Atentados 17-A
Política 17/08/2022

Indignación y rechazo de las víctimas del 17-A al boicot al minuto de silencio

Un grupo independentista revienta el acto reclamando que se sepa "toda la verdad"

3 min
Familiares de las víctimas del atentado del 17-A depositan flores para recordarlas

BarcelonaEl acto institucional para recordar a las víctimas de los atentados del 17-A ha sido, cinco años después de la tragedia, revestido de tensión por parte de un grupo de activistas independentistas, algunos de los cuales han llegado a romper el minuto de silencio con gritos en los que reclamaban que se sepa "toda la verdad", ante la indignación y la sorpresa de las víctimas y sus familiares.

Frente al mosaico de Joan Miró en las Ramblas se ha conmemorado la fecha con las víctimas y familiares en la primera fila y, en segundo término, los representantes institucionales. Decenas de personas concentradas alrededor del acto han abucheado a los representantes políticos y han exhibido pancartas con lemas como "Reclamamos explicaciones". Durante el minuto de silencio, varias personas han gritado consignas como "España es un estado asesino, queremos la verdad, ¡hipócritas!" o "hijos de la gran puta, asesinos". Como ha explicado Efe, una vez finalizado el acto algunos de los familiares de las víctimas se han encarado con uno de los activistas. Le han respondido que "a los asesinos ya los han denunciado", mientras que el hombre y alguno de sus acompañantes han replicado que "vinieron aquí a matar catalanes" y que no "blanquearan" el papel del Estado.

El asesor de la Unidad de Atención y Valoración a Afectados por el Terrorismo (Uavat), Robert Manrique, ha lamentado en declaraciones a los medios que "haya gente que use el acto para hacer política": "Un acto de homenaje a las víctimas tiene que estar limpio de mensajes políticos", ha insistido. La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, también ha destacado que varias víctimas estaban "muy molestas" por estos comportamientos. "En nombre del espíritu de solidaridad, empatía, aprecio y respeto hacia las víctimas tengo que lamentar que, por primera vez en cinco años, un grupo reducido haya boicoteado el acto de memoria y el minuto de silencio", ha reivindicado la alcaldesa, que lo ha considerado una "falta de respeto". "No era ni el lugar, ni la forma, ni el momento", ha recalcado.

Al finalizar la conmemoración, la presidenta del Parlament y líder de JxCat, Laura Borràs, que ha participado en la ofrenda como líder de Junts pero no como representante institucional de la cámara catalana -aunque sigue siendo presidenta-, se ha acercado a uno de los grupos que ha protagonizado la protesta y los ha saludado. La han recibido al grito de "¡Presidenta, presidenta!" Debido a su suspensión, la máxima representante del Parlament en el acto ha sido la vicepresidenta segunda, Assumpta Escarp (PSC). También estaban el president de la Generalitat, Pere Aragonès; la presidenta del Congreso, Meritxell Batet, y los ministros Miquel Iceta y Raquel Sánchez.

En un tuit , Borràs ha mostrado su apoyo "a las víctimas y todo el mundo que reclama saber la verdad". "Aún hay quién impide saber qué pasó", ha explicado en referencia al rechazo del Congreso a crear una comisión de investigación sobre los atentados. Posteriormente, JxCat ha emitido un tuit en el que expresa el "más enérgico rechazo a la interrupción del minuto de silencio". El ex secretario general de la formación, Jordi Sànchez, también se ha mostrado crítico con los hechos: "No tendría que haber habido ningún protagonismo más que el de los familiares de las víctimas". "No era el lugar ni para romper el minuto de silencio ni el momento para buscar protagonismos políticos", ha sentenciado.

Por su parte, la portavoz de ERC Marta Vilalta ha tildado los hechos de "falta de respeto y de empatía incomprensible": "Debería hacer reflexionar a quien lo ha protagonizado, acompañado y aplaudido". También el portavoz republicano en el Congreso, Gabriel Rufián , ha lamentado lo ocurrido y ha cargado contra sacar "rédito político".

stats