Sociedad  /  Inmigración 09/03/2022

¿Cómo podemos ayudar a los refugiados ucranianos?

La Generalitat dispone de un programa de mentores y desaconseja las donaciones de comida y medicamentos

4 min

BarcelonaSe calcula que hasta ahora han salido de Ucrania más de dos millones de personas huyendo de la guerra, y la Unión Europea se prepara para darles una acogida de urgencia aplicando por primera vez la directiva de protección especial, que les tiene que dar en un tiempo récord la autorización para residir y trabajar, además de la libertad de movimiento por todo el espacio Schengen. En Catalunya, la conselleria de Igualdad y Feminismos se encarga de coordinar la ayuda y ya tiene documentados 1.121 refugiados, a pesar de que la cifra en realidad es más elevada porque muchos han venido por sus propios medios y todavía no se han registrado. La secretaria de Igualdades, Mireia Mata, ha explicado en una entrevista al ARA cómo se puede colaborar en las campañas solidarias y los dispositivos públicos ya definidos: aconseja hacer una "reflexión profunda y respirar tres veces" antes de dar el paso de acoger, teniendo en cuenta que la crisis humanitaria de refugiados apenas acaba de empezar, y, en caso de que se quieran hacer donaciones económicas, hacerlas a entidades sociales con experiencia en este tipo de situaciones en lugar de dar alimentos u otros materiales de primera necesidad.

1.

¿Cuál es la situación actual en Catalunya?

La mayoría del millar largo de ucranianos que ya han llegado a Catalunya y han pasado por dependencias oficiales están alojados con sus familias o amistades y otros voluntarios que se han autoorganitzado para proporcionar techo y comida de urgencia. La red pública ha habilitado 200 plazas, entre hoteles, albergues y casas de colonias. La Cruz Roja, la entidad a quien el gobierno español ha encargado la logística en esta primera fase de urgencia, afirma que ya tiene 500 plazas más, que se tienen que sumar al macrocentro que abrirá el ministerio de Inclusión y Migraciones, seguramente un hotel de 400 camas.

La secretaria de Igualdad, Mireia Mata, ha explicado que más del 80% de los llegados son mujeres muy jóvenes, con hijos pequeños y adolescentes. Con la directiva de estatus de protección temporal, los ucranianos y nacionales de países terceros con residencia en Ucrania que han llegado después del 24 de febrero o se quedaron bloqueados por la guerra tendrán un permiso de un año para trabajar y residir legalmente, que también les permitirá poder circular libremente por los países de la UE, cosa que también hará que la población varíe.

Un trabajador de Renfe recibiendo a una familia ucraniana en la estación de Sants de Barcelona.

La Generalitat ya ha dado las primeras tarjetas sanitarias y hay medio centenar de criaturas que han empezado a asistir a la escuela, más para estar en contacto con otros niños de su edad que para seguir el curso académico. El grueso de la escolarización no se hará hasta que las familias se hayan establecido en los alojamientos definitivos, ha dicho Mata, que ha asegurado que tanto la sanidad como la red educativa están preparadas para la atención de este colectivo.

2.

¿Cómo puedo ayudar?

Mata pide que la solidaridad se canalice a través de entidades que cuentan con experiencia en crisis humanitarias para garantizar que las donaciones llegan a destino. En este sentido, advierte que las pequeñas campañas de recogida de alimentos, productos higiénicos o medicamentos que han proliferado en los últimos días en ciudades y barrios pueden ser contraproducentes, y ha citado los casos de camiones cargados con este material humanitario que se han quedado bloqueados sin carburante en Polonia. "Tenemos que evitar los impulsos loables de enviar una manta o un kilo de arroz", ha dicho. Por eso, Mata aconseja hacer donaciones económicas a las entidades especializadas y subraya que pronto esta ayuda material "hará falta aquí".

3.

¿Qué puedo hacer si tengo una habitación disponible?

Hoy por hoy el alojamiento está cubierto, pero se espera que lleguen muchas más personas en los próximos días, así que la Generalitat está organizando las ofertas que hacen ciudadanos particulares. Si alguien quiere colaborar, hace falta que se dirija al 012 o que escriba un mensaje a comiteacollida.igualtat@gencat.cat explicando qué tipo de alojamiento ofrece y por cuánto de tiempo. Una vez se tenga hecho un mapa geográfico preciso de las plazas disponibles se podrá hacer una distribución de los refugiados, en función de dónde tienen vínculos familiares o de amistades y de las personas que configuran el núcleo familiar.

4.

¿Puedo acoger a una criatura?

Las criaturas menores son la cuestión más delicada, sobre todo si llegan sin referentes familiares y no tienen tampoco en Catalunya. Mata ha indicado que los menores tienen una protección especial y su acogida se centraliza a través de la DGAIA, la dirección general de atención a la infancia y adolescencia, que tendrá la tutela temporal. La secretaria de Igualdades ha aconsejado a los voluntarios que hagan una reflexión profunda antes de dar el paso de acoger, porque estos menores son muy vulnerables al haber pasado por el trauma de una guerra y haber tenido que separarse de su familia.

5.

Tengo tiempo, ¿cómo puedo ayudar?

Desde hace tiempo, el departamento de Derechos Sociales tiene el programa de mentoria para acompañar a los refugiados instalados en Catalunya, con el objetivo, ha explicado Mata, de hacer una mejor integración. Se trata de que la persona refugiada encuentre una ayuda para entender cómo funciona el sistema sanitario o el educativo, como puede hacer trámites o simplemente para aprender la lengua y las costumbres de su tierra de acogida. Por eso, las personas interesadas en ser mentoras se tienen que inscribir en un formulario online en el que se les pide un compromiso mínimo de 8 meses y una dedicación de entre dos y cuatro horas semanales, entre otros requisitos.

stats