Política 19/07/2021

La Audiencia de Madrid insiste en que no ve delito en el cartel xenófobo de Vox: es una "lucha ideológica legítima"

Archiva definitivamente el caso abierto por los recursos de la Fiscalía, el PSOE y Unidas Podemos

2 min
El cartel de Vox colgado a la estación de Sol de Madrid por la campaña del 4-M.

MadridNueva victoria de Vox en los tribunales después de que el Tribunal Constitucional tumbara el primer estado de alarma del gobierno de Pedro Sánchez. La Audiencia Provincial de Madrid ha confirmado este lunes el archivamiento del caso abierto por el cartel xenófobo de la ultraderecha sobre menores extranjeros no acompañados que apareció durante la campaña electoral madrileña en la estación subterránea de Cercanías de Sol, en Madrid. La sección segunda de la Audiencia ha rechazado los nuevos recursos de apelación que habían presentado tanto la Fiscalía como el PSOE –y a los que se había sumado Unidas Podemos– en respuesta a la decisión del 5 de julio de avalar el cartel xenófobo argumentando que los menores representan un "evidente problema social y político". Ahora, en su nueva respuesta, la justicia madrileña señala que no se cometió un delito de odio porque el asunto se enmarca en "la lucha ideológica-partidista legítima" en el contexto de unas elecciones como las del 4 de mayo y que, en este caso, se interpreta como un "mensaje electoral".

Es más, en el archivamiento definitivo del caso, el tribunal considera que el mensaje electoral se dirigió a "un colectivo mucho más numeroso que lo de los menas", tal como se denomina peyorativamente por sus siglas a los menores extranjeros no acompañados. A su parecer, el cartel forma parte de los "excesos verbales" que "unos y otros actores políticos" cometen durante la campaña electoral. Hay que tener en cuenta que en el cartel se podía ver, por un lado, a una mujer mayor, y, por el otro, a un joven encapuchado y con la boca tapada y se leía: "Un mena, 4.700 euros al mes; tu abuela, 426 euros de pensión al mes" bajo el lema "Protege Madrid, vota seguro".

El objetivo de Vox: "proteger" a la gente mayor

La nueva resolución vuelve a defender la libertad de expresión que tiene Vox en este asunto y señala que el objetivo del partido de extrema derecha solo era "exponer unas ideas de una manera visual y de indudable impacto" para destacar "la importancia de la seguridad de los ciudadanos en general y la protección económica de la gente mayor". Y sobre la consideración como posible delito de odio, subraya que "no todo mensaje inaceptable o que ocasione rechazo de la inmensa mayoría de la ciudadanía tiene que ser tratado como un delito". En este sentido, apunta que un delito de odio es "circunstancial" y tiene que ser interpretado en su "contexto". "No puede ser un mero transgresor de la libertad de expresión", añade.

Para que los partidos que recurrieron no pongan en entredicho la imparcialidad del tribunal –se trata del PSOE y Unidas Podemos, los partidos del gobierno de España–, la Audiencia Provincial de Madrid cita jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, del Supremo y otras audiencias provinciales. En todo momento, enmarca el cartel en un contexto de campaña electoral, donde señala que hay la "máxima experiencia" en cuanto a "excesos verbales" cometidos por los partidos.

stats