Tribunales
Sociedad 17/01/2022

La Audiencia desvincula a Villarejo y sus intentos por salpicar a Trapero del caso Macedonia

El tribunal rechaza citarlo a declarar como testigo, como pedía una de las defensas

2 min
El comisario José Manuel Villarejo en una imagen de archivo

BarcelonaEl caso Macedonia, la trama de corrupción policial que llegó a apuntar al mayor de los Mossos, Josep Lluís Trapero, por su relación con un confidente y líder de una banda de narcotraficantes , ha llegado a juicio descafeinado después de más de doce años de investigación. Durante la última década la causa ha dado varios giros de guion. El último lo ha protagonizado la defensa de este confidente, sobre quien gira toda la trama, que apuntó al excomisario de la Policía Nacional, José Manuel Villarejo, como el artífice del caso, para desprestigiar a Trapero y el cuerpo de los Mossos d'Esquadra. El abogado del acusado pidió que la Audiencia de Barcelona que juzga el caso citara Villarejo a declarar como testigo, pero el tribunal lo ha rechazado. Las magistradas del caso desvinculan el excomisario de la trama. Argumentan que las "coincidencias" entre el caso Villarejo y el caso Macedonia son únicamente eso, casualidades, y que los dos casos son "diferentes".

El abogado del confidente presentó al tribunal una conversación del 2009 –publicada en junio por La Razón– en la cual Villarejo hablaba sobre la posibilidad de convencer al juez Baltasar Garzón de intervenir el teléfono de Trapero para poder escuchar las conversaciones con este confidente y principal acusado del caso Macedonia. De hecho, el intendente de los Mossos Antoni Rodríguez –antes jefe de la comisaría general de investigación criminal de los Mossos y recientemente destinado a la comisaría de Rubí– presentó un informe a la Audiencia Nacional pidiendo que se investigara este extremo, que se rechazó. La defensa también pedía la declaración de Rodríguez como testigo en el juicio del caso Macedonia, así como la de los dos interlocutores de Villarejo, el director del Centro de Inteligencia y contra el Crimen Organizado, José Luís Olivera, y el exinspector en jefe de la Policía Nacional, Antonio Jiménez Raso.

Las magistradas también rechazan estos testigo. "Por todos son conocidas –incluso en los últimos días– las reiteradas manifestaciones del señor Villarejo en relación con múltiples temas y las conversaciones que sostiene que tiene en su poder sobre innumerables tramas de corrupción, investigaciones policiales, etc. Las informaciones periodísticas y las declaraciones hechas por este señor no pueden ser tomadas en consideración para juzgar unos hechos que pasaron hace más de diez años", subraya el tribunal.

La Audiencia también ha descartado pronunciarse ahora sobre el resto de cuestiones previas que pedían las defensas, entre ellas anular las intervenciones telefónicas en las cuales se basa parte de la investigación, y lo hará en la sentencia. El juicio tenía que empezar este lunes con el interrogatorio a varios testigos, pero se ha aplazado porque uno de los abogados se ha contagiado por covid y no podía seguir la vista.

stats