Coronavirus
Sociedad 29/11/2021

Catalunya estudia dos casos sospechosos de la variante ómicron, que ya ha llegado a Madrid

Las tres personas son pasajeros procedentes de Suráfrica, donde se originó la mutación

4 min
Entrada en el hospital Gregorio Mara ñón de Madrid, este domingo

MADRIDLa variante ómicron ya ha llegado a España. El servicio de microbiología del Hospital Gregorio Marañón de Madrid ha detectado el primer positivo de esta mutación en un hombre de 51 años, que procedía de Suráfrica pero había hecho escala en Ámsterdam y que "se encuentra bien", con síntomas leves. Además, Catalunya también estudia dos casos sospechosos más de esta variante que ha encendido todas las alarmas de los países europeos, puesto que a pesar de que hay poca evidencia sobre ella, se teme que sea más transmisible y pueda causar infecciones más severas, también entre personas vacunadas.

El conseller de Salud, Josep Maria Argimon, ha informado este lunes que se han identificado dos positivos en el aeropuerto de El Prat mediante test de antígenos rápido que podrían haberse contagiado de la variante ómicron. Se trata de dos pasajeros que también habían estado en el país sudafricano y que acababan de aterrizar en Barcelona desde Alemania. Las muestras de estas dos personas se están analizando ahora en el servicio de microbiología del Hospital de Bellvitge con el objetivo de secuenciarlas y confirmar si la mutación está detrás de los positivos. Salud prevé tener los resultados el martes. Argimon no ha querido dar detalles de los afectados, como por ejemplo cuál es su estado de salud ni si estaban vacunados o no por respeto a su intimidad, pero ha confirmado que como todos los positivos tendrán que hacer cuarentena.

El único punto en común que tienen los tres casos (el confirmado en Madrid y los dos sospechosos en Catalunya) es que los contagiados procedían del país africano, lo cual se considera un antecedente epidemiológico, y que habían hecho escala en otros estados europeos. El positivo madrileño también fue detectado mediante un cribaje con test de antígenos en el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas, según ha explicado en un comunicado la comunidad de Madrid, y ahora la Dirección General de Salud pública vigila a los contactos estrechos de la persona infectada, así como el vuelo que llegó el domingo a Madrid procedente de la capital holandesa. Según el servicio de microbiología clínica y enfermedades infecciosas del hospital, el caso se ha confirmado este mismo lunes por medio de secuenciación. "Hemos conseguido poner a punto un procedimiento ultrarrápido que nos permite tener el resultado el mismo día", han explicado desde el Gregorio Marañón.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) plantea en un informe técnico que el riesgo global que supone la nueva variante del covid es "muy alto" y alerta de que puede haber "nuevas oleadas con graves consecuencias, en función de muchos factores, como el lugar donde estas oleadas se produzcan". Argimon ha querido enviar un "mensaje de tranquilidad y paciencia" a la población y ha pedido no sacar conclusiones apresuradas sobre el impacto que puede tener la mutación en Catalunya, también en el Estado y Europa. "Hay una situación de pánico generalizada en el mundo occidental pero todavía nos falta saber mucho sobre esta variante", ha subrayado.

Según el conseller, de entrada parecería que puede ser más transmisible pero que no hay "evidencias fehacientes que realmente lo sea". También ha puntualizado que en Sudáfrica se ha observado un aumento de los ingresos hospitalarios pero todavía no se sabe si responde a un aumento de los contagios o si es porque causa enfermedades más graves. "Tampoco se conoce ni se ha evaluado, de hecho se está haciendo ahora, si esta variante escapa más a las vacunas y por lo tanto aumenta la probabilidad de infección entre vacunados", ha concluido. Argimon cree que la variante circulará en Catalunya "tarde o temprano" pero ha descartado por ahora nuevas medidas restrictivas.

Vuelos suspendidos y cuarentenas obligatorias

En los últimos días el goteo de países europeos que han confirmado la detección de casos de la nueva variante ha sido una constante. Por eso, la Unión Europea, como nuevo epicentro de la pandemia, ha reaccionado con especial celeridad y coordinación ante el miedo al impacto que pueda tener la nueva mutación del virus, detectada principalmente en siete países del sur del continente africano y que la Organización Mundial de la Salud (OMS) calificó el viernes de "preocupante". En este sentido, muchos países, incluido España, han suspendido los vuelos a la región. En concreto, los procedentes de Sudáfrica, Botsuana, Suazilandia, Lesotho, Namibia, Mozambique y Zimbabue.

El ministerio de Sanidad también ha confirmado que durante catorce días todas las personas que lleguen procedentes de alguno de estos países tendrán que hacer una cuarentena obligatoria de 10 días, con la posibilidad de reducirla a 7 en caso de tener una PCR negativa. Además, el ministro de Exteriores, José Manuel Albares, ha asegurado este lunes que están preparando la repatriación de los españoles atrapados en África por la circulación de la Ómicron. Desde Bruselas, Albares ha dicho que el ejecutivo central calcula que hay unos 200 ciudadanos españoles atrapados en los países afectados, de los cuales unos 150 se encuentran en Sudáfrica. A los que se encuentran en este país, el ministro ha explicado que se los reubicará en vuelos comerciales. Para el resto, se prepara un vuelo desde Mozambique.

stats