Futbol
Deportes 30/04/2021

La primera árbitra de fútbol transgénero rompe barreras en Israel

Sapir Berman dirigirá un partido de Primera este fin de semana después de anunciar que empieza el proceso para cambiar de sexo

4 min
Sapir Berman, la primera árbitro transgénero  de Israel
Disponible en:

Barcelona"Estoy seguro de que en casi todos los estadios la esperarán para aplaudirla", explica el periodista israelí Aviad Segal. Este domingo, el partido liguero de Israel entre el Hapoel de Haifa y el Beitar de Jerusalén será dirigido por primera vez por un árbitro transgénero. Hasta hace poco días, Sagi Berman era uno de los árbitros de fútbol de Primera División, pero cuando este fin de semana salte al terreno de juego será con el nombre de Sapir. Un nombre de mujer. "Finalmente he decidido mostrar quién soy. Primero para mí misma y mi alma, y después para mis familiares, que no me verán sufrir más", declaró Berman en una rueda de prensa en la sede de la Federación de Fútbol de Israel. Después de unas semanas hablando internamente, la asociación de árbitros de Israel decidió apoyarla. "He vivido como un hombre pero siempre he sentido que por dentro era diferente. Primero costaba mucho ponerle nombre, porque miraba a las mujeres con un tipo de envidia. He triunfado como hombre, tanto como árbitro profesional como en la vida privada. Pero no era feliz", razonaba Sapir, que afirmó sentirse liberada de poder hacer una rueda de prensa vestida y maquillada tal como quería.

Berman ha iniciado el proceso para cambiar de sexo con "el apoyo total" de la Federación de Fútbol de Israel: "Es un caso excepcional hasta ahora que habrá que tratar con cuidado para acompañar a Sapir en este camino", explicaba el presidente del Colegio de Árbitros local, Yariv Teper. Berman explicó en octubre del 2020 a sus familiares que se sentía mujer. "No fue fácil", admitía, sobre todo porque sus padres se preocuparon por la repercusión que tendría. Poco después se lo explicó a Teper, que ha admitido en la prensa israelí que estaba preocupado por el comportamiento de la árbitra esos meses: "Estaba preocupado, creía que tenía una depresión. Llegamos a pensar que quizás tenía pensamientos suicidas. Pero cuando nos lo dijo, fue una liberación para todos, porque lo hemos entendido todo. Ahora sabemos qué le pasaba y la apoyamos en todo momento".

En las webs de la Federación, de la Liga o de los clubes ya aparece su ficha con el nombre de Sapir. "La imagen de su rueda de prensa es una de las más potentes que recuerdo en la prensa deportiva de Israel. Verla hablando tan segura, tan orgullosa, ha generado una oleada de apoyo", explica Segal. "Si cuando se supo la noticia se hicieron bromas en las redes sociales, después de su conferencia de prensa en general la respuesta ha sido muy bonita. Estoy seguro de que muchos clubes ahora esperan que arbitre partidos para recibirla de manera acogedora", añade. Ahora, Segal admite que "estas noticias gustan en Israel porque permiten ofrecer una imagen positiva del país, a pesar de que los homosexuales no son tratados igual y no se pueden casar, por ejemplo".

Mientras espera ver cuánto tarda todo el proceso para poder cambiar de sexo, Berman ha agradecido el apoyo recibido, especialmente de las autoridades deportivas de Israel, que han preparado un vestuario separado para ella este fin de semana en el estadio de Haifa. Sus compañeros de equipo arbitral se dirigen a ella con pronombres femeninos, y Samir hace broma porque admite que todavía alguien se equivoca y la llama Sagi, su anterior nombre. Con 26 años, Sapir Berman ha explicado que su sueño era continuar arbitrando y poder dar el salto a partidos oficiales, como los de la Champions, a pesar de admitir que ya se imaginaba que recibiría insultos en las redes sociales: "El mundo del deporte es todavía muy masculino y esto me asustaba. Pero sabiendo que siempre habrá gente en contra, estoy sorprendida de todo el amor que he recibido de personas desconocidas". Y añadía que todo el mundo que arbitra ya está preparado para recibir insultos cada semana.

El caso de Berman recuerda un poco al de la cantante Dana International, que en 1998 ganó Eurovisión para Israel siendo también transgénero . "Entonces fue un motivo de orgullo para la comunidad LGTBI y los transgéneros en el país, porque de repente todo el mundo la quería y admiraba un país donde el debate es intenso, por el fuerte sentimiento religioso de buena parte de la población. Curiosamente, ese mismo 1998 el Beitar de Jerusalén ganó la liga y los aficionados del club acabaron celebrando el título con los fans de Dana International. Fue la foto de portada de los diarios: aficionados del fútbol junto a banderas del arcoíris. A pesar de que el Beitar tiene unos radicales muy de derechas, la mayor parte de los aficionados de los equipos creo que no tendrán ningún problema con este tema", recuerda Aviad Segal.

El primer futbolista transgénero, en 2011 en Samoa

Anteriormente, el único caso parecido era el del 2018 de la inglesa Lucy Clark, que ha dirigido partidos en categorías amateurs. A nivel profesional, Sapir es la primera. Y esto, de paso, ha conllevado que por primera vez Israel tenga a una mujer dirigiendo partidos en Primera. "Era uno de mis objetivos, y gracias a Sapir lo hemos hecho antes de lo que pensaba", ha dicho el responsable de la Federación Ronit Tirosh.

El primer futbolista transgénero fue Jaiyah Saelua, de la Samoa Americana. Saelua fue convocada con su selección por primera vez en 2011 y se creó un pequeño incidente porque la FIFA exigió que apareciera en el acta del partido con nombre de hombre. Saelua es hace'afafine, las personas que pertenecen a un tercer género en la cultura de Samoa. Las hace'afafine son biológicamente hombres pero, desde tiempos inmemoriales, cuando una familia samoana tiene muchos hijos y pocas hijas, se decide criar a un niño como si fuera una niña. Saelua, pues, debutó en un partido de selecciones bajo el nombre de Johnny Saelua, y pospuso la decisión de operarse para pasar a tener cuerpo de mujer para poder jugar partidos oficiales de fútbol durante muchos años. Cuando la Samoa Americana ganó por primera vez un partido oficial, 2-1, contra Tonga, ella dio una asistencia y evitó sobre la línea el gol del empate en el último minuto. Una vez se retiró, empezó el cambio de sexo.

stats