La meteorología se convirtió en todo un espectáculo ayer por la tarde y anochecer en algunos puntos de la costa y del prelitoral centrales, donde las tormentas que descargaban sobre el mar y las que lo hacían en el Vallès y el Baix Llobregat desencadenaron imágenes increíbles. El punto fuerte de la noche se produjo ante el Barcelonès norte, donde la formación de dos mangueras combinada con una gran cantidad de relámpagos generó una situación espectacular y muy poco habitual de ver. El hecho que las tormentas fueran setas aisladas permitió fotografiarlas con todo su atractivo incluso desde puntos del Baix Camp. Las tormentas llegaron a rozar la costa y dejaron 5 l/m² en Badalona, y los chubascos del Baix Llobregat y del Vallès descargaron granizadas intensas en lugares como Sabadell y Begues, con acumulaciones de hasta 20 l/m² en Viladecans.

Relámpago y manga desde Santa Coloma de Gramenet
Relámpago y manga ante Badalona
La manga y las Tres Xemeneies de Sant Adrià del Besòs
Doble manga desde Santa Coloma de Gramenet
Relámpago y manga ante Badalona
Relámpagos desde el Tibidabo
Las nubes de la costa central desde Almoster
Las nubes de la costa central desde Almoster