Sociedad 18/06/2022

Estabilizados los múltiples incendios, excepto el de Artesa, que ahora es prioritario

Aragonès justifica la estrategia adoptada por los Bomberos por la simultaneidad de fuegos de los últimos tres días

4 min
Un helicóptero descargando agua sobre la zona del incendio en Lladurs este viernes.

BarcelonaPrimer balance esperanzador después de tres días con múltiples incendios en Catalunya, algunos de los cuales amenazaban con convertirse en un gran fuego forestal. El único incendio que sigue activo y fuera de control es precisamente el que ha quemado más hectáreas: el que empezó el miércoles al mediodía en Baldomar, en Artesa de Segre, que ya lleva 1.636 hectáreas arrasadas y que los Bomberos tienen confinado en una superficie de 5.000 hectáreas. “Es la primera prioridad”, ha asegurado este viernes al atardecer el jefe de los Bomberos, el inspector David Borrell, viendo que los otros fuegos ya no tienen tanto recorrido. Hasta ahora los equipos de emergencias han dicho que no tienen capacidad de parar el flanco izquierdo de las llamas de Artesa, en la Noguera, como han hecho con la cabeza y el flanco derecho, que, según Borrell, no han salido del eje marcado a pesar de que los trabajos son “muy duros”.

Diversos incendios activos en un día

Alt Urgell

Peramola

Estabilitzat

Lladurs

44 hectàrees

És el que més preocupa

Solsonès

Castellar de la Ribera

350 hectàrees

Estabilitzat

BAGES

Sallent

21 hectàrees

Estabilitzat

Noguera

Baldomar, Artesa de Segre

1.636 hectàrees

Flanc dret estabilitzat,

flanc esquerre avança cremant

Terra Alta

Corbera d'Ebre

397 hectàrees

Estabilitzat i controlat

17 de juny del 2022

Situació meteorològica:

Perill molt alt

Perill

Perill moderat

Sense perill

17 de juny del 2022

Situació meteorològica:

Perill moderat

Perill molt alt

Sense perill

Perill

Peramola

Lladurs

Castellar de la Ribera

Sallent

Baldomar,

Artesa de Segre

Corbera d'Ebre

Alt Urgell

Peramola

Estabilitzat

Solsonès

Castellar de la Ribera

350 hectàrees

Estabilitzat

Lladurs

44 hectàrees

És el que més preocupa

BAGES

Sallent

21 hectàrees

Estabilitzat

Noguera

Baldomar, Artesa de Segre

1.636 hectàrees

Flanc dret estabilitzat, flanc esquerre

avança cremant

Terra Alta

Corbera d'Ebre

397 hectàrees

Estabilitzat i controlat

17 de juny del 2022

Situació meteorològica:

Perill moderat

Perill molt alt

Sense perill

Perill

Peramola

Lladurs

Castellar de la Ribera

Sallent

Baldomar,

Artesa de Segre

Corbera d'Ebre

Alt Urgell

Peramola

Estabilitzat

Solsonès

Castellar de la Ribera

350 hectàrees

Estabilitzat

Lladurs

44 hectàrees

És el que més preocupa

BAGES

Sallent

21 hectàrees

Estabilitzat

Noguera

Baldomar, Artesa de Segre

1.636 hectàrees

Flanc dret estabilitzat, flanc esquerre

avança cremant

Terra Alta

Corbera d'Ebre

397 hectàrees

Estabilitzat i controlat

En cuanto al incendio que había quitado el sueño los Bomberos el jueves al atardecer, el de Lladurs en el Solsonès, que podía tener un potencial de más de 50.000 hectáreas, Borrell ha admitido que “no preocupa”. El fuego está perimetrado, a pesar de que todavía no se da por estabilizado, después de afectar a 44 hectáreas. El otro incendio de esta comarca, el de Castellar de la Ribera, está estabilizado y desde el miércoles ha quemado 330 hectáreas. Pero algunos alcaldes, como los de Castellar de la Ribera y Alòs de Balaguer, así como algunos ciudadanos, se han quejado de la estrategia de priorizar los fuegos forestales. El president de la Generalitat, Pere Aragonès, ha querido justificar que la simultaneidad obligaba a hacer esta “priorización” en los lugares donde se consideraba “esencial” estar “para evitar que el alcance final del incendio fuera mucho mayor”.

Aragonés también ha avanzado que “buena parte” de las causas de los fuegos simultáneos de los últimos tres días son los rayos de las tormentas secas. A pesar de que los Bomberos han detectado este viernes cuatro incendios de rayos en la zona del Valle de Rialb, dos de los cuales en Peramola y Bassella, en el Alt Urgell, el jefe de los Bomberos ha manifestado que están “bajo cierta previsión y control”. Ha añadido que “no es la principal preocupación” que puedan salir nuevos fuegos de rayos. A pesar de que el pronóstico es favorable, Borrell ha explicado que en las últimas horas han tenido que trabajar en otros incendios que se han originado, como por ejemplo en Ogern, en el Alt Urgell, y en la Riba y Farena, en el Alt Camp, que han hecho “desviar recursos” para poderlos controlar. “En tres días podíamos tener decenas de miles de hectáreas quemadas si no se priorizaba”, ha insistido Borrell.

Despliegue de los medios aéreos

Sin embargo, la planificación de los Bomberos se ha cumplido porque la superficie de los incendios se ha mantenido este viernes dentro de un perímetro similar al del jueves. Aparte de los fuegos de Artesa de Segre y del Solsonès, el incendio de Corbera d'Ebre, que ha afectado 397 hectáreas, está controlado, como también el fuego de cultivos de Sellent, que hacía sufrir por su potencial hacia el Llobregat. Aragonés ha agradecido el apoyo del campesinado segando los campos para hacer de cortafuegos, de las ADF y de los efectivos de los Bomberos.

Ahora el foco se pone en el fuego de Artesa. El objetivo es que la cabeza y el flanco derecho continúen falcados mientras con las nuevas dotaciones disponibles se intenta frenar el flanco izquierdo, que se prevé que queme unos cuantos días más. Borrell ha dado por hecho que “es posible” que las hectáreas calcinadas aumenten. Este flanco avanza por una zona inaccesible por los recursos de extinción. Los medios aéreos se elevarán este sábado solo hacia este punto si no aparecen nuevos incendios. La otra prioridad es que los fuegos que han quemado las últimas horas no se escapen del perímetro que han marcado los efectivos, sobre todo en el caso de Lladurs: “No podemos relajarnos lo más mínimo”, ha advertido el jefe de los Bomberos.

Borrell ha admitido que se dibuja un escenario de “mejora, pero es muy relativa”. A pesar de que el pronóstico apunta a que la ola de calor afloja un poco, los equipos de emergencias no dejarán de trabajar para evitar el desarrollo de nuevos incendios. A pesar de la dureza de los últimos tres días por la simultaneidad de fuegos forestales, Borrell ha asegurado que los ánimos y las fuerzas de los bomberos “están bien”. Según el jefe del cuerpo, “la respuesta ha sido magnífica”, después de que el miércoles al atardecer anunciaran que movilizaban a todos los operativos para parar los incendios.

Un helicóptero sobrevuela la zona cremada de Alòs de Balaguer
Las zonas conreadas han parado el fuego de Corbera d'Ebre
Imagen aérea del fuego de Peramola, en el Alt Urgell

Alto riesgo de fuego en parte del territorio

Prácticamente todas las comarcas de Catalunya están al nivel 2 de alto riesgo de incendios, según el mapa del Plan Alfa de los agentes rurales. Solo la Vall d'Aran, la Cerdanya, el Ripollès y el Pla d'Urgell están en el nivel 0. En cambio, llegan hasta el nivel 3 parte de las comarcas del Pallars Jussà, el Alt Urgell, la Noguera, el Solsonès, el Urgell y la Segarra. Los niveles 2 y 3 comportan restricciones de actividades que impliquen fuego, como ciertas tareas agrícolas o barbacoas. Ante esta situación, la Generalitat ha cerrado el acceso a los espacios naturales de la Baronia de Rialb, en la comarca de la Noguera, el del Montsec d'Ares, entre la Noguera y el Pallars Jussà, y el del Montsec de Rúbies, también entre la Noguera y el Pallars Jussà, por el riesgo de incendios.

stats