Política 18/06/2021

Sánchez reivindica el papel del eje España-Italia en el impulso de los fondos europeos

El presidente español y el italiano, Mario Draghi, se proponen intensificar las relaciones entre los dos países y aumentar su "protagonismo" en la UE

2 min
El presidente español, Pedro Sánchez, y el italiano, Mario Draghi, este viernes a las jornadas del Círculo de Economía , al hotel W de Barcelona.

Barcelona"Juntos somos más fuertes". Pedro Sánchez y Mario Draghi han relanzado este viernes las relaciones entre España e Italia con una misma frase. Los dos presidentes, que se han reunido en Barcelona en las jornadas del Cercle d'Economia y el Foro de Diálogo entre los dos países, se han propuesto intensificar la "colaboración" tanto bilateral como en el marco de la Unión Europea (UE). Sánchez, de hecho, ha equiparado el eje franco-alemán al que forman España e Italia. Si la alianza entre París y Berlín es "el pulmón que insufla aire al progreso europeo", ha dicho, la otra "puede ser considerada el corazón del proyecto europeo". Y ha añadido que, sin ir más lejos, el acuerdo de los fondos europeos Next Generation "no sería una realidad" si no hubiera sido por "la aportación al debate y la dinamización" de los gobiernos español e italiano en los momentos de mayor dificultad a raíz de la pandemia. "Formamos parte de la estrategia de los fondos europeos [...] y profundizaremos nuestras relaciones", ha coincidido Draghi, que ha recibido la medalla de honor de la patronal Foment del Treball.

El jefe del ejecutivo estatal ha querido dejar muy claro que la UE se está "jugando el futuro" con la aplicación de los fondos pospandemia, y se ha mostrado convencido de que serán España e Italia –los dos mayores receptores en términos absolutos, en cuanto a los más afectados por el covid-19– "piezas clave" en este éxito. Según ha argumentado, ejecutando los planes de recuperación de los dos gobiernos no solo se conseguirá transformar las respectivas economías, sino que se abrirá una "nueva etapa" que permitirá a los dos países ser "más protagonistas" en el ámbito europeo. "Es el momento de impregnar de identidad mediterránea los debates europeos", ha dicho. Una afirmación que ha hecho después de poner en valor que, juntos, los estados español e italiano representan el 25% del PIB de la zona euro. "Este es el peso real de los dos países cuando van de la mano. Y esta fuerza la ponemos al servicio de Europa", ha insistido.

Con todo, el líder del PSOE ha definido las bases de la mayor relación que propone entre España e Italia. "Nuestro objetivo es ampliar el número de proyectos de especial interés para los dos países", ha dicho, pero también ha añadido la intención de impulsar "todavía más" el comercio bilateral y establecer nuevas alianzas en materias como el desarrollo del hidrógeno renovable, la transformación digital y el desarrollo industrial. Draghi, que por la mañana ha recibido el premio a la Construcción Europea del Cercle d'Economia, le ha recogido el guante reiterando que la relación no tenía que ser de "competencia" si no de "beneficis para los dos países", y ha puesto un ejemplo: el año pasado Italia exportó bienes a España por valor de 20.000 millones de euros, y la misma cifra se dio en la dirección contraria. Y otro: las inversiones directas italianas en España son más de 40.000 millones, y en Italia hay 11.000 millones de inversiones directas españolas. "Estas relaciones tan sólidas son decisivas justo ahora que tenemos que hablar de la recuperación de la pandemia y definir políticas e inversiones de futuro", ha concluido.

stats