Economía 21/04/2022

Guindos ve posible una subida de tipo en julio

El vicepresidente del BCE dice que la institución decidirá en función de los datos macroeconómicos de junio

2 min
El vicepresidente del BCE, Luis de Guindos.

BruselasLa escalada imparable de la inflación en Europa está acelerando los planes del Banco Central Europeo (BCE). Si su presidenta, Christine Lagarde, confirmaba la semana pasada que el programa de compra de deuda concluirá a finales de este trimestre, este jueves en una entrevista a Bloomberg el vicepresidente de la institución, Luis de Guindos, ha dado un paso más y ha afirmado que empezar a subir los tipos el mismo mes de julio es "posible, en función de los datos macroeconómicos de junio".

En política monetaria cada matiz lingüístico significa miles de millones de euros y, ante unos mercados que esperan la subida de tipo para combatir la inflación, las palabras del exministro español son importantes aunque vayan acompañadas de varios peros. Lagarde ya hace semanas que explica que una vez concluya el programa de compra de deuda se empezará a hablar del aumento de los tipos de interés. Este es el plan del BCE, y se mantiene, la diferencia es que en la horquilla temporal que se había previsto se aceleran los tiempos.

"Desde la perspectiva de hoy, julio es posible y septiembre o más tarde también es posible. Miraremos los datos y entonces decidiremos", ha dicho Guindos. La horquilla temporal se mantiene, pero el vicepresidente del BCE confirma que empezar a subir los tipos ya desde el mismo mes de julio es una posibilidad que está sobre la mesa.

"No se ha decidido nada"

Si bien es cierto que el exministro español ha matizado que, por supuesto, no hay que correr para empezar a subirlos una vez se acaben las compras masivas de deuda: "Tenemos un poco de tiempo entremedias y dependemos de los datos económicos. Mi opinión es que el programa de compra de activos tendría que concluir en julio y que de cara al primer aumento de tipo tenemos que ver nuestras proyecciones, los diferentes escenarios y, solo entonces, decidir. No se ha decidido nada hasta ahora", aclara en la entrevista.

El BCE se ha mantenido inmóvil en los mínimos históricos de los tipos, a pesar de que otras instituciones, como la Reserva Federal norteamericana o el Banco de Inglaterra, ya han movido ficha y han encarecido el precio del dinero para hacer frente a la inflación. Sin embargo, según Lagarde las circunstancias en la eurozona son muy diferentes y, por ahora, no es necesario. Ahora bien, la misma presidenta reconocía que aumenta la preocupación alrededor del aumento de precios, que se está manteniendo en el tiempo más de lo previsto a causa, principalmente, de la escalada del coste de la energía que está provocando la guerra que Rusia ha empezado en Ucrania.

stats