Media 18/03/2022

Netflix quiere cobrar una cuota adicional a los usuarios que compartan sus cuentas

La compañía está probando esta medida en Chile, Costa Rica y Perú

2 min
Una persona mira Netflix al móvil

Netflix quiere acabar con la costumbre de muchos usuarios de compartir sus cuentas con amigos o familiares con quienes no conviven. Según avanza la revista Variety, la compañía está probando una nueva normativa en Chile, Costa Rica y Perú que obliga a los clientes que comparten sus credenciales a pagar un extra. Este cambio no implica que no se pueda compartir una cuenta, sino que para hacerlo se tendrá que pagar más.

"Siempre hemos facilitado que las personas que viven juntas puedan compartir una cuenta de Netflix, con funciones como perfiles separados y múltiples opciones de streaming, con las tarifas estándar y premium. Estas opciones son muy populares, pero también han creado cierta confusión sobre cuándo y cómo se puede compartir Netflix. El resultado es que las cuentas se comparten entre diferentes casas, y esto tiene un impacto en nuestras posibilidades de invertir en grandes series y películas", explica Chengyi Long, director de innovación de producto en Netflix.

La prueba que Netflix está desarrollando en Chile, Costa Rica y Perú prevé que los usuarios paguen un extra para incluir más miembros en la cuenta. Estas personas tendrán su propio perfil, recomendaciones de contenidos, usuario y contraseña a un coste bastante inferior de lo que cuesta una suscripción a Netflix. En Costa Rica, por ejemplo, añadir a un nuevo miembro tiene un coste extra de 2,99 dólares.

Como ha pasado con otras pruebas que ha hecho Netflix, esta función no tiene por qué convertirse en permanente y dependerá del feedback que reciba la empresa mientras dura el test. Netflix es la plataforma de streaming con más implantación en todo el mundo, pero su ritmo de nuevos subscriptores se ha retardado, hecho que dificulta su crecimiento. La compañía cerró el 2021 con 18 millones de nuevos usuarios, una cifra bastante por debajo de la de 2020, cuando llegó a los 37 millones.

Que Netflix hace tiempo que busca la manera de acabar con las cuentas compartidas ya se sabía. Hace una semana el digital The Verge informaba que diferentes usuarios habían alertado de una nueva función que obligaba al usuario a verificar que era el propietario de la cuenta. Si el usuario no era capaz de verificar su identidad, no podría consumir ningún contenido. "El test está diseñado para asegurarnos de que las personas que están utilizando una cuenta de Neftlix están autorizadas a hacerlo", explicó entonces un portavoz de la compañía.

stats