Basket - Euroliga
Deportes  /  Baloncesto / Euroliga 26/01/2022

Sarunas Jasikevicius, la versión lituana de la mentalidad de Kobe Bryant

La obsesión competitiva del entrenador del Barça tiene puntos en común con la del desaparecido jugador

3 min
Kobe Bryant, Carmelo Anthony y Sarunas Jasikevicius

BarcelonaDos años después de la muerte de Kobe Bryant, el mundo del baloncesto sigue buscando jugadores con la mentalidad competitiva de la ex estrella de los Lakers. Según Jock Landale, pívot de los San Antonio Spurs, uno de los pocos europeos que se acerca es Sarunas Jasikevicius, actual entrenador del Barça. “Creo que Saras es el más parecido a la mamba mentality o a lo que la gente entiende por eso. El nivel de perfección que esperaba de ti cada día me preparó para lo que sea que viniera después. Él me enseñó a ser un buen profesional, a pesar de lo que yo pensaba que un profesional era en realidad. Creo que estas cosas son definitivamente las que aprecio de él, puesto que me sirvieron para darme cuenta de qué tenía que hacer para ser un jugador de Euroliga”, dice.

Landale tuvo a Jasikevicius como entrenador en el Zalgiris durante la temporada 2019-20. El nivel de exigencia del técnico lituano marcó al jugador australiano. “Realmente creo en esta mentalidad de atacar la vida para perseguir tus sueños. La gente puede ser increíblemente talentosa, puede tener muchos atributos físicos, dados de forma innata por Dios, pero al final del día los que realmente triunfan en la vida son los que trabajan más duro, bajan la cabeza y hacen todo lo que pueden para ganar”, asegura Landale.

Jasikevicius y Bryant se enfrentaron en algunos partidos míticos, como los de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 en en los que Lituania tuvo contra las cuerdas a los Estados Unidos. La filosofía de Kobe quedó resumida en The mamba mentality, un libro que detalla un camino lleno de duras sesiones en el gimnasio y de entrenamientos a medianoche, así como de obsesivas sesiones de vídeo. Sus rutinas de preparación física y mental tienen pasajes enfermizos y describen cómo su manera de afrontar la presión (la externa y la propia) acabó superando a algunos de sus compañeros de vestuario. Su meticulosidad por el detalle lo impulsó al éxito, pero no siempre facilitó la convivencia. Pau Gasol es de los que se supo adaptar a ello. El catalán explica una anécdota que resume el carácter perfeccionista de Kobe Bryant de una manera excelente. “Estábamos en Boston para jugar las finales de 2010 y recibí un mensaje de texto suyo. Quería que fuera a su habitación para enseñarme cómo los Celtics estaban defendiendo nuestro bloqueo y continuación y explicarme cómo podíamos contrarrestarlo en el siguiente partido. Su determinación era inigualable”.

Contra el Asvel sin Sanli

"Yo creo que se disfruta sufriendo. Esto no es ninguna broma. Yo siempre he sufrido, es mi manera de ser", dice Jasikevicius, al que le gusta ganar porque odia perder. Buscar llegar a la excelencia lo lleva a ser maniático y obsesivo. "Es que los detalles son muy importantes en nuestras vidas. Las cosas se pueden hacer de una forma o de otra, y esto en el baloncesto marca la diferencia. Cuando empieza la temporada crear buenos hábitos es lo más importante", se defiende el entrenador del Barça. El equipo azulgrana, que tiene la baja de Sertac Sanli por covid-19, recibe este jueves (21 h, DAZN) al Asvel Villeurbanne. Cuando se habla de Jasikevicius todo el mundo lo relaciona con disciplina y carácter, pero el conjunto catalán juega muy bien colectivamente. "Si un jugador quiere tener libertad, sus compañeros lo tienen que saber para anticiparse un poco. El baloncesto es un deporte colectivo en el que se juega con cinco jugadores que se tienen que comportar como un conjunto. Esto es lo que estamos intentando hacer. Siempre hacemos mejor las cosas cuando las hacemos en equipo, cuando el nivel colectivo es bueno. Esto es básico porque el baloncesto no es un deporte individual", resume.

Sarunas Jasikevicius.

La carrera de Jasikevicius está llena de éxitos, como jugador y como entrenador. Como todos los grandes competidores de la historia del deporte, su carácter ha tenido una importancia determinante. El técnico del Barça ha escrito, con la colaboración de Pietro Scibetta, un libro (Ganar no es suficiente) en el que se desnuda emocionalmente para autodiseccionar una mentalidad 100% ganadora. “Siempre me ha gustado ganar. En el baloncesto, gracias al play-off, necesariamente se tiene que ganar el último partido de la temporada. Es fantástico, creedme, porque significa llevar en la boca el gusto de la victoria durante todo el verano, antes de volver a empezar desde cero y volverlo a intentar. No hay nada como ganar y me acostumbré desde que me hice mayor, cuando entendí que el baloncesto se estaba convirtiendo en una cosa muy importante para mí. Con esta idea, la de ganar, mi cabeza ha analizado cada detalle de mi trabajo: todo estaba dirigido, exclusivamente, a pensar en cómo llegar a la victoria”, dice.

stats