Internacional 08/12/2021

Bruselas señala a los socios europeos menos vacunados: "Es un riesgo para toda la UE"

La Comisión cree que "tiene sentido" debatir sobre la vacunación obligatoria mientras la OMS lo ve como "el último recurso"

3 min
La presidenta de la Comisión  Europea, Ursula Von der Leyen, acompañada de la comisaria de Salud , Stella Kyriakides.

BruselasA pesar del privilegio de tener un 66% de la ciudadanía inmunizada, la Unión Europea es consciente de que tiene un problema de desigualdad interno en cuanto a los niveles de vacunación entre los diferentes socios europeos. Mientras España cuenta con un 74% de los ciudadanos con la pauta completa, países como Bulgaria no llegan al 25%. "Los clústers de países menos vacunados son un riesgo para la UE como conjunto", ha dicho este martes la comisaria de Salud , Stella Kyriakides, después de una reunión con los ministros de Salud de la Unión Europea en la que han abordado la nueva ola de la pandemia del coronavirus, que ya afecta con fuerza a la gran mayoría de países de la Unión.

Con esta nueva escalada de casos, la UE es consciente de que se enfrenta a nuevos retos con una ciudadanía cada vez más fatigada. El principal mensaje desde hace semanas es "vacunar, vacunar y vacunar", sin embargo, como ha remarcado Kyriakides, "aún hay seis socios europeos que tienen menos de un 55% de ciudadanos inmunizados".

Para cerrar esta brecha, la Comisión propone intensificar las campañas y luchar contra la desinformación, pero también el debate sobre la vacunación obligatoria. Después de Austria, este martes la República Checa y Polonia han anunciado medidas para forzar segmentos de su ciudadanía como funcionarios o mayores de 60 años a vacunarse contra el coronavirus. También Alemania tiene intención de aprobar una ley que permita imponer la vacuna contra el covid a la población general a partir de febrero. Bruselas ve "apropiado" tener el debate en el ámbito europeo, pero no tiene competencias para impulsar ninguna propuesta al respeto. "Tiene sentido que haya una discusión, pero no creo que esto nos tenga que distraer de la necesidad de vacunar tan rápidamente como se pueda", ha dicho la eurocomisaria en la misma línea que ya expresó la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

De momento, el debate a nivel europeo no se ha producido. Los ministros de Salud no han hablado este martes, según ha dicho el responsable esloveno de la cartera de Salud , Janez Poklukar, encargado de gestionar la reunión porque Eslovenia ostenta la presidencia rotatoria de la UE. De hecho, Poklukar ha asegurado que forzar a la ciudadanía a inmunizarse tiene que ser "el último recurso", como ha dicho la misma Organización Mundial de la Salud (OMS) este martes: "Es sólo aplicable cuando todas las opciones para mejorar la vacunación se han agotado", ha dicho el director del departamento de la OMS para Europa, Hans Kluge, que cree que la obligatoriedad puede tener "efectos" en "la confianza pública".

Restricciones para frenar la escalada

Mientras, lo que puede hacer Bruselas es continuar llamando a la máxima coordinación de los gobiernos europeos a la hora de tomar medidas. Kyriakides ha resaltado que hay que continuar con las medidas de distanciamiento social y ciertas restricciones, como las que ya han implementado países como Bélgica, Países Bajos, Alemania o Austria con cierres o toques de queda para ciertos servicios y, en casos como el alemán, una especial presión sobre los no vacunados.

"Es muy importante que haya una diferencia entre los vacunados y los que no lo están en la vida cotidiana", ha dicho el ministro de Salud germánico, Jens Spahn. De cara a los viajes dentro de la UE ahora que se acerca Navidad, ya hay países como Portugal que piden PCR a pesar del certificado digital. Bruselas lo ve como una opción, pero prefiere priorizar el uso del certificado y pactar finalmente su caducidad al cabo de 9 meses para impulsar la tercera dosis. Los gobiernos, sin embargo, todavía tienen que dar luz verde a esta propuesta.

stats