Política 17/05/2022

PSC, ERC y 'comuns' dan 24h a JxCat para llegar a un acuerdo sobre el catalán en el Parlament

El Govern prepara un nuevo decreto para "proteger los centros" de la sentencia del 25% de castellano

4 min
Imagen de pleno del Parlamento  de este semana.

BarcelonaDías decisivos para desencallar el acuerdo entre los partidos políticos por el catalán en la escuela mientras se acerca la fecha tope del plazo fijado por el Tribunal Superior Justicia de Catalunya (TSJC) para ejecutar la sentencia que impone la cuota del 25% de castellano en las aulas. Esta mañana ha habido contactos entre el PSC, ERC, JxCat y los comuns en el Parlament después de la tormenta del jueves de la semana pasada, cuando Junts se descolgaron del pacto original para cambiar la ley de política lingüística. PSC, ERC y comuns han dado 24 horas al partido de Laura Borràs para encontrar un acuerdo sobre un texto legal que responda a la sentencia y que se vote en el pleno. Pero no solo en el Parlament la actividad ha sido hoy frenética. En paralelo, el Govern ha abierto un nuevo frente legislativo anunciando que prepara un nuevo decreto para intentar "proteger a los centros y sus proyectos lingüísticos" de la sentencia del TSJC.

Vayamos por partes. En el Parlament este martes ERC, PSC y los comuns han buscado presionar a Junts para que vuelva al pacto a cuatro original y se sume a llevar un "texto legal" –según fuentes de los tres partidos– sobre el catalán al Parlament. Las mismas fuentes lo consideran una última oportunidad para construir un mayor consenso sobre la cuestión pero, si no se logra, prevén forzar una reunión de la Junta de Portavoces extraordinaria para que el pleno de la semana que viene vote sobre un texto definitivo. "En el pleno de la semana que viene blindaremos el catalán en la escuela con Junts o sin Junts", ha dicho la líder de los comuns en el Parlament, Jéssica Albiach. "Le hemos dado un ultimátum para que vuelva al consenso del cual se han excluido", ha añadido. Albiach se ha reafirmado en que el "tronco central" del acuerdo tiene que ser el "contenido" incluido en la propuesta original de reforma de la ley de política lingüística, a pesar de que JxCat se ha negado taxativamente a sumarse argumentando que no generaba consenso entre las entidades por la lengua. Fuentes de JxCat señalan que el plazo que se han dado tiene que ser para encontrar una "nueva herramienta", pero insisten en que no subscribirán una reforma de la ley de política lingüística.

Mientras se resuelve el frente del Parlament, el Govern ha anunciado este nuevo decreto. La portavoz del ejecutivo, Patrícia Plaja, no ha querido dar demasiados detalles y se ha limitado a decir que servirá para proteger a los centros y que estará terminado en "los próximos días". No es un movimiento gratuito. Este anuncio llega después de que Junts presentara este lunes su propia propuesta de decreto para desencallar la situación . Por lo tanto, lo que ha hecho este martes el Govern es avalar la idea de Junts de elaborar un decreto –falta acordar el contenido– para tratar de convencer al partido de Borràs de que subscriba también la reforma del Parlament. Así, con este movimiento, ERC busca tener un decreto sobre el catalán en la escuela pactado con Junts y, a la vez, una reforma de la ley de política lingüística pactada con los comuns, el PSC y, a poder ser, también con Junts. De este modo, fuentes republicanas consultadas por el ARA explican que buscan un "último intento para rehacer consensos en defensa de la lengua y del modelo de escuela catalana".

Resumiendo, ahora mismo no hay ningún acuerdo sobre el catalán en la escuela pero hay dos potencialmente posibles en el horizonte si acaban encajando las piezas: un decreto en el Govern pactado por ERC y Junts, y una reforma de ley en el Parlament pactada por ERC, el PSC y los comuns –y con la incógnita de qué hará Junts–. No hay que olvidar, además, que también hay un segundo decreto en la cocina de la Generalitat para modificar la Ley de Educación de Catalunya, pero este, de momento, no suscita demasiada polémica.

Frente judicial

Una cosa es el frente político y otra el frente judicial. El primero se diputa en el Parlament y en el Govern, y el segundo en la sala quinta del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC). Respecto al segundo, el Govern ha anunciado este martes que ha ya ha formalizado el recurso de reposición contra el auto del tribunal que daba 15 días a la Generalitat para ejecutar la sentencia que impone la cuota del 25% de castellano en las aulas. En este recurso, el Govern pide la suspensión de la ejecución de la sentencia, es decir, que no tenga que aplicar la cuota del castellano. Uno de los argumentos que ofrece el gabinete jurídico de la Generalitat es que la asociación Escuela Bilingüe, que pidió la ejecución del veredicto, no está "legitimada" para hacer este movimiento porque "no representa los intereses de los ciudadanos".

Nadie puede prever ahora cuál será el desenlace final, a pesar de que la Generalitat sí que calcula que solo tiene hasta el 31 de mayo para presentar las medidas legislativas que consiga pactar para intentar frenar la ejecución de la sentencia. Dos decretos, una ley y un recurso es lo que hay en marcha ahora mismo para tratar de hacerlo posible. Mientras tanto, Cs ha vuelto a insistir desde el atril en que defenderán "el cumplimiento" de la sentencia. "Si el Govern continúa con su voluntad de no cumplirla, agotaremos todas las vías parlamentarias y judiciales", ha dicho el diputado Nacho Martín Blanco.

stats