Economía 02/05/2022

El límite al precio del gas para rebajar la factura de la luz se aplaza una semana

El gobierno español reconoce que todavía no puede aprobarlo en el consejo de ministros de este martes

2 min
La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, este lunes al Congreso  de los Diputados.

BruselasLa rebaja de la factura de la luz tendrá que esperar. La vicepresidenta tercera y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha reconocido este lunes que el gobierno todavía no puede aprobar la regulación que tiene que permitir limitar el precio del gas porque todavía no ha obtenido la luz verde definitiva de Bruselas. El pasado martes Ribera y su homólogo portugués, José Duarte Cordeiro, se reunieron en la capital belga con la comisaria de la Competencia, Margrethe Vestager, y anunciaron que tenían la luz verde de la Comisión para fijar un límite al precio del gas de alrededor de 50 euros/MWh, a falta solo de algunos detalles técnicos. Pero el acuerdo definitivo todavía no se ha logrado y, por lo tanto, el gobierno de Pedro Sánchez no podrá aprobar la medida este martes en consejo de ministros como había anunciado Ribera.

"No es fácil que lo cerremos a tiempo para aprobarlo mañana. Estamos acabando de pulir los detalles de la propuesta definitiva, esperamos que sea cuanto antes mejor", ha reconocido Ribera, que ha puesto como nueva fecha la semana que viene. La vicepresidenta lo ha explicado a la entrada de una reunión oficial de ministras de Energía de la UE convocada para debatir la respuesta al corte de suministro de gas a Polonia y Bulgaria por parte de Rusia. El gobierno español se había comprometido a conseguir que los consumidores empezaran a notar la rebaja en la factura de la luz en el mes de mayo, pero las negociaciones con la Comisión Europea son más complicadas de lo que aparentemente había anunciado Sánchez en la cumbre de finales de marzo , de la cual salió con la promesa de poder rebajar el precio de la electricidad a los españoles gracias a un acuerdo con la Comisión Europea que reconoce "la excepción ibérica", es decir, tanto para España como para Portugal.

Según habían anunciado Ribera y Duarte Cordeiro la semana pasada, Lisboa y Madrid han conseguido que la Comisión Europea les permita fijar un límite para el precio del gas de cerca de 50 euros/MWh durante un año. Esto repercutiría en la factura final de la luz, que los consumidores ahora están pagando a precios históricos, sobre todo desde que empezó la invasión rusa de Ucrania. Además, Bruselas también se habría comprometido a acelerar las interconexiones de España con el resto del continente europeo, cosa que implica a Francia de manera ineludible. Aun así, el ejecutivo comunitario está muy preocupado por el impacto que una medida como esta puede tener para el mercado único europeo de energía y de aquí que las conversaciones estén siendo especialmente complicadas. A esto hay que añadir que las empresas del sector también se oponen.

stats