Economía 25/05/2021

La banca cierra más de 5.000 oficinas en Catalunya en 12 años

La red de sucursales se ha recortado un 64% desde 2008 y hay 480 pueblos sin servicios financieros

2 min
Reducción de oficinas bancarias

BarcelonaLa crisis financiera del 2008 estalló en el momento en que había más oficinas bancarias que nunca. Desde entonces, las entidades financieras han reducido drásticamente los espacios físicos donde atienen a los clientes y en diciembre de 2020 el total de sucursales en España se había recortado un 51%. Catalunya es la comunidad autónoma donde la banca ha cerrado más oficinas, un recorte del 64% que ha supuesto la clausura de 5.256 sucursales en los últimos 12 años, según un informe publicado este martes por la Fundación Ramón Areces. Tanto en porcentaje como en números absolutos, es la comunidad donde la oleada de cierres se ha notado más. Aun así, la reducción en la red de oficinas bancarias también supera el 50% en Baleares, el País Valenciano, la Comunidad de Madrid y Galicia. Estas cinco comunidades concentran más de la mitad de los cierres que se produjeron entre 2008 y el 2020.

"Una caída tan intensa en la red de oficinas no implica necesariamente un problema de exclusión financiera siempre que haya al menos una oficina cerca del lugar de residencia de la población o, en caso contrario, que haya otros canales de acceso a los servicios financieros como la banca online", apunta el estudio. El 2019 en España había 4.287 municipios sin ninguna oficina bancaria, el 52% del total, donde viven el 3% de los habitantes. Desde 2008 se han sumado 450.000 personas al conjunto de 1,3 millones de españoles que no cuentan con una sucursal en su lugar de residencia. En el caso de Catalunya, hay 480 municipios y 253.988 ciudadanos sin oficina bancaria. Sin embargo, Castilla y León es la comunidad donde hay más poblaciones sin servicios financieros (1.812 municipios) y un 15% de los residentes (379.490 personas) que se tienen que desplazar para ir al banco.

Un problema de la España vaciada

El informe remarca que la mayoría de municipios sin sucursales bancarias son "muy pequeños". El 82% tienen menos de 500 habitantes, mientras que los de entre 5.000 y 10.000 vecinos tan solo representan el 0,2%. "Es un aspecto muy a tener en cuenta para valorar el efecto del cierre de oficinas bancarias sobre la accesibilidad financiera, porque estamos hablando de cierres en municipios muy pequeños donde, por el escaso volumen de negocio, es muy difícil que una oficina sea rentable", añade el estudio. De hecho, en los municipios de menos de 100 habitantes ya es casi imposible encontrar una oficina (el 99% no tienen ninguna).

Uno de los indicadores clave en el acceso a los servicios financieros es la distancia hasta la oficina más próxima desde los municipios sin sucursales. "A la hora de interpretar los resultados siempre hay que tener en cuenta que a veces hay municipios sin oficinas, pero sí con cajeros automáticos, por lo cual en estos casos no hay problemas de accesibilidad a determinados servicios bancarios como la retirada de efectivo", recuerda el estudio. En Catalunya la distancia media es de 6,5 kilómetros, por debajo de la española (8 kilómetros). La comunidad donde los residentes tienen que hacer más kilómetros, 10,5 de media, es Extremadura.

stats