Política 18/04/2022

El independentismo muestra su indignación por el espionaje masivo al movimiento

Partidos y entidades denuncian que es un ataque a los derechos fundamentales y reclaman una investigación

X.T.
3 min
Imagen del encuentro entre Junqueras y Puigdemont a Waterloo.

Partidos y entidades independentistas han reaccionado con indignación al nuevo caso de espionaje. El president de la Generalitat, Pere Aragonès, no se ha mordido la lengua a la hora de denunciar las nuevas revelaciones sobre el Catalangate. "La operación de espionaje masivo contra el independentismo catalán es una vergüenza injustificable. Un ataque a los derechos fundamentales y a la democracia extremadamente grave. Un ejemplo más de la represión contra un movimiento pacífico y cívico. Llegaremos hasta donde haga falta", ha avisado en un tuit. Aragonès y el vicepresidente del Govern, Jordi Puigneró, comparecerán este martes a las 16.30 horas desde el Palau de la Generalitat para valorar la información sobre el espionaje masivo y anunciar las acciones que emprenderán.

También el expresident Carles Puigdemont ha reaccionado acusando el estado español de espiar a políticos, abogados y activistas "de manera masiva e ilegal". En este sentido, ha añadido que son "víctimas de la guerra sucia" del Estado para luchar "contra una idea legítima". "El informe es contundente y revelador", ha lamentado el presidente del gobierno del Consell per la República. A diferencia de Aragonès, la investigación revela que habría sido espiado de manera indirecta por medio de teléfonos de personas de su entorno que habrían sido infectados por el programa de espionaje israelí Pegasus.

El exvicepresidente Oriol Junqueras, líder de ERC, que comparecerá este martes con Puigdemont en el Parlamento Europeo, ha resaltado la gravedad de la información publicada. "Hoy se confirma que el movimiento independentista ha sido víctima del caso de espionaje ilegal más grande del mundo. El #CatalanGate es un atentado directo contra la democracia, los derechos y las libertades fundamentales. Esta causa no quedará impune", ha dicho.

En la misma línea se ha expresado la presidenta del Parlament, Laura Borràs, que ha espetado que este nuevo caso de espionaje forma parte de la ofensiva del Estado contra el independentismo. "Nos persiguen por tierra, mar y aire: nos pegan cuando votamos, nos asedian judicialmente, nos encarcelan y ahora sabemos que también nos espían. Se ve que algunas finalidades justifican todos los medios", ha dicho en Twitter. Su antecesor, Roger Torrent, que sufrió el primer caso de espionaje que se destapó, ha afirmado que este lunes se confirma que "el movimiento independentista catalán ha sido espiado con #Pegasus".

Desde la CUP, los dos diputados que habrían sido espiados también han mostrado su indignación por las revelaciones hechas públicas este lunes. "El informe publicado por Citizen Lab destapa el #CatalanGate, el caso de espionaje político más grande del siglo XXI. De nuevo el estado español tras unos hechos gravísimos de represión política", ha tuiteado el diputado Carles Riera . Su compañero de filas en el Congreso, Albert Botran, ha añadido que la investigación confirma las sospechas: "Ahora ya es público: el Estado español nos ha estado espiando con el programa Pegasus. Una sexagésima de independentistas hemos tenido el móvil infectado con un método que, en la UE, solo han usado Polonia y Hungría. Democracia plena, le llaman", ha dicho .

El nuevo presidente de Òmnium, Xavier Antich, también ha cargado con dureza contra el Catalangate después de saberse que algunos de sus miembros, como el exvicepresidente Marcel Mauri, fueron espiados. "El estado español fuera de la ley: ahora, el caso de ciberespionaje más grande contra un movimiento democrático. Activistas, cargos electos... No nos quedaremos con los brazos cruzados ante un escándalo intolerable que amenaza derechos y libertades de todos", ha escrito en Twitter. Su antecesor en el cargo, Jordi Cuixart, también ha opinado que es "un ataque más contra los derechos humanos y contra activistas y sociedad civil... sin precedentes en la UE".

La ANC, otra de las organizaciones que han sufrido el espionaje, también ha denunciado en Twitter "los abusos del Estado contra el independentismo" después de subrayar que es "el mayor caso descubierto hasta ahora". Desde el Parlamento Europeo, la diputada del grupo de los Verdes Hannah Neumann ha exigido explicaciones por el espionaje masivo que ha sufrido el independentismo. "Si uno de nosotros es un objetivo, todos lo somos. Este es un ataque contundente a la inmunidad parlamentaria y va al núcleo de nuestra democracia parlamentaria. Exigiremos consecuencias claras y acciones", ha advertido.

stats