Sociedad 02/05/2021

El territorio reclama un modelo de renovables más ordenado y participativo

Decenas de personas se concentran en Sant Jaume contra las macroinstalaciones de renovables

3 min
Los concentrados, este mediodía, en plaza Santo Jaume

BarcelonaLos grandes proyectos de parques eólicos y fotovoltaicos surgidos en los últimos meses en varios puntos de Catalunya han recibido como respuesta la movilización de municipios y comarcas que piden al Govern un modelo de renovables más planificado en el territorio, que les dé voz en los proyectos y que proteja mucho más el patrimonio natural y paisajístico, el que ven amenazado con algunas de las solicitudes que están sobre la mesa.

El malestar de muchas entidades y plataformas locales es compartido, y este mediodía lo han expresado en una primera concentración conjunta en Barcelona convocada por la Associació de Micropobles de Catalunya y la Xarxa per la Sobirania Energètica con el apoyo de Unió de Pagesos. "Renovables sí, pero así no", han gritado en varias ocasiones los concentrados. Cada entidad hace meses que se moviliza por su cuenta ante algunos proyectos que ya han recibido la luz verde de la Generalitat para empezar la tramitación. A pesar de tratarse de un primer paso para que salgan adelante —la ponencia de renovables es solo un filtro inicial y no quiere decir que lleguen a construirse todavía—, las entidades viven con angustia la situación y piden una estrategia planificada, en la que se dibuje sobre el mapa las zonas donde pueden ir proyectos y se tengan en cuenta las administraciones locales y comarcales.

"Se nos quiere culpabilizar diciendo que vamos en contra de las renovables, y esto no es cierto en absoluto. Muchos hace años que luchamos justamente por las renovables y la sostenibilidad", explica al ARA Josep Barjuan, miembro de la plataforma Defensem lo Masroig, en el Priorat. Lamenta que el actual despliegue de las renovables en Catalunya se ha dejado a iniciativa de las grandes empresas y se expresa en "macroproyectos sin consenso inicial, sin respetar las directrices territoriales". Para Barjuan, el filtro que tenía que ser la ponencia de renovables —el órgano colegiado que depende del departamento de Territori pero donde están representadas también las voces de Agricultura i Patrimoni— "no funciona ni tiene los recursos para mirar a fondo los proyectos".

Cinco proyectos en el Priorat

En el caso del Priorat, señala Barjuan, hay ahora mismo cinco proyectos que ya tienen autorizada la tramitación: uno en Bellmunt del Priorat - El Masroig, dos en Capçanes y dos más en la zona de Falset. "Hablamos de 233 hectáreas afectadas en total, entre las cuales hay bosques, viñas y olivos", subraya, y dice que solo en el proyecto del Masroig quedan afectadas 72 hectáreas, de las cuales 38 se cubrirán con placas fotovoltaicas. "Dicen que esto tiene que generar trabajo. ¿De verdad? Yo me pregunto los jornales de la viña y el olivo de dónde saldrán si nos los cargamos".

Barjuan añade que estos proyectos en el Priorat no casan con la apuesta de consenso en la comarca que subscriben desde ayuntamientos hasta las DO vinícolas para cuidar del paisaje como un valor estratégico —se creó la candidatura para que fuera Patrimonio Mundial de la Unesco— y fomentar un agroturismo y un modelo socioeconómico agrícola. Por eso, pide al Govern que se replantee la implantación de estos proyectos y se estudien "espacios ya desnaturalizados que se pueden aprovechar".

La situación y las demandas están compartidas por el conjunto de entidades que se han encontrado este mediodía en Barcelona, venidas de la Segarra, la Alta Anoia, la Terra Alta y el Empordà, entre otros. Quieren hacer visible una "protesta social" por un modelo de transición energética que ven "impuesto" y contrario a los principios de participación territorial y modelo más democrático que figuran en el decreto catalán para el despliegue de las renovables.

stats