Pandemia
Sociedad 15/07/2021

El Govern incluye tres municipios más al toque de queda y ya son 161

Si el TSJC aprueba el toque de queda, se prevé renovar la medida cada semana

4 min
Un control nocturno de la Guardia Urbana de Barcelona.

BarcelonaPara evitar el efecto llamada, el Govern ha incluido tres municipios más en los que se aplicará el toque de queda si el TSJC avala el confinamiento nocturno entre la 01.00 h y las 06.00 h al menos durante una semana. Santa Cristina d'Aro, Altafulla y Caldes d'Estrac habían quedado fuera porque su incidencia es menor de 400 casos positivos por 100.000 habitantes pero el hecho de que quedaran rodeados de localidades que sí estaban afectadas por la restricción ha hecho que finalmente queden dentro de la lista.

En una comparecencia conjunta, los consellers de Interior y Sanidad han justificado la voluntad de recuperar el toque de queda como una medida "necesaria" ante una situación epidemiológica que se agrava y atendiendo a las peticiones de los profesionales sanitarios, que han visto cómo la explosión de casos positivos entre la población más joven todavía no vacunada ha vuelto a colapsar los centros de primaria y a llenar los hospitales. En las últimas 24 horas, hay 20 ingresos más en la UCI.

El conseller Josep Maria Argimon ha avanzado que será un verano complicado por la alta incidencia de casos, que triplica el umbral de peligrosidad marcado por el ministerio de Sanidad, así que ha dado por hecho que cada semana se tendrá que revisar la medida del toque de queda para renovarla e incluso ir añadiendo municipios.

El president de la Generalitat, Pere Aragonès, ya se había mostrado confiado ayer en que se pueda implantar el toque de queda este mismo fin de semana. Los municipios afectados por esta medida son los de más de 5.000 habitantes que tienen una incidencia acumulada del covid igual o superior a los 400 contagios por cada 100.000 habitantes los últimos siete días. La restricción también incluye los municipios que rodean a las poblaciones con esta incidencia para evitar la propagación del virus. En total, el toque de queda se aplicaría a 158 localidades de Catalunya: puedes consultar la lista en el siguiente documento.

Mapa interactivo: Municipios afectados por el toque de queda
Mapa interactiu: Auri Garcia

Según Aragonès, la propuesta del confinamiento nocturno repercute en "la mayor parte de la población de Catalunya" porque las poblaciones afectadas son las que tienen más habitantes. De hecho, de los 10 municipios más poblados, solo Lleida (con 140.000 habitantes) se escapa de esta medida: el Govern lo quiere aplicar en Barcelona, l'Hospitalet de Llobregat, Terrassa, Badalona, Sabadell, Tarragona, Mataró, Santa Coloma de Gramenet y Reus. El área metropolitana de Barcelona (AMB) es la más castigada por el covid y por eso la petición del toque de queda incorpora la zona norte con Sant Cugat del Vallès y Rubí y la sur con Cornellà de Llobregat, Castelldefels y Esplugues. Las 36 localidades que conforman el AMB están dentro de la propuesta del confinamiento nocturno por la fuerte incidencia que tienen del virus excepto en tres casos, la Palma de Cervelló, el Papiol y Sant Climent de Llobregat, que están incluidas porque rodean el resto de poblaciones.

La transmisión del virus en el país se ha concentrado en las zonas urbanas, que tienen una gran movilidad entre ellas. Pero en verano se ha sumado la llegada del turismo y la movilidad interna, como por ejemplo los desplazamientos a las segundas residencias, motivo por el que la pandemia también afecta a los destinos más típicos de vacaciones. Por eso el Govern quiere extender la restricción a las zonas de Costa Daurada, como Salou -la ciudad que actualmente lidera la incidencia del covid en Catalunya-, Vila-seca, Sitges y Cambrils, así como de la Costa Brava, como Lloret de Mar, Blanes y Platja d'Aro.

Pero si la petición del toque de queda recibe el visto bueno del TSJC, la lista de 158 municipios dejaría situaciones curiosas en términos fronterizos: que a un lado de la acera se aplique el confinamiento nocturno y al otro no. Un ejemplo es el caso de Girona y Salt, que están unidas por varias calles, de forma que puede ser muy difícil establecer dónde empieza una población y dónde acaba la otra, informa Maria Garcia. También puede pasar lo mismo en la Catalunya Central porque en Igualada no habría toque de queda mientras que en el municipio del lado, Vilanova del Camí, sí.

Evitar "prácticas" que dificultan las restricciones

Aragonès ha argumentado que la decisión de pedir el toque de queda se ha tomado después de hablar con los representantes locales, con el objetivo de "reducir la interacción social y proteger a la ciudadanía". "El confinamiento nocturno ayuda a evitar prácticas que dificultan el cumplimiento de las medidas" para frenar la expansión del covid, ha justificado el president, que ha añadido que el Govern estará "al lado" de los municipios afectados para "acompañarlos" en el cumplimiento del toque de queda. Aragonès, que ha hecho una comparecencia en la que los periodistas no podían hacer preguntas, no ha concretado cómo serían los dispositivos policiales y ha asegurado que la restricción se revertirá "tan pronto como la pandemia lo permita".

Los servicios jurídicos de la Generalitat creen que este nuevo toque de queda recibirá el aval del TSJC porque se ampara en la decisión del Tribunal Superior de Justicia del País Valenciano, que autorizó el toque de queda en 32 municipios por la incidencia de la pandemia. Aún así, la última palabra la tendrá el TSJC porque como afecta a derechos fundamentales –el de libre circulación–, antes de entrar en vigor necesita el visto bueno de los jueces. Aragonès ha admitido que es una medida "severa" porque limita la libre movilidad a pesar de que ha argumentado que es "necesaria y clave" para parar la tensión del virus sobre el sistema sanitario y su personal. "Queremos evitar que en el futuro se tengan que tomar restricciones más importantes", ha advertido. Aragonès también ha querido aclarar que el confinamiento nocturno es paralelo a las otras medidas anunciadas esta semana por el Govern, que ya tienen la autorización del TSJC y que ya han entrado en vigor este jueves después de ser publicadas en el DOGC.

Precedentes contrarios

Aun así, los magistrados no tienen una posición unánime sobre el confinamiento nocturno. A pesar de que el Govern confía en que el TSJC siga el criterio del tribunal valenciano, hay precedentes contrarios. Por ejemplo, el Tribunal Superior de Justicia de las Canarias ha tumbado la petición del gobierno autonómico de aplicar el toque de queda en la isla de Tenerife, donde se acumula más incidencia del virus, a pesar de la valoración favorable de la Fiscalía. Otras comunidades como Cantabria también tienen previsto pedirlo.

stats