Política 13/05/2022

Jéssica Albiach: “JxCat no tiene palabra. Espero que ERC haya aprendido la lección”

Líder de En Comú Podem en el Parlament

4 min

BarcelonaLa presidenta de En común Podem en el Parlament, Jéssica Albiach, atiende al ARA en medio de la polémica por la sentencia que impone el 25% de castellano a las aulas: los partidos no se ponen de acuerdo sobre cómo responder. En paralelo, el espionaje a líderes independentistas ha tensionado nuevamente las relaciones entre el Govern y el ejecutivo español. 

El jueves se la vio en el Parlament hablando con Marta Vilalta (ERC) y Albert Batet (JxCat), imagino que sobre la cuestión del catalán, después de que JxCat se descolgara definitivamente del acuerdo para modificar la ley de política lingüística. 

— También hablé con Salvador Illa (PSC). Nos encontramos con que JxCat no tiene palabra y un acuerdo que consideraba bueno el 24 de marzo ahora ha decidido por cuestiones partidistas que no lo es. Un partido sin palabra no es un partido de gobierno. Espero que ERC haya aprendido la lección.

¿Quieren forzar un pleno la semana que viene para impulsar ya la reforma?

— Hace falta un pleno extraordinario para activarla. Sobre todo porque nadie está proponiendo una alternativa.  

JxCat ha dicho que la tiene.

— Esta modificación de la ley no ha surgido por generación espontánea; han sido dos meses de trabajo con políticos, juristas, donde se ha decidido que esta es la mejor manera para blindar las direcciones de los centros.

¿Reclaman a ERC que lo voten?

— Lo que tiene que demostrar ERC es que está a la altura de las necesidades del país y es un partido con palabra. 

¿Qué garantías tienen de que así el catalán quedará protegido?

— Lo que está claro es que hoy por hoy no hay ninguna alternativa mejor.

Los líderes de los partidos no estuvieron en la foto del acuerdo del 24 de marzo.

— Estuvieron las otras tres fuerzas, las que optaron por un perfil bajo. 

¿Por qué el jueves en el Parlament no votaron la moción para exigir la dimisión de Margarita Robles?

— Quizá tiene que dimitir y creo que, si llega el momento, a nadie le pueden temblar las piernas, pero es importante que lleguemos al fondo de la investigación, porque empezar a cortar cabezas sin todas las explicaciones nos podría abocar a que se cerrara en falso este escándalo.

¿Lo de la directora del CNI Paz Esteban es el cese que Pedro Sánchez ofrece a ERC?

— Esto será una negociación entre ERC y el PSOE. La sensación que me da desde fuera es que Paz Esteban ha caído por el fallo de seguridad que ha habido. 

Jéssica Albiach

¿En estas condiciones están cómodas en el Gobierno español?

—  Es difícil gestionar un gobierno de coalición.

 ¿Cómo es su relación con ERC?

— Confío en que se rehaga la confianza entre los dos gobiernos. El día 25 Sánchez comparecerá para dar explicaciones sobre el caso Pegasus. También se tiene que acelerar la reunión entre [Pedro] Sánchez y el president Pere Aragonès, y a partir de aquí tenemos que salir adelante con la mayoría de la investidura.

¿Facilitarán la aprobación de los presupuestos catalanes del año que viene?

— JxCat es un partido sin palabra y veremos si ERC tiene palabra. Hasta que no vayamos viendo el grado de cumplimiento de este acuerdo de estos presupuestos no firmaremos un cheque en blanco al Govern. 

Volviendo a España, vuelve a haber discrepancias entre ministras de Unidas Podemos y el PSOE sobre la baja laboral por la regla. 

— Vuelve a haber miopía por parte del PSOE en no querer reconocer esta realidad que afecta a entre un 40 y un 60% de las mujeres. Estoy convencida de que saldrá adelante.

Los comunes se han volcado en el liderazgo de Yolanda Díaz, pero su plataforma no acaba de arrancar. Anunció que iniciaría un proceso de escucha y no ha empezado. Ahora vienen las elecciones en Andalucía. ¿Se precipitó haciendo el anuncio?

— Yolanda Díaz es vicepresidenta, es ministra. Empezó la guerra en Ucrania y es de sentido común que el trabajo va antes que empezar este proceso de escucha, que es más una cuestión de partido.

¿Cuándo pasará por Catalunya?

— Estuvo aquí por Sant Jordi y estoy convencida de que en las próximas semanas volverá, porque entiende que Catalunya es un pilar central de la gobernabilidad. Dentro de esta idea que tenemos nosotros de España de un país de países, Catalunya tiene que ser el elemento central.

¿Cómo se toman las críticas de Pablo Iglesias?

— Él después ha ido matizando sus palabras. Ya no está dentro del partido ni en política institucional; puede decir lo que considere. Yo creo que hizo una muy buena elección y así lo ha reiterado él, diciendo que pensaba que Díaz era una buena candidata.

En su libro, Iglesias denunciaba la poca fuerza con la que el PSOE se oponía al deep state.

— Hay una parte del PSOE que también es y ha sido deep state; por lo tanto, entiendo esta tibieza. Precisamente, una de las misiones por las que nacimos es para hacer limpia.

Este sábado está previsto que las bases de Barcelona en Comú ratifiquen a Ada Colau como alcaldable de Barcelona.

— Hay un plenario donde los militantes decidirán quién es la mejor persona para representar nuestro espacio.

No bien bien, porque por el código ético solo se podía presentar dos veces, salvo que los militantes le pidan una tercera. Y esto es lo que pasaría este sábado.

— Ya lo veremos, habrá un debate. Me gustaría que Ada Colau volviera a presentarse porque creo que la ciudad se lo merece.

Estará en la manifestación contra los Juegos Olímpicos. ¿Por qué?

— Es un proyecto que no ha nacido de los Pirineos y está desconectado de las necesidades de la gente de los Pirineos.

Pero la gente del Pirineo podrá manifestarse en la consulta.

— Hacerla el 24 de julio no creo que sea la mejor fecha porque habrá mucha gente que no estará. Aquí tenemos opacidad, falta de información, un chantaje a la gente del territorio, una consulta que está hecha a medida y que además la gente votará sin saber qué es lo que está votando.

stats