel nacional". En definitiva, la CUP, consciente de que sigue lejos de liderar electoralmente el independentismo, considera que su papel tiene que seguir siendo hacer de oposición al Govern de JxCat y ERC para no delegar este función "únicamente a las fuerzas constitucionalistas".

El "mandato colectivo"

No es la única alusión crítica dirigida a Sabater y a su espacio político, Guanyem, que hizo este sábado el consejo político de la CUP. El documento también recoge, por ejemplo, un reproche al protagonismo que Sabater ha adquirido en la precampaña y reclama que ceda al proyecto común. "Las personas que encabezan las listas lo son por mandato colectivo", concluyeron ayer desde la CUP. 

Este domingo Reguant ha fijado posición sobre el tema y ha anunciado los cambios en la campaña, pero ha evitado entrar en grandes polémicas. Así, por un lado, ha admitido que el documento tendrá consecuencias, pero por el otro ha asegurado que no será un obstáculo para seguir trabajando para construir "una propuesta política que sea una alternativa" a las políticas que ha hecho la Generalitat en los últimos años. También ha asegurado que la militancia de la CUP se ve "representada" en las listas que lidera Sabater y en los acuerdos logrados con Guanyem. ¿Y qué dice Sabater de todo esto? Por ahora guarda silencio. 

stats