Cultura 20/04/2022

¿Por qué celebramos Sant Jordi?

Resolvemos las dudas más habituales sobre el origen y el sentido del Día del Libro

ARA
3 min
Una imagen de Sant Jordi

BarcelonaSant Jordi es una de las fiestas más esperadas y celebradas de Catalunya. ¿Pero, de dónde viene esta tradición? ¿Por qué regalamos rosas y libros? ¿Por qué cae en 23 de abril? Resolvemos algunas de las dudas más habituales sobre esta fiesta.

1.

¿Por qué Sant Jordi cae en 23 de abril?

El 23 de abril es el día en que murió el caballero Jorge en el año 303. De acuerdo con la leyenda cristiana, Jorge era un soldado romano que fue martirizado y decapitado por haberse negado a seguir la orden de perseguir a los cristianos. Su muerte dio pie a numerosas leyendas y se le empezó a venerar como mártir, cosa que convirtió el día de su muerte en una fecha importante del calendario cristiano. Durante la Edad Media, el culto a su figura se extendió por todos los Países Catalanes. En 1456 se convirtió en el patrón oficial de Catalunya. Desde el siglo XVI hay constancia de que el 23 de abril se celebraba una fiesta para recordarlo, si bien fue a finales del siglo XIX, a raíz de la Renaixença, que Sant Jordi se convierte en una fiesta patriótica, civil y cultural en Catalunya.

2.

¿Por qué regalamos rosas?

La versión catalana de la leyenda dice que, después de un combate encarnizado entre el caballero y el dragón, la bestia cayó al ser atravesada por el hierro afilado de Sant Jordi. La sangre de aquellas heridas llegó al suelo e hizo nacer un rosal que, según la leyenda, florecía cada mes de abril. De aquí viene la costumbre de regalar rosas por Sant Jordi cada 23 de abril. En el universo simbólico de las flores, la rosa de color rojo se asocia al amor femenino, mientras que el clavel pertenece al amor masculino.

3.

¿Por qué regalamos libros?

Mientras que la tradición de regalar rosas a la amada proviene de la Edad Media, la de regalar libros no empezó a surgir hasta los años 20 del siglo pasado. La idea inicial fue del escritor valenciano Vicent Clavel i Andrés, director de la editorial Cervantes, que propuso a la Cambra Oficial del Llibre de Barcelona y al Gremi d'Editors i Llibreters que se hiciera una fiesta para promover el libro en Catalunya. La fecha elegida fue el 7 de octubre de 1927. La fiesta se celebró también en 1929, durante la Exposición Internacional de Barcelona, y tuvo tanto éxito que se decidió cambiar de fecha y moverla al 23 de abril. A partir de entonces, la costumbre de regalar libros pasó a formar parte de la fiesta de Sant Jordi. El 23 de abril, de hecho, es un día literariamente importante: coincide con la muerte de William Shakespeare, el entierro de Miguel de Cervantes y la muerte de Josep Pla.

4.

¿Qué significa para la cultura catalana?

Sant Jordi es Fiesta Nacional de Catalunya, a pesar de que el 23 de abril es un día laborable en el calendario catalán. La fiesta es uno de los momentos más importantes del año para la cultura catalana. En las escuelas e institutos se celebran juegos florales y en el Palau de la Generalitat tienen lugar recepciones oficiales. Las calles de todo el país se llenan de paradas de rosas y de libros, tanto por parte de los sectores profesionales como también de entidades, organizaciones y asociaciones que se suman a la celebración. También se organizan numerosas actividades relacionadas con el mundo literario en las bibliotecas y los espacios culturales, recitales de poesía, encuentros con escritores, charlas y conciertos.

5.

¿Sant Jordi se celebra en otros lugares?

Sant Jordi es también la Fiesta Nacional de Aragón, pero la fiesta se celebra de forma diferente. Se llevan a cabo varios actos institucionales en las tres provincias aragonesas, en las calles de las ciudades y de los pueblos se hacen actas populares y la Diputación General de Aragón entrega los Premios Aragón a diferentes personalidades del territorio. La celebración catalana de la fiesta de Sant Jordi ha llegado también a otros países de la mano de catalanes que residen allí y de las delegaciones de la Generalitat. Así, en varias ocasiones se han organizado charlas y paradas de libros y rosas en países como Francia, Reino Unido, México, Alemania, Italia, Estados Unidos, Argentina y Japón.

stats