Futbol
Deportes 31/07/2021

Araujo se siente "más maduro" y Comas seduce a Koeman

El Barça tiene seis centrales en nómina: mientras Umtiti y Lenglet son candidatos a irse, Comas llama a la puerta

3 min
Ronald Araujo

BarcelonaBuen ambiente en la estancia del Barça en la localidad alemana de Donaueschingen, donde el equipo se ejercita en las instalaciones del SV Aasen. Carreras con boogies, baños de piernas recuperadores con cubos de madera llenos de cubitos y sesiones dobles de entrenamiento en que se trabajan fundamentos técnicos –durante la pretemporada es cuando más pueden incidir los entrenadores de los equipos grandes en estas cuestiones– y trabajo físico. Ronald Koeman y su staff –encabezado en la preparación física por Albert Roca– ya cambiaron por completo la metodología de entrenamientos durante la temporada pasada para aumentar el rendimiento físico del equipo, en una ecuación en que fue clave rejuvenecer el once.

A pesar de que la plantilla todavía sufrirá cambios, el técnico holandés quiere tener todos sus futbolistas enchufados de cara al inicio del curso el 15 de agosto, con un duelo de nivel contra la Real Sociedad en el Camp Nou. Y una de las líneas que necesita apuntalar Koeman es la defensiva, después de una temporada pasada en que hubo varios errores que le costaron puntos al equipo. Trabajo táctico y físico. “Estamos corriendo mucho y es una buena preparación para el inicio de la competición”, admitía uno de los velocistas del equipo, Serginho Dest, en declaraciones previas al partido amistoso contra el Stuttgart en el Mercedes-Benz Enarena de este sábado (18 h, Tv3 y Barça TV).

En este partido sumará sus primeros minutos Ronald Araujo. La irrupción del central uruguayo fue uno de los brotes verdes de la última temporada. El defensor de 22 años, que se perdió la Copa América por unas molestias en los isquiotibiales, se reincorporó en la disciplina azulgrana apenas antes de iniciar en stage a tierras alemanas. Las buenas actuaciones que dejó la temporada pasada fueron truncadas, precisamente, por las lesiones: tuvo problemas musculares a principio de curso y, cuando se hizo un lugar en el once inicial, vio como su progresión era interrumpida por una lesión en el tobillo de la que se resentiría de nuevo en el duelo liguero de la segunda vuelta en el Sánchez Pizjuán. 

Desde el Barça se confía que esta temporada pueda tener la regularidad que los problemas físicos le negaron en su primer año a las órdenes de Koeman. Y el mismo futbolista ha admitido que está trabajando a conciencia respecto a esta cuestión. “Aproveché los días de vacaciones para desconectar mentalmente y descansar, pero me he estado preparando bastante para resolver los problemas que tuve con las lesiones. Estoy trabajando mucho y ojalá esta temporada pueda tener un gran curso y evitar este tipo de lesiones. A pesar de los problemas físicos, estoy contento de cómo fue el curso pasado: fue un aprendizaje y ahora soy más maduro”, explicó Araujo jueves a los medios del club. 

Si bien no se duda de la continuidad del central uruguayo, el club quiere deshacerse de Umtiti (y de su alta nómina) y estaría abierto a traspasar Lenglet –a pesar de que el central francés ya manifestó públicamente a principios de junio que continuaría de azulgrana –. La línea defensiva, en concreto en la posición de central, sufrirá cambios dado que ahora mismo hay superpoblación de jugadores. Además de los mencionados Araujo, Umtiti y Lenglet, también está Piqué –en un curso en que la lesión en la rodilla que sufrió puede afectar su rendimiento–, Éric Garcia y el polivalente Mingueza. Todavía quedan días para el cierre del mercado y a pesar de que la prioridad de la cúpula deportiva son las salidas –además de las duras negociaciones por la rebaja o el diferimiento salarial con los pesos pesados del equipo–, Mundo Deportivo ha apuntado el interés del Barça para conseguir cedido al central argentino del Atalanta Cuti Romero. 

Arnau Comas llama a la puerta

De mientras, sin hacer mucho ruido pero trabajando de lo lindo, el central catalán del filial Andreu Comas se está ganando la confianza de Koeman durante esta pretemporada. Desde el club recuerdan que ahora mismo hay muchos centrales en el primer equipo, pero destacan que están “muy contentos” con la progresión de Comas (21 años) y que el técnico holandés está “muy satisfecho” con su rendimiento y “profesionalidad”. El defensor de Cassà de la Selva –que renovó en 2019 hasta 2022 con opción a dos años más ampliables–, está llamado a seguir siendo el líder de la defensa del Barça B -después de jugar un año cedido al Olot en Segunda B, el curso pasado estuvo fijo en el filial-, pero está haciendo méritos a ojos del entrenador neerlandés.

stats