Política 24/07/2021

El PSOE elude la mesa de diálogo en la ponencia para el congreso del partido

Se limita a ofrecer más cogobernanza, una nueva financiación y una "mejor ensambladura de autogobierno"

3 min
El presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, con la portavoz del PSOE y ahora vicesecretaria general del partido, Adriana Lastra, así como el nuevo presidente del Senado , Ander Gil, durante un pleno al Congreso .

MadridA dos meses de la segunda reunión de la mesa de diálogo, la dirección del PSOE evita abrir la caja de su oferta para Catalunya en la propuesta de ponencia para el congreso que celebrará en otoño en Valencia y que tiene que marcar las líneas estratégicas con las que se moverán los socialistas de cara a las elecciones españolas previstas para finales de 2023 o ya en 2024 –Pedro Sánchez tiene intención de agotar los plazos–. El texto, presentado este sábado por la vicesecretaria general del partido y nueva encargada de la organización del congreso, Adriana Lastra, después de la dimisión del exministro José Luis Ábalos, se limita a tratar en un solo punto de 15 rayas la respuesta de los socialistas al conflicto catalán. Y no menciona ni la mesa de diálogo. Es más, se limita a proponer la agenda del reencuentro que Sánchez ya ofreció al expresident Quim Torra justo antes de la primera reunión de la mesa en febrero del año pasado.

Los socialistas defienden que el gobierno español “ha impulsado de manera decidida y valiente la agenda del reencuentro para fomentar el diálogo, el entendimiento y el pacto dentro de la ley, como el único camino viable para avanzar con esperanza de éxito en estos propósitos”. Ahora bien, dicen que “constituyen objetivos de primer orden” para Ferraz “la mejora de la convivencia en el seno de la sociedad catalana” –el presidente español hace tiempo que reclama al independentismo que se siente a negociar con el PSC– y “la mejor ensambladura del autogobierno catalán con el resto de España”.

Fortalecer la “cogobernanza”

¿Cuáles son las propuestas de Ferraz? La ponencia marco del PSOE, que ahora entrará en un periodo para presentar enmiendas, pone sobre la mesa la necesidad de fortalecer la “cogobernanza federal” practicada durante la pandemia, se compromete a reunir la conferencia de presidentes al menos dos veces al año –la próxima es el próximo viernes en Salamanca, pero el president Pere Aragonès ha dicho que no tiene intención de ir– y a mejorar el sistema de financiación actual. Los socialistas también creen que la vía para hacer frente a “la amenaza del neocentralismo” de la triple derecha es “la promoción de los idiomas cooficiales, la sensibilidad hacia sentimientos de pertenencia diversos, el fomento del diálogo interterritorial y la cooperación leal entre administraciones”.

“Cada vez que se han ignorado estos principios, se han sembrado problemas que, a la hora de intentar solucionarlos, han hecho que tuviéramos que invertir extenuantes esfuerzos políticos que generan fatiga social y nos desvían de los retos globales reales en que los españoles nos jugamos nuestro futuro”, advierte el texto, sin dar una propuesta concreta para solucionar el conflicto catalán. De hecho, en la anterior ponencia, que elaboró la gestora que defenestró a Pedro Sánchez de Ferraz, se hacían muchas más concreciones, a pesar de que significara dar un paso atrás respecto a otras propuestas de los socialistas.

Entonces la gestora proponía simplemente recuperar el Estatut para cumplirlo, siempre que no contradijera la Constitución. Ahora Ferraz opta por la vía de las últimas generales, en que tampoco se concretó ninguna oferta en el programa en un momento en que se quería seducir a Ciudadanos. Lastra, de hecho, no ha obviado la cuestión catalana durante la presentación de la ponencia este sábado en Madrid. Se ha limitado a decir que “no se puede construir España lanzando a unos españoles contra los otros y a unos territorios contra los otros, porque es ir contra España y esto es lo que hace Pablo Casado”, el líder del PP.

stats