Cine
Cultura 31/03/2022

Bruce Willis se retira de la interpretación porque sufre una afasia

El actor de 'Jungla de cristal' tiene afectadas las capacidades de comprensión del lenguaje y de expresión

3 min
Bruce Willis / GETTY IMAGES

BarcelonaBruce Willis, una de las mayores estrellas surgidas en Hollywood durante la década de los 80, se retira del cine y la interpretación a consecuencia de los problemas de salud que le está provocando la afasia, un trastorno mental que afecta a la capacidad de hablar y comunicarse. La familia del actor ha hecho un comunicado para explicar la noticia: "Queremos compartir con sus increíbles fans que Bruce tiene problemas de salud y recientemente ha sido diagnosticado de una afasia que afecta a sus habilidades cognitivas", dice el texto. "A consecuencia de ello, y después de pensarlo mucho, Bruce deja la carrera profesional que ha significado tanto para él".

El comunicado lo ha publicado en su cuenta de Instagram Rumer Willis, la hija del actor, pero lo firma toda la familia: su actual mujer, Emma Heming; su ex mujer Demi Moore y sus hijos Rumer, Scout, Tallulah, Mabel y Evelyn. "Este es un momento realmente difícil para nuestra familia y apreciamos vuestras constantes muestras de amor, compasión y apoyo –continúa el comunicado–. Nos enfrentamos a esto como una familia fuertemente unida, y queremos compartirlo con los fans porque sabemos que él significa mucho para vosotros, igual que vosotros para él. Cómo Bruce siempre dice, «Vive el momento», y esto pensamos hacer".

Willis se retira del cine en un momento de plena actividad profesional. Según el portal Imdb, el actor tiene dos películas acabadas pendientes de estreno y siete más en posproducción. La mayoría son, eso sí, productos destinados al mercado del vídeo directo. Desde hace una década, Willis participa cada año en un puñado de películas de este género: cobra un millón de dólares a cambio de una o dos jornadas de rodaje y los productores usan su imagen como reclamo promocional. La proliferación de estos productos, aun así, había devaluado su prestigio: hace unas semanas, los Razzie crearon una categoría para premiar "la peor interpretación de Bruce Willis del año". Pero el actor compaginaba estos trabajos menores con otros más ambiciosos, como Glass, secuela de El protegido que estrenó en 2019 bajo las órdenes de M. Night Shyamalan y junto a Samuel L. Jackson, un actor con quien Willis ha coincidido en cuatro películas más: Pulp Fiction, Con el arma a punto, Jungla de cristal: la venganza y El protegido. En 2019 también participó en el thriller dirigido por Edward Norton Huérfanos de Brooklyn.

Su papel en la serie Luz de luna y, sobre todo, en películas como Jungla de cristal, Pulp Fiction, Armageddon y El quinto elemento convirtieron a Bruce Willis en una de las grandes estrellas del Hollywood de los años 80 y 90, un héroe de acción sarcástico y pícaro que ha alternado a lo largo de su carrera éxitos como El sexto sentido y fracasos sonados como La hoguera de las vanidades sin perder su característica sonrisa torcida. Willis fundó la cadena de restaurantes Planet Hollywood con Sylvester Stallone y Arnold Schwarzenegger, con quien coincidió en Los mercenarios, pero a diferencia de otras estrellas del cine de acción él siempre ha sido un tipo de héroe más vulnerable, con un aire de perdedor que magnifica su carisma. Ha destacado como comediante bajo las órdenes de Blake Edwards y Robert Zemeckis, ha protagonizado films casi experimentales como los 12 monos de Terry Gilliam y en 2015 debutó en Broadway con una adaptación teatral del Misery de Stephen King. Con su retirada, el cine pierde a un actor con una presencia cinematográfica inmensa, una estrella de pies a cabeza que deja un vacío difícil de llenar para las nuevas generaciones.

stats