Misc 03/12/2020

La reinvención de los hoteles sin turistas

En busca de ocupación, los establecimientos proponen paquetes para los clientes locales

Natàlia Costa
6 min
L'Hotel W és un dels establiments que ha creat ofertes per atraure els clients locals

BarcelonaEl turismo se ha esfumado y los hoteles son unos de los grandes perjudicados. Para hacer frente a la situación han decidido salir en busca de un nuevo cliente: el cliente local que, entre confinamientos perimetrales de fin de semana y toques de queda, todavía tiene un poco de tiempo y, con suerte, de presupuesto para disfrutar de propuestas de ocio y restauración. Ahora los grandes establecimientos de Barcelona ofrecen a precio cerrado una noche de hotel, media pensión en sus restaurantes y desayunos de rey (en la mesa, eso sí; sin bufetes libres ni showcookings). Estos planes resultan ideales para parejas y para hacer celebraciones en pequeño comité, e incluso quizás podrán ser un buen regalo de Navidad. Os hacemos una selección de los planes más interesantes de los hoteles de Barcelona.

Majestic Hotel & Spa Barcelona

Con cinco estrellas y calificación GL, propone el pack Disfrutar, que consiste en una habitación de lujo, una comida o cena en sus restaurantes y desayunar, por 249 euros. Desde el hotel, el portavoz de comunicación, Santiago Martín, detalla que ha cambiado "mucho" el porcentaje de clientes por la pandemia: si antes tenían un 90% de clientes internacionales, "ahora el cliente que viene es el barcelonés", con una "respuesta muy buena" de los vecinos, dice.

El hotel estuvo cerrado hasta septiembre, en un episodio "histórico", puesto que desde su apertura en abri del 1918 no había cerrado nunca puertas, "ni a pesar de la Guerra Civil". En septiembre abrieron la terraza y en octubre las habitaciones. El resultado son clientes de entre 35 y 55 años, muchas parejas con algún motivo de celebración y que "siempre habían soñado alojarse en el hotel". También hay empresarios y gente de negocios que sigue viajando a Barcelona y gente de otras comarcas, en función de las restricciones vigentes. Martín asegura que ahora tienen "unas tarifas mucho más especiales". De hecho, los precios están a la mitad que antes de la crisis sanitaria, con habitaciones a partir de 159 euros. "Ahora mismo, obviamente, no hay ningún hotel que sea rentable. Es más que nada cubrir costes y es la manera de tener el hotel abierto, compañeros desafectados del ERTE y no perder más dinero del que se pierde estando cerrados, pero tampoco se está ganando", dice Martín. Entre sus activos menciona la condición de hotel emblemático, su ubicación y la gastronomía asesorada por Nandu Jubany.

El Majestic compta amb servei de majordom per als clients

Hotel Palace Barcelona

Con cinco estrellas, este establecimiento propone a los barceloneses una "animada agenda" de actividades, sin alojamiento. El mánager, Friedrich Von Schönburg, explica que abren el Refugi de la Selva Negra, un restaurante con gastronomía y ambientación alemana donde se puede hacer una comida por 39 euros; la coctelería Bluesman on the Roof; el Christmas Cinema, con películas de Navidad, e incluso un Christmas Market de productores locales para las compras de Navidad. "Somos un hotel con 101 años de historia y este ha sido el punto de encuentro y celebración de muchas personas de Barcelona durante décadas", explica Von Schönburg, una realidad que "había menguado en los últimos años" y que deseaban recuperar. En su caso, no tienen abierto el hotel como alojamiento, pero ven rentable abrir la parte de ocio y gastronómica. "La tuvimos que cerrar otra vez a mediados de septiembre y ahora esperamos volver a poderla abrir y que siga siendo rentable", detalla.

El Palace ofereix cinema a la fresca a la seva terrassa

Hotel W

En el Hotel W, de cinco estrellas, tienen el pack Fire. Sleep. Fire, que consiste en una cena en el restaurante de brasas Fire, una noche en el hotel y el desayuno en el mismo restaurante, todo por 275 euros con el aparcamiento incluido. El director general de W Barcelona, Stijn Oyen, asegura que su establecimiento siempre ha destacado por atraer a más clientes extranjeros que locales, cosa que ha cambiado con la pandemia y que se ha convertido para ellos una "gran oportunidad" para conocer al cliente local de una manera más próxima. "Ahora estamos muy centrados en adaptar nuestra propuesta a sus necesidades", afirma Oyen, que considera que "es el momento perfecto para conectar con ellos" y establecer una relación más próxima, así como una base sólida de cara al futuro. Con el objetivo de acercarse a ellos, han lanzado varias promociones para poder vivir el hotel con precios especiales: "Nos hemos dado cuenta de que al cliente local le gusta celebrar las ocasiones especiales", dice. En cuanto al perfil de los clientes, detallan que la pandemia ha hecho aumentar a los que se mueven por ocio y disminuir a los corporativos y Oyen sostiene que la presencia de turismo local está siendo "básica" para la supervivencia del hotel y del sector.

Hotel Royal Passeig de Gràcia

El Hotel Royal Passeig de Gràcia, de cuatro estrellas, propone a las parejas y amigos pasar la tarde alojados en una de las habitaciones y tener acceso a su terraza para comer. Desde las 17 horas y hasta las 21 horas y por un precio de 49 euros, cualquier vecino puede hacer uso de sus instalaciones o encontrar un momento de tranquilidad e intimidad. El hotel también incluye la propuesta Ni en tu casa ni en la mía, con alojamiento, desayuno y surtido de tapas más un gin tónico servido en la terraza lounge bar, todo por 89 euros. El director del grupo Royal Hoteles, Àlex Puig, explica que los clientes locales representan un porcentaje "muy pequeño" de los clientes habituales, de forma que, a pesar de registrar un crecimiento del 2.000%, "casi ni se nota" en el global. "Teníamos claro que nos teníamos que reinventar y que la tendencia del turismo cambiaría absolutamente, tanto en volumen como en procedencia y necesidades", dice, de forma que se han enfocado a las parejas, los grupos de amigos y empresarios y trabajadores. En cualquier caso, se trata de "precios muy ajustados", y afirma: "Estamos abriendo para perder menos dinero del que perderíamos si estuviéramos cerrados", y esto les permite mantener las instalaciones en marcha, el equipo en activo y un buen posicionamiento en las redes sociales.

La façana del Royal al passeig de Gràcia de Barcelona

Claris Hotel &Spa

De cinco estrellas GL, este establecimiento propone, entre otros, el paquete Stay&Food, con alojamiento, media pensión en La Terrassa del Claris (dirigido por el chef con estrella Aurelio Morales) y desayuno, además de la posibilidad de dejar la habitación por la tarde, desde 299 euros. El director general del grupo Derby Hoteles Collection, Joaquim Clos, señala que el porcentaje de clientes locales ha crecido más del 50% estos últimos meses. Y sobre todo destaca la demanda en cuanto a los servicios de restauración. Clos añade que en los últimos meses la pandemia los ha llevado a hacer un "esfuerzo más grande" en la promoción local, con la creación de diferentes propuestas de alojamiento, como las de espacios para el teletrabajo en los apartamentos Suites Avenue, Aramunt y La República. Con la experiencia Stay&Food quieren atraer al público "local, sibarita, hedonista, que aprecie la gastronomía de producto de temporada y que a la vez busque desconectar del día a día". También buscan a parejas que se regalan una escapada gastronómica. Entre sus puntos fuertes, además de la cocina de Morales, Clos destaca las instalaciones, el spa, su colección de arte y la terraza, entre otros. Esto se ofrece con unas tarifas que "responden al equilibrio entre la demanda y la calidad de servicios", a la vez que permiten enviar el mensaje de que "la actividad tiene que continuar", a pesar del momento actual. De momento, la respuesta ha sido muy positiva, con un incremento tanto en número de comensales como en las estancias en el hotel.

stats