Barça
Misc 25/10/2021

El Barça revisa el protocolo de seguridad a raíz del incidente de Koeman con los aficionados

En el club no se entiende por qué motivo el entrenador salió por el acceso 14 y no por alguna de las otras puertas del Camp Nou

2 min
Ronald Koeman, durante el Barça - Real Madrid

BarcelonaNo pasó nada grave, pero bien podría haber pasado. Por eso el incidente de Ronald Koeman a la salida del Camp Nou, en el que un grupo de personas dieron golpes a su coche y lo insultaron, ha generado alboroto en el Barça. El club busca explicaciones para entender cómo es que falló el dispositivo de seguridad, que desde hace unos meses está en manos de Ferran López, antiguo comisario de los Mossos d'Esquadra.

Los hechos generaron incomprensión en las oficinas del club. No se entiende el motivo por el cual Koeman, que iba en el coche con su mujer Bartina, salió por el acceso 14, que era donde estaba la aglomeración de seguidores. Hay hasta cinco salidas del Camp Nou. En días excepcionales, como podía ser el domingo, se acostumbra a usar la menos concurrida. No tanto para evitar situaciones como la de después del clásico –fue excepcional– sino por un tema de seguridad, porque se pueden producir atropellos involuntarios. Sin ir más lejos, los presentes en el acceso 14 explican que también salieron por allá Jordi Alba y Memphis Depay. Al defensa no lo insultaron, pero también tuvo que conducir con mucho cuidado para no hacer daño a nadie.

Las aglomeraciones en las salidas, tanto del Camp Nou como de la ciudad deportiva, son habituales. Los jugadores y el entrenador son avisados y cuando se considera adecuado buscan un camino diferente para abandonar las instalaciones. Aunque no siempre es así. Cuando el vestuario se encuentra con los curiosos, son los mismos futbolistas y el técnico los que deciden si salen adelante o si se paran para hacerse selfies, vídeos o, los más románticos, firmar autógrafos.

Koeman, angustiado

Ronald Koeman llegó a su domicilio muy angustiado por los hechos, aseguran en el Barça. Además, y según detalla Mundo Deportivo, el técnico tenía un compromiso pactado antes del partido que, a pesar de lo que había pasado, mantuvo. La información también va más allá y asegura que el vehículo casi no presentaba desperfectos, más allá de un pequeño problema con el retrovisor , que no se plegaba del todo bien.

En el comunicado de condena publicado el mismo domingo, el Barça denunciaba los hechos y amenazaba con emprender acciones contra los responsables, pero también se comprometía a revisar el dispositivo de seguridad de los próximos partidos. Una tarea que va a cargo de los trabajadores del club en coordinación con los agentes de la Guardia Urbana y de los Mossos d'Esquadra.

stats